Infraestructura

La nueva depuradora de Agurain evitará al Zadorra el vertido con mayor carga contaminante de la Llanada

La inversión en la infraestructura, que estará terminada en diciembre de 2021, asciende a 6,3 millones de euros y supone un paso en la gestión profesional avanzada del ciclo urbano del agua en todo el territorio

11.03.2021 | 13:05
Depuradora de Agurain

La nueva estación depuradora de aguas residuales de Agurain entrará en funcionamiento a finales de 2021 y dará solución a uno de los vertidos más problemáticos de la de los últimos años, evitando al Zadorra el vertido con mayor carga contaminante de la Llanada.

La consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, visitó este jueves las obras de la estación depuradora de aguas residuales de Agurain junto a Ramiro González, diputado general de Araba y Ernesto Sainz Lanchares, alcalde de la localidad. Se trata de uno de los principales proyectos del Acuerdo Marco sobre Infraestructuras Hidráulicas (2017-2027) firmado entre Ura y la Diputación Foral de Álava. Al acto también asistieron Antonio Aiz, director general de URA, Josean Galera, diputado foral de Medio Ambiente y Urbanismo, Amaia Barredo, viceconsejera de Sostenibilidad Ambiental y Nati López de Munain, directora foral de Medio Ambiente.

La construcción de la nueva infraestructura, que comenzó a realizarse en 2019 a realizarse en terrenos adyacentes al cementerio de la localidad, cuenta con una presupuesto de 6,3 millones de euros y su ejecución está prevista para agosto de este año. Una vez concluída, URA velará por su puesta a punta y correcta entrada en funcionamiento durante 6 meses. Finalmente, durante el primer cuatrimestre del 2022, la instalación será cedida al auntamiento de Agurain, de cara a su futura integración en el consorcio creado en Álava para una gestión profesional del agua.

Visita institucional a la depuradora de Agurain. Foto: Jorge Muñoz

Las instalaciones de la nueva depuradora acabarán con uno de los puntos de vertido más problemáticos de Euskadi dado el deficiente funcionamiento de la actual, con más de 30 años de historia, ha sido causa de frecuentes episodios de contaminación en el río Zadorra. produciendo".

Entre las características de la nueva EDAR destaca la construcción de un tanque de tormentas que, en momentos de precipitaciones intensas, permitirá retener los grandes caudales del agua de lluvia que se mezclan con las aguas residuales, impidiendo así su vertido sin depurar al cauce del río.

Desde las diferentes instuticiones participantes en el proyecto señalan que "esta instalación supone una garantía adicional para un entorno especialmente sensible como es el curdo superior del Zadorra, que desagua en el embalse de Ullibarri", principal fuente de abastecimiento de la Comunidad Autónoma. Además, incorporará un tratamiento reforzado de tres fases –pretratamiento, secundario y terciario-, "de modo que las aguas tratadas sean devueltas al cauce del río con la mejor calidad posible".

El diseño de la EDAR ha sido dimensionado para que la instalación pueda tratar las aguas residuales de una población equivalente a 33.825 personas (Agurain actualmente cuenta con una población cercana a los 5.100 habitantes), de forma que, además de cubrir las necesidades actuales de la localidad y de su zona industrial, sea capaz de absorber el tratamiento de futuros desarrollos urbanísticos o industriales o la hipotética incorporación de las aguas residuales de otros municipios.

La nueva depuradora ha sido diseñada teniendo en cuenta la variabilidad natural de la estacionalidad de los caudales en la cuenca, sin que en ningún caso repercuta negativamente en los rendimientos de los procesos de depuración.
Tras las visita a las nuevas instalaciones la consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, destacó que "uno de los aspectos más relevantes de esta depuradora es que hace un análisis y aborda todo lo que es el ciclo integral del agua, que aborda tanto las aguas residuales del ámbito urbano como del industrial. Las integra aquí y las depura antes de verterlas al río".

A su entender toda la tecnología que se ha incorporado en su construcción "diseñar una EDAR de ultimísima generación que fomenta la gestión del agua mucho más sostenible". En su intervención se felicitó porque "ponemos fin a una de las situaciones más problemáticas que teníamos en cuanto a vertidos de agua".

La UTE constituida por Aquambiente Servicios para el Sector del Agua SAU y Bycam SA es la encargada de acometer las actuaciones que permitirán poner en marcha la futura Edar de Agurain y cumplir así con los "exigentes límites" fijados en la autorización de vertido al cauce del Zadorra, cuyo caudal se funde con el embalse de Ullíbarri-Gamboa.

Visita institucional a la depuradora de Agurain. Foto: Jorge Muñoz

Ernesto Sainz Lanchares, alcalde de Agurain, agradeció la colaboración institucional para la puesta en marcha de la nueva depuradora para hacer realizar "una infraestructura que consideramos básica e imprescindible para asegurar el posible y futuro crecimiento de Agurain y también necesaria para cerrar el ciclo del agua y asegurarnos que mandamos agua limpia y en condiciones a nuestros ríos".

Ramiro González, diputado general de Araba, concluyó el turno de intervenciones institucionales señalando que "esta infraestructura comenzó su andadura gracias al impulso de la Diputación Foral de Álava en el año 2016". Apuntó que "este proyecto se enmarca dentro esfuerzo extraordinario que está haciendo la Diputación Foral de Álava en los últimos años en materia de obras hidraúlicas para paliar una carencia que resultaba patente en nuestro territorio".

En lo que se refiere a obras de abastecimiento en los últimos años se han llevado a cabo proyecto por parte de la Diputación Foral de Álava por un importe aproximado de 10 millones de euros como los depósitos de Berantivilla, Urarte, Amurrio, Dulantzi, Leza, de Agurain o de Oion, entre otros. En cuanto a saneamiento y depuración también se han invertido 10 millones de euros en los últimos años con obras obras en el saneamiento de Valdegobía, de Gopegui, del Valle de Arana o la mejora de la red de separativa de Dulantzi, entre otras. "Se trata de una puesta inequívoca de la Diputación de Álava", destacó González.

El diputado general también recordó que "desde la Diputación hace meses que trabajamos en las obras de construcción de la nueva red de colectores que trasladará las aguas residuales desde el casco urbano y desde los polígonos industriales hasta esta nueva EDAR", al tiempo que señaló que "se va a prestar un servicio de valor añadido a las actividades industriales que ya están asentadas o que pretendan asentarse en los polígonos industriales".