Pandemia

El coronavirus, a punto de desaparecer de las residencias alavesas

La planta covid de la residencia Zadorra permanece vacía desde el viernes

09.03.2021 | 11:54
Entrada a la residencia Zadorra.
El diputado general alavés, Ramiro González, ha explicado en la mañana de este martes que en la actualidad hay tres personas usuarias de las residencias de personas mayores del territorio infectadas por covid-19, en concreto en Yécora, una menos que la semana pasada, por lo que espera que en los próximos días Álava siga el camino de Gipuzkoa y Bizkaia y el patógeno desaparezca de forma definitiva de estos recursos, donde la práctica totalidad de usuarios y trabajadores han sido vacunados.
 
Desde el inicio de la segunda ola 341 personas han superado la enfermedad en las residencias alavesas, en las que hay 16 trabajadores de baja por ser contacto directo de positivos o estar enfermos. La cifra es idéntica a la de la semana pasada.
 
La inminente desaparición del patógeno de las residencias se manifiesta en un dato tan simbólico como el de que en la planta covid de la residencia Zadorra, establecida hace siete meses como referencia para atender a las personas usuarias enfermas, no hay nadie ingresado desde el viernes. Con la segunda ola se reactivó y desde agosto pasaron por allí 100 personas, 26 de residencias del territorio, privadas fundamentalmente, 55 del hospital, y 19 de sus domicilios. Ahora la planta permanecerá abierta por "prevención y prudencia", ha dicho González.
 

Respeto a los pueblos alaveses

Por otro lado, y ante la apertura este martes de la movilidad entre municipios y territorios históricos, el diputado general ha hecho un llamamiento a la población a respetar el entorno natural del territorio y sus pueblos, ante el previsible aumento de las visitas.

"Lo que me trasladan desde nuestros pueblos es que esta pandemia ha servido para que se conozca mejor el territorio. Eso es positivo, y muchos de los negocios de los pueblos que han pasado por una situación de dificultad especial; hoteles, restaurantes o alojamientos rurales que podían estar abiertos pero no tenían actividad, esperan con ilusión que sus negocios tengan una mayor afluencia", ha explicado González.

 
Sin embargo, ha insistido en "la llamada a la prudencia; hay que seguir evitando aglomeraciones, y recordar que nuestro territorio es inmensamente rico porque se ha cuidado desde siempre por quienes viven ahí. Quienes acudan de manera ocasional tienen que cuidar también del mismo", ha manifestado el diputado general, quien considera compatible "la recuperación de la actividad con el cuidado que les debemos a nuestros pueblos".