su pasión | La familia Arnaiz Porras

Paso a paso

09.01.2022 | 00:50

Aprendemos a poner los labios para soplar bien. El primer paso no puede ser otro que aprender a soplar por la boquilla de la trompeta y adelantamos que no es nada sencillo. Apretaremos los labios y mantendremos apretadas las esquinas de la boca y a continuación diremos la letra 'M' sin separar los labios. La boca siempre tendrá que estar recta, la mandíbula suelta y no apretaremos los dientes. Practicaremos esto varias veces. El siguiente paso será aprender a hacer un zumbido con los labios y el aire. Cuando tengamos interiorizado el zumbido trataremos de replicarlo en el interior de la boquilla de la trompeta. Practicaremos primero en la boquilla solo y cuando lo hagamos bien la pondremos en la trompeta y practicaremos.

¿Cómo se coge la trompeta? ¿Es tan sencillo como puede parecer? Con la mano izquierda envolveremos el cuerpo de la trompeta, ya que está mano será la que sostenga el instrumento y la derecha en cambio será la encargada de tocar los botones para emitir notas musicales. El agarre será firme pero nunca muy fuerte, esto se mejorará con el tiempo porque al principio tendremos la sensación de que se puede caer. Respecto a la mano derecha, que solo se unirá a la trompeta cuando vayamos a tocar, pondremos el pulgar entre las válvulas 1 y 2 y el dedo índice, el del medio y el anular en las válvulas 1, 2, y 3. El meñique quedará fuera. Por último, nos llevaremos la trompeta a la boca suave, ya que si lo hacemos fuerte no podremos tocar.

Conseguimos emitir nuestras primeras notas musicales con la trompeta. Después de haber aprendido a soplar por la boquilla de la trompeta, así como a sostener la misma tendremos que empezar a emitir los primeros sonidos. La primera nota será do y para ello, soplaremos en el interior de la trompeta sin presionar ninguna válvula. Antes de hacerlo respiraremos profundamente. Para la nota sol la vibración de los labios será más rápida. Recomendamos que antes de pasar a las siguiente practiquemos estas dos primeras notas de manera seguida. Seguido presionaremos el primer y tercero botón de la trompeta para tocar así la nota musical re. Soplaremos con la misma intensidad que en el do.

Tras esto practicaremos con las tres notas una y otra vez. Repetiremos esto cada vez que aprendamos una nota nueva. A continuación, tocaremos la nota mi presionando las válvulas dos y tres. Después vendrá la fa que tocaremos pulsando la primera válvula y para la nota la vibraremos más los labios mientras presionamos la primera y segunda válvula de la trompeta. Luego para la nota si soplaremos con la misma intensidad que en sol y pulsaremos la válvula central. Una vez tengamos todo trataremos de tocar todas las notas perfectamente y sin fallo.

Aprende a leer música y toca canciones que te gusten mucho. Una vez que dominemos a la perfección los tres pasos anteriores pasaremos a aprender a leer música y así, poco a poco empezaremos a tocar canciones que nos gustan, pero no nos cerraremos a aprender o descubrir otra muchas. En caso de que dominemos el lenguaje musical los siguiente pasos que queramos dar tanto con la trompeta como con la música serán mucho más sencillos, aunque con esto no queremos hacer ilusiones a nadie con que igual después de aprender esto de golpe y porrazo podremos sacar canciones con apenas escuchar la melodía. Faltará mucha práctica para eso. Eso sí para esto lo ideal es encontrar a un profesor para que nos enseñe. Aquí existe el debate de online o presencial, cada uno tendrá valorar lo que mejor le viene o más le gusta. Sí que es verdad que la cercanía de un profesor en formato presencial es única. Aun así, no valdrá solo con eso, habrá que practicar mucho.

Después de esto empezaremos a tocar canciones de menos a más. De las conocidas como las más sencillas hasta la más complejas. Lo ideal en este punto es hacernos ver que somos capaces de interpretar canciones y que suenen bien. Esto nos motivará y nos hará progresar. Si buscas un ejemplo lo ideal es empezar por el cumpleaños feliz. Tras esto, en caso de que nos veamos bien, probaremos a chillar las notas. Es una técnica que utilizan los profesionales en los solos. Y por último, tocará seguir practicando e imitando a los más grandes como Miles Davis, Louis Armstrong, Harry James o Maynard Ferguson.

noticias de noticiasdealava