El límite salarial del Alavés se ve reducido en siete millones de euros

La entidad albiazul cuenta con el quinto margen más bajo de Primera División, 42 millones, solo por delante de los tres recién ascendidos Huesca, Elche y Cádiz y Levante

18.11.2020 | 02:38
El Deportivo Alavés tan solo pudo fichar en propiedad a Jota Peleteiro el pasado verano. Foto: Iñigo Foronda

Vitoria – La Liga de Fútbol Profesional hizo ayer públicos los límites salariales de todos los equipos de Primera y Segunda División para la temporada 2020-21. Un margen que ha notado la sacudida de la crisis del covid-19 y ha afectado a la mayoría de equipos, incluido el Deportivo Alavés, que ha visto su capacidad económica reducida en siete millones de euros. Si la pasada campaña la entidad gasteiztarra podía permitirse gastar 49.771.000 euros en salarios de la plantilla, el presente curso no puede exceder los 42.031.000 euros. Obviamente, tanto la entidad babazorra como el resto de equipos eran conocedores de este límite presupuestario en verano, pero la competición, como acostumbra a hacer cada ejercicio, publicó ayer los números de todos los clubes en un ejercicio de transparencia.

Los números del Deportivo Alavés explican los apuros que pasó el club en verano para poder fichar. La entidad del Paseo de Cervantes solo ha podido adquirir en propiedad a Jota Peleteiro, que aterrizó gratis con un sueldo moderado y solo con un año de contrato. El resto de fichajes, Rodrigo Battaglia, Deyverson, Florian Lejeune y Tomás Tavares, han recalado en forma de cesión. Para hacer posible sus incorporaciones, el Glorioso se ha visto obligado a cerrar numerosas salidas y cesiones con el fin de aligerar la plantilla. En esta tesitura, no es de extrañar que el club no haya podido cerrar contrataciones de renombre como las de Lucas Pérez y Joselu el curso pasado.

El covid-19 ha afectado a todos los clubes de una manera similar, aunque unos han salido más perjudicados que otros. El Alavés, en concreto, es de los que más lo ha notado, ya que siete millones de euros es un pellizco importante para un club con un presupuesto tan limitado y pueden marcar la diferencia. Si la temporada pasada el Glorioso tenía el sexto límite salarial más bajo de Primera División, este curso ha bajado un escalón más y es el quinto que menos puede gastar en sueldos. Por debajo solo están los tres recién ascendidos –el Cádiz, el Huesca y el Elche– y el Levante, que ha visto reducido drásticamente su límite salarial, que ha pasado de 54 millones de euros en 2019 a 37 en 2020.

Ambos se han visto sobrepasados por conjuntos que han aguantado mejor el envite del coronavirus e incluso han mejorado sus condiciones como el Valladolid, que pasa de 32 a 49 millones, Osasuna, que crece desde los 38 hasta los 46 millones o el Granada, que con su clasificación para la Europa League ha saltado desde los 35 a los 56 millones de euros de límite salarial. El Eibar, al igual que el Alavés, ha visto reducido su margen de maniobra, pero supera a los vitorianos en 700.000 euros.

El Barça, el gran perdedor En cuanto al resto de equipos, llama la atención el mordisco que se ha llevado el margen salarial del FC Barcelona, que este año puede gastar casi 300 millones de euros menos que el anterior en sus futbolistas, ya que su límite ha pasado de 671 millones de euros a 382. Por ello, ahora el equipo con mayor margen salarial es el Real Madrid, que cuenta con 170 millones de euros menos que el pasado curso, quedándose en 468 millones de euros. El Atlético pasa de 348 a 252 millones de euros. No extraña, por lo tanto, que los tres clubes estén continuamente intentando introducir recortes en los sueldos de sus futbolistas.

También bajan Valencia y Betis, mientras que el Villarreal es el que menos ha visto afectadas sus cuentas y más ha crecido esta última temporada, pasando de 108 a 145 millones de límite salarial. También suben la Real Sociedad gracias a su clasificación para la Liga Europa y el Athletic, a pesar de que este curso no compite fuera de las fronteras. Llama la atención que un equipo de Segunda como el Espanyol tenga un límite salarial tres millones de euros superior al del Alavés. El equipo que menos puede gastar en sus futbolistas de toda la Primera División es el Elche con 34 millones de euros, ocho menos que el Glorioso, que cuentan con prácticamente el mismo margen salarial que el Cádiz, con 41 millones de euros.