Euskadi impulsará cooperativas ciudadanas de generación de energías verdes

Ekiola Energia Sustapenak tendrá su primer proyecto en Azpeitia

09.02.2021 | 01:08
La consejera de Desarrollo Económico Arantxa Tapia presidió ayer en Chillida Leku la presentación de Ekiola Energia Sustapenak. Foto: Iker Azurmendi

hernani – Euskadi impulsará la creación de cooperativas ciudadanas de generación y gestión de energías renovables a través de parques solares que se instalarán en municipios y comarcas.

La consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, y el presidente de la Corporación Mondragón, Iñigo Ucin, presentaron ayer en el museo Chillida Leku de Hernani esta "iniciativa pionera", que se articulará bajo el paraguas de una nueva sociedad, denominada Ekiola Energia Sustapenak.

Tapia explicó que el proyecto es fruto de la colaboración público-privada entre el Ente Vasco de la Energía y la ingeniería Krean, integrada en Mondragon, y nace para hacer efectiva en Euskadi la estrategia europea de cambio energético, que se cimienta en la implicación de la ciudadanía en la generación y gestión de energías verdes para autoconsumo.

A este respecto, Azpeitia se convertirá en breve en la primera en impulsar el proceso que conllevará la puesta en marcha de una instalación solar de estas características.

Este sistema hará posible la creación de infraestructuras energéticas de una dimensión significativa (parques solares de entre 1 MW a 5 MW de potencia), que generarán energía de cercanía con el objetivo final de que las personas que formen parte de la cooperativa se aprovechen de las economías asociadas a las instalaciones fotovoltaicas y generen un volumen de energía equivalente a todo su consumo eléctrico.

La fórmula con la que se ha diseñado la gestión y viabilidad de estos proyectos contempla la adquisición de una parte de la propiedad de la cooperativa por parte de sus consumidores, con un coste equivalente al consumo energético de su vivienda.

Cada cooperativa construirá y operará instalaciones con un coste de generación estable por un plazo de operación muy prolongado (25 años o más) y que se gestionará para un volumen importante de personas de manera que las instalaciones tendrán las economías propias de un proyecto de mediana o gran dimensión.

Tapia aseguró que la transición energética urge a poner en marcha este tipo de iniciativas y recordó el objetivo de que el 20% del consumo de energía en 2030 proceda de renovables.