Lucio Castañeda oficializa las discrepancias en Laguardia con su dimisión como alcalde

Va a dimitir hoy en un pleno que se va a celebrar a las 15.00 horas de la tarde

21.04.2022 | 12:45
Lucio Castañeda posando en una entrevista para DNA.

La falta de sintonía y de comunicación del alcalde de Laguardia y su propio equipo de gobierno ha llegado al punto de propiciar que Lucio Castañeda comunicara este jueves que dejaba la alcaldía, algo que se oficializará hoy viernes a las tres de la tarde, en un Pleno que se convocó con urgencia a última hora de la mañana de ayer jueves.

A partir de ese momento y hasta el lunes a las seis y media de la tarde, asumirá la alcaldía en funciones el primer teniente de alcalde, Ángel Coca, de EH Bildu, ya que a esa hora está convocado un Pleno para la elección del nuevo alcalde o alcaldesa, cargo que –en estos momentos– está por dilucidar por parte de los grupos municipales, aunque la elección podría recaer en el personaje más popular, Raúl Ezquerro, muy vinculado a la vida cultural y social de la villa en todos los ámbitos.

El consistorio cuenta con tres representantes de EAJ-PNV, otros tres del PP, dos de EH Bildu y uno del PSE.

Aunque nadie del equipo de gobierno, sus compañeros del PNV, EH Bildu y PSE, está por la labor de explicar la razón última que ha llevado a Castañeda a dimitir, y el propio alcalde ha ido dando argumentos diferentes, lo cierto es que fuentes del propio consistorio destacaban a DIARIO DE NOTICIAS DE ÁLAVA que la desconexión entre el alcalde y su equipo era notoria y pública desde hacía mucho tiempo, especialmente desde hace un par de semanas.

De hecho, el equipo ya había escuchado al ahora exalcalde su deseo –en forma de amenaza– de dimitir hace unos días.
El detonante ha sido un complemento económico de 15.000 euros destinado al secretario de la corporación que Castañeda quería aprobar con un decreto de alcaldía, a lo que sus compañeros se negaron.

De hecho, estaban dispuestos a votar en contra si lo llevaba a un Pleno. La razón del complemento es que el anterior secretario había logrado tener una retribución muy por encima de otros consistorios y el nuevo secretario, aunque el ayuntamiento había rebajado la retribución en los presupuestos, había recibido la promesa de Castañeda de que si se incorporaba a Laguardia tendría ese complemento.

Ante la negativa de sus compañeros de equipo de gobierno, el alcalde lo trató de llevar a cabo mediante un decreto de alcaldía, a lo que ellos argumentaron que votarían en contra de su convalidación.

El secretario, que procede de Labastida, había logrado la plaza en propiedad y aunque tenía hasta el próximo 13 de mayo para tomar posesión de la misma, lo cierto es que ya avisó que se incorporará el lunes.

noticias de noticiasdealava