Nefastas consecuencias de la crisis

Tapia augura que Euskadi sufrirá una recesión durante al menos cuatro meses

La consejera de Desarrollo Económico advierte de que no habrá “resurrección económica de un día para otro”

26.03.2020 | 01:56
Arantxa Tapia, ayer durante la entrevista. Foto: Irekia

donostia – La consejera vasca de Desarrollo Económico, Arantxa Tapia, confirmó los presagios que apuntaban a las nefastas consecuencias de la crisis del coronavirus en la economía vasca al mostrar su "seguridad" de que Euskadi entrará en una recesión que comenzará este mismo mes y se extenderá los tres siguientes, sin adelantarse a vaticinar si el periodo crítico se extenderá por un plazo mayor.

La responsable económica del Gobierno de Urkullu admitió en una entrevista realizada en ETB-1 que en estos momentos resulta difícil detallar la evolución que va a tener la economía en el conjunto del año porque dependerá en gran medida de la duración de la crisis sanitaria. y de las consecuencias que esta situación pueda acarrear. Aunque no existen ejemplos en las últimas décadas similares a la actual pandemia que azota con fuerza a todo el mundo, la consejera vasca de Desarrollo Económico sí señaló que "otras experiencias" ya avanzan que la economía tardará en recuperarse. "De estas situaciones se sale poco a poco", indicó Tapia, para advertir de que "no habrá resurrección económica de un día para otro", dijo. Argumentó esta afirmación en el marcado carácter internacional de la actividad económica vasca, lo que tiene importantes beneficios, pero también la expone a los acontecimientos que se registran a nivel mundial y, en este aspecto, todas las economías globales se han visto y verán afectadas de manera negativa.

Respecto a los ERTE que durante estos días se están multiplicando y se augura un crecimiento exponencial, Arantxa Tapia abogó por mantener la salud de la ciudadanía sin "perjudicar más" la ya dañada economía vasca. Reiteró su defensa del mantenimiento de la actividad "con las medidas de seguridad adecuadas" porque es "absolutamente necesaria" para garantizar los servicios básicos. Este mensaje coincide con el que lanzó ayer en las redes sociales el lehendakari Iñigo Urkullu, quien reiteró que todas las empresas deben cumplir "los protocolos de limpieza, higiene, distancia entre personas y seguridad en los puestos de trabajo", pero resulta necesario proseguir con la actividad por "múltiples razones de garantía del Estado de bienestar".

En cuanto a quienes reclaman el cierre de actividades no esenciales, el lehendakari recordó que un parón total dificultaría la prestación de servicios imprescindibles para la ciudadanía, puesto que dependen de "una actividad de soporte de producción, fabricación y distribución en marcha".

El mundo empresarial volvió ayer a respaldar estas manifestaciones pronunciadas desde el ámbito institucional. Así, Confebask reiteró que un cierre generalizado en el tejido empresarial vasco "sin acuerdos y de manera desordenada" solo contribuiría a "empeorar más las cosas".

Por su parte, las Cámaras de Comercio Vascas consideraron "muy importante" continuar con la actividad empresarial y evitar el colapso económico. A este respecto, apelaron a la sociedad vasca para que sea "sensible" a las consecuencias económicas que podría acarrear el cierre casi total de la actividad y consideraron que "cuanto menos se deteriore la actividad más rápida y positiva será la recuperación de la economía" en el territorio.

Nueva reunión La consejera vasca de Desarrollo Económico se reunirá hoy por vía telemática con las patronales, las cámaras de comercio vascas y los sindicatos para informales de las medidas adoptadas por el Ejecutivo vasco frente al covid-19. En un comunicado, el Ejecutivo vasco explicó ayer de que, además de Tapia, participarán en el encuentro el consejero de Hacienda y Economía, Pedro Azpiazu; la consejera de Turismo, Comercio y Consumo, Sonia Pérez, y la consejera de Trabajo y Justicia, María Jesús San José. A la reunión están convocados representantes de asociaciones empresariales (Confebask, Adegi, Cebek y SEA), Elkargi, cámaras de comercio y sindicatos de Euskadi. También asistirán los diputados de Promoción Económica de las instituciones forales.