Bilbao -París

30.03.2021 | 00:11
Rementeria, Prudhomme, Aburto y Zupiria. Foto: DFA

La llegada de la Grand Départ del Tour en 2023 a Euskadi es la historia de más de cuatro años de acercamiento, insistencia y convicción, encuentros, reuniones, mensajes y negociaciones con Christian Prudhomme

El pasado viernes, el Museo Guggenheim abrazó la puesta en escena de la presentación de la Grand Départ 2023 del Tour de Francia. La carrera más grande saldrá de Bilbao. Además, dos etapas de la misma se disputarán íntegramente en suelo vasco antes de que la carrera alcance Iparralde. "Un sueño hecho realidad", reflejó el lehendakari Iñigo Urkullu. Cada letra de esa frase contiene una historia, un viaje homérico, una aventura apasionada. La cronología de ese sueño certifica la conquista de una cumbre extraordinaria.

Prudhomme, en Bilbao

La Vuelta recupera la orografía de Euskadi y Bilbao sirve de salida y meta de una etapa de 2016. Destaca la presencia de Christian Prudhomme, director general del Tour de Francia, invitado de Javier Guillén, director de la Vuelta. Comienza a respirar el sueño del Tour. Prudhomme es la clave de bóveda. Es el cerrajero del Tour. Guillén acerca el deseo de las instituciones vascas a los oídos de Prudhomme. Por eso está en Bilbao. El patrón del Tour se reúne con Juan Mari Aburto, alcalde de Bilbao, y Unai Rementeria, diputado general de Bizkaia. Ambos le expresan a Prudhomme su deseo de que el Tour vuelva a Euskadi.

Junio de 2017, Bilbao

A Prudhomme le ha gustado lo que ha presenciado. Además del director de la Grande Bouclé, Prudhomme es un apasionado del ciclismo. "Es una tierra que adora el ciclismo". El francés deja la primera pista. En junio de 2017, Gobierno vasco, Diputación de Bizkaia y Ayuntamiento de Bilbao escriben al director del Tour para trasladarle su convicción de mantener el contacto y poder acoger una etapa del Tour de 2019. La apuesta es seria.

Logroño, 2017

La Vuelta frena en Logroño. Es 4 de septiembre. París está en el horizonte. Un año después de la primera reunión con Prudhomme, la cita es con Guillén. Bizkaia contempla una etapa de la Vuelta para 2018. La idea es diseñar una jornada espectacular para reclamar la atención del director del Tour y mostrarle de qué son capaces las instituciones vascas.

Enero de 2018, Bilbao

El diputado general, Unai Rementeria, escribe al director general de Tour para invitarle a la presentación de la etapa de Bizkaia de la Vuelta. Prudhomme no puede asistir. El 15 de enero, Rementeria presenta en Bilbao la etapa de Bizkaia acompañado por Guillén. "Soñamos con una etapa espectacular en la Vuelta y la tenemos". La etapa nacerá junto al mar, en Getxo, y finalizará en el Monte Oiz. Es el mensaje de seducción para Prudhomme.

Septiembre, 2018

"He vivido muchas etapas como director, muchísimas, pero nunca algo así", confiesa emocionado Guillén tras llenarse los ojos. El coche del director de la Vuelta recorre las carreteras de Bizkaia, que ha acudido en masa a la llamada del ciclismo, camino del Monte Oiz. Guillén habla de algo que jamás había vivido. El eco que retumba en Oiz atraviesa fronteras. Prudhomme es consciente de ese grito de emoción.

Febrero y marzo de 2019

Bizkaia tiene un mensaje para Prudhomme. "Tour de France. La Bizkaia t'attend". El vídeo refresca las imágenes de la etapa del Oiz. Lo cuelga en sus redes sociales la Diputación de Bizkaia el 12 de febrero de 2019. La caza del sueño continúa. El 5 de marzo, el lehendakari Iñigo Urkullu y el presidente de la Mancomunidad de Iparralde Jean-René Etchegaray aúnan fuerzas para insistir al Tour que Euskadi quiere la mejor carrera del mundo. "Estamos interesados; no sé si será para 2022 o 2023", dice el lehendakari.

Regreso de la Vuelta

Regresa la Vuelta a Bilbao. La etapa la conquista Gilbert y Guillén sigue prendado por la pasión del público. El mejor reclamo para Prudhomme. Rementeria y Aburto han comprobado que el suelo para reclamar el Tour es firme. Sin dejar que se apagara ese fuego, el Gobierno vasco, Diputación de Bizkaia y Ayuntamiento de Bilbao escriben a Prudhomme. Es octubre. Quieren una reunión oficial a la mayor brevedad posible.

París, noviembre, 2019

El día D se acerca. La reunión tiene lugar en París, en la sede de A.S.O. Es 7 de noviembre. Bingen Zupiria, consejero de Cultura, en representación del Gobierno vasco; Rementeria y Aburto son la delegación vasca. Prudhomme deja claro que la posibilidad de que Euskadi acoja la salida del Tour en los próximos años encaja. No hay una fecha. C'est le Tour. El 3 de diciembre de 2019 vuelven a escribir a Prudhomme. A la espera de su respuesta adjuntan un documento que recoge su ambiciosa visión: la Grand Départ en Euskadi en 2023 y, antes, en 2022, una etapa.

La pandemia y el garaje

La respuesta se dilata. En primavera estalla la pandemia. El Tour corre el riesgo de no celebrarse. Solo cuando concluye la carrera, Prudhomme escribe a las instituciones vascas. El cónclave, esta vez en Bilbao, se produce el 14 de diciembre de 2020. La discreción es máxima. Eso obliga a los dirigentes del Tour a entrar en el palacio de la Diputación Foral de Bizkaia por el garaje. Nada de testigos. El director general del Tour dice a sus interlocutores (de nuevo Zupiria, Rementeria y Aburto) que la etapa de 2022 no es viable, pero Prudhomme tiene un as: la Grand Départ del Tour en Euskadi en 2023.

noticias de noticiasdealava