Satisfacción por las pruebas de carga del bus eléctrico

La empresa municipal de transporte público Tuvisa analiza los pantógrafos que servirán para mover el BEI en 2021

14.10.2020 | 01:06
Pie de foto. Foto: Firma

Vitoria – Tuvisa inició ayer las pruebas de los pantógrafos que servirán para cargar los autobuses que prestarán el servicio de bus eléctrico (BEI) a partir del verano de 2021. Concretamente, los primeros tests se han realizado en la parada de El Boulevard con resultados "satisfactorios" al funcionar correctamente la instalación.

Estos postes, diseñados por Irizar E-Mobility, permitirán una recarga de batería de los autobuses en apenas cuatro minutos. Además de los de El Boulevard, este sistema también operará en la parada de Mendizorroza, con el objetivo de que los vehículos puedan dar toda la vuelta en modo cien por cien eléctrico sin ningún problema. Por la noche, la empresa municipal de transporte público de Vitoria realizará la carga lenta y completa de los autobuses en la unidad funcional de carga que se ubicará en las futuras cocheras.

El BEI es un sistema de transporte público eficiente y de alta capacidad –define el Ayuntamiento– que pretende conectar mejor todos los barrios de la ciudad y fomentar la movilidad sostenible y saludable. Va a dar servicio en la actual línea 2 de Tuvisa, la Periférica, a partir del verano del próximo año, mediante 13 vehículos eléctricos Irizar de tecnología punta.

Esta línea circunvala Gasteiz y su recorrido conecta puntos clave de la ciudad, como la estación de autobuses, el Hospital de Txagorritxu, el Gobierno Vasco, la universidad, la estación de autobuses y el complejo de Mendizorroza. El nuevo sistema, que "supondrá una auténtica revolución en el transporte público gasteiztarra", contará con un trazado de diez kilómetros en el que se van a integrar 23 paradas nuevas por sentido, ubicadas en emplazamientos que en la actualidad disponen de paradas convencionales, informa el gabinete Urtaran.