Segunda femenina

Las Gloriosas se hacen grandes en Ibaia, un campo inexpugnable

Las vitorianas sobreviven a la primera parte, para luego brillar y ganar con doblete de Ane Miren al Barcelona

10.02.2020 | 06:25

Deportivo Alavés3

F.C. Barcelona B2

DEPORTIVO ALAVÉSCristina Cornejo, Maitane García, Mérida, Vera Martínez, Saioa (Erika Lima, minuto 45), Gema (Amancay Urbani, minuto 45), Míriam, Alba Aznar (Sanda Malesevic, minuto 75), Miku, Ane Miren y Alexia JR (Marta San Adrián, minuto 59).

F.C. BARCELONA B Meritxel Muñoz, Ariadna Mingueza, Zaira Flores, Jana Fernández, Helena Barco (Esther Laborde, minuto75), Paula Gutierrez, Aida Esteve, Bruna Vilamala, Arola Aparicio (Enma Ramírez, minuto 62), Sara Ismael, Tere Morato (Claudia Ruimallo, minuto 62).

Goles 1-0, Ane Miren (minuto 27), 1-1, Jana Fernández (minuto 30), 1-2, Arola Aparicio (minuto 35), 2-2, Alexia Blanco (minuto 51), 3-2, Ane Miren (minuto 87).

Árbitros Haizea Castresana, quien ha mostrado tarjetas amarillas a Tere Morato (minuto 60) por parte del F.C. Barcelona, y a Vera Martínez (minuto 20) por parte del Deportivo Alavés.

Estadio Encuentro correspondiente a la jornada 20º de la Liga Reto Iberdrola en la Ciudad Deportiva José Luis Compañón (Ibaia) ante 300 espectadores.

vitoria - El Alavés femenino tenía una difícil papeleta en la jornada de ayer ante el Barcelona B, ya que tras la derrota de la anterior semana ante el Eibar, el duelo frente a las catalanas se había convertido en un partido decisivo para soñar con el ascenso. Y una vez más, las Gloriosas se abrazaron a Ibaia para ganar a uno de los cocos de la categoría.

Esos nervios albiazules se notaron en el comienzo del encuentro, donde las de Jordi Ventura salieron mucho más agresivas y enseguida se hicieron con el control del partido y las vitorianas no acababan de encontrarse. La primera ocasión no tardó en llegar con un pase en profundidad para Tere Morato, pero la delantera erró en el mano a mano, y el disparo fue muy flojo para que Cristina detuviera el esférico sin mayores problemas.

A pesar de la seguridad catalana, con el paso de los minutos el Alavés consiguió despertarse y quitarse esos agobios iniciales para frenar el ímpetu visitante. Sin embargo, las mejores ocasiones llegaban para el Barcelona, en especial por la banda derecha, donde Arola Aparicio estaba volviendo loca a la defensa albiazul. La extrema azulgrana volvió a tener otro mano a mano, pero tampoco estuvo acertada de cara a portería.

Las catalanas estaban encontrando con demasiada facilidad los huecos en la defensa vitoriana, pero por el momento la guardameta local estaba muy segura bajo palos. Y cuando no era Cristina, era la propia defensa quien salvaba el gol visitante, Gema Soliveres evitaba el gol sacando el balón en el último instante.

Las de Joseba Basarrate no terminaban de despertar y esos nervios se podían palpar, Vera recibía una cartulina amarilla tras perder un balón y tener que realizar la falta para evitar que la delantera se fuera sola.

Cuando mejor se encontraban las catalanas sobre el césped y con un Alavés que prácticamente no había disparado a puerta, llegó el gol local con un tanto de Ane Miren, quien aprovechó un error catalán y Miku le asistió a la extrema albiazul para que esta rematara a placer. Sin embargo, el Barça no tardó en responder y empatar tras una falta que golpeaba en el larguero y cuyo rechace le caía a Jana Fernández para que marcara a placer.

El Barça no bajaba el ritmo y estaba mereciendo el segundo gol, y tampoco se hizo esperar demasiado. Esta vez por la banda izquierda y cuyo centro aprovechó Arola para que su remate de primeras fuera entre los tres palos y así adelantar a las suyas. Los minutos posteriores fueron un suplicio para las vitorianas que recibieron el descanso como agua de mayo, ya que se veían incapaces de parar las acometidas del rival.

cambio radical El encuentro se reanudaba y mucho tenía que cambiar el encuentro para que el Alavés tuviera opciones de darle la vuelta al marcador. Y así fue. Joseba Basarrate realizó dos cambios dando entrada a Erika y Urbani -la extrema fue de las mejores del encuentro- y las gloriosas cambiaron de imagen de manera radical para hacerse con el tempo del partido.

A los pocos minutos y con un esférico dividido que nadie quiso despejar lo aprovechó Alexia para meter el pie y empatar el encuentro. Además del marcador (empate a 2), lo mejor era la buena imagen local, Urbani y Ane Miren habían entrado en juego y ahora las ocasiones no dejaban de llegar para las locales. Joseba Basarrate quiso aprovechar el momento y dio entrada a Marta San Adrián para poner toda la carne sobre el asador.

A continuación, Urbani falló de manera inexplicable a portería vacía, la extrema albiazul hizo lo más difícil deshaciéndose de la guardameta y defensa rival para luego no lograr marcar con la portería totalmente vacía. Ahora era el Barcelona quien sufría las acometidas vitorianas y no eran capaces de pasar de su terreno de juego. Aunque eso sí, las de Jordi Ventura siempre llevaban peligro en sus botas, sobretodo con disparos lejanos, como con uno de Aida Esteve que se marchó rozando el larguero.

A pesar de que Urbani estaba siendo la mejor del partido, no estaba acertada de cara a portería y prueba de ello fue que tuvo otra oportunidad calcada a la anterior, pero volvió a fallar a portería vacía.

El físico comenzó a hacer mella en ambos equipos y el encuentro bajo de intensidad y también se igualó dando la sensación de que cualquier conjunto podía adelantarse en el marcador. Las ocasiones llegaban a cuenta gotas en ambas porterías, pero las guardametas evitaban una y otra vez que se vieran más goles.

Hasta que apareció de nuevo Urbani asistiendo a Ane Miren para que la jugadora albiazul desde la banda izquierda no perdonara y adelantara a las suyas a falta de pocos minutos para el final. La argentina pudo sentenciar el encuentro con un sprint por la banda derecha, pero se quedó sin fuerzas en el mano a mano y su disparo fue flojo.

Al final, victoria para un Alavés que se recupera y aún sueña con el ascenso gracias a Ibaia, un campo inexpugnable.