Lesión

En vilo por un tobillo

Polonara dejó el duelo de forma prematura por una lesión muy fea y queda a la espera de pruebas para saber si podrá jugar los 'play off'

17.05.2021 | 01:03
En vilo por un tobillo

La derrota de ayer en sí no fue lo más grave que el Baskonia extrajo de la adversa matinal ante el Unicaja. Corría el minuto 23 de partido cuando Polonara encogió el corazón a los seguidores azulgranas que presenciaban el duelo por televisión. Tras una aparatosa caída al intentar taponar un lanzamiento de Alberto Díaz, al cuatro italiano se le dobló por completo la articulación. Sus gritos de dolor se escucharon rápidamente y el hecho de que yaciera en el suelo completamente inmóvil sin tratar de ponerse en pie alimentó rápidamente la preocupación de todos los presentes.

Henry alertó al banquillo de que algo no iba bien. Tras unos minutos de suspense, Polonara se levantó sin ser capaz de apoyar la articulación sobre el suelo. Diop y uno de los preparadores físicos del equipo tuvieron que socorrerle. Enganchado a los hombros de ambos, el transalpino se marchó a los vestuarios para ver inmovilizada la zona y recibir un fuerte vendaje. Al poco tiempo y con el pie en alto sobre una silla, uno de los estandartes del Baskonia pudo presenciar la recta final del encuentro con el rostro circunspecto. Mientras tanto, compañeros y rivales como Brizuela y Thompson acudieron a la banda a interesarse por su estado físico mientras su semblante no auguraba nada bueno.

El club azulgrana cruza ahora los dedos para saber el tipo de esguince que sufre Polonara. En función del grado, la temporada podría haberse acabado ya para Polonara, que como mínimo causará baja para la doble confrontación en tierras catalanas ante el Barcelona y el Manresa.

Desde luego, la lesión tiene una pinta muy fea y, en principio, se verá obligado a parar durante un cierto tiempo. Una vez baje la hinchazón, está por ver las secuelas que ha dejado en un pívot que hasta ahora tan solo se había perdido un partido durante esta campaña. Fue, en concreto, la velada de Euroliga en la pista del Armani Milan tras otro pequeño esguince de tobillo sufrido días atrás ante el Iberostar Tenerife.

Casualidades del destino, el de ayer también puede haber sido el último partido de Polonara con la elástica del Baskonia. No en vano, todavía no ha dado su visto bueno a la oferta de renovación trasladada desde hace meses por Josean Querejeta y, tras su enorme revalorización como jugador azulgrana, cabe la firme posibilidad de que acepte un nuevo reto profesional lejos del Buesa Arena.

Aún se desconoce el tiempo exacto de baja pero dada la cercanía de los play off por el título, cuya fecha de inicio se desconoce ante la participación del Barcelona en la Final Four de Colonia entre los días 28 y 30 de este mes, cualquier cosa es posible. Las eliminatorias de cuartos, semifinales y final –todas ellas al mejor de tres asaltos para que los internacionales puedan incorporarse a sus selecciones de cara a la preparación del Preolímpico– están muy comprimidas en el tiempo tras la decisión de la ACB de alargar el cierre de la fase regular hasta el 23 de mayo. La resonancia determinará el grado del esguince de Polonara, cuyos números (2 puntos y 4 rebotes) estaban siendo ayer de lo más discretos hasta el momento de su fatídica lesión que le borró de la circulación.

noticias de noticiasdealava