Apagón

Un final de pesadilla

El Baskonia se queda sin anotar una canasta en juego en los últimos 8 minutos, en los que sólo metió dos puntos merced al tiro libre

18.10.2021 | 00:46
Giedraitis trata de eludir la defensa de Sastre. Foto: Josu Chavarri

Otro apagón. En Berlín fueron casi 20 minutos. Esta vez fueron diez. Pero si en el Mercedes-Benz Arena la suculenta renta amasada en la primera mitad le permitió lograr la victoria, esta vez no había el suficiente colchón para salir airoso de la tremenda pájara sufrida en el cuarto final.

En esos diez minutos finales, el Baskonia no dio ni una a derechas. Irreconocible. Ni una canasta en juego en los últimos 8 minutos. Pérdidas, fallos en el tiro y una mala defensa acabaron condenando a un Baskonia que fue capaz de levantarse de la lona en hasta tres ocasiones.


El carácter y el juego le permitieron firmar antes tres espectaculares remontadas. Después de un 9-21 en la mitad del primer cuarto, los de Dusko Ivanovic se acercaron hasta un 20-21 en los primeros compases del segundo con un parcial de 11-0. Vivos tras la primera bofetada. Mediado el segundo cuarto recibió la segunda, cuando el Tenerife se escapó de 13 puntos (22-35). Pues bien, el cuadro azulgrana volvió a levantarse con un parcial de 16-2 para llegar al descanso por delante.

 

Parcial de 15-0


Vivo cuando peor estaba. La historia se repitió de nuevo en el inicio del tercero cuarto. Un mal inicio les llevó a estar seis abajo. Pintaban mal las cosas otra vez. Pues bien, un racial parcial de 15-0 le permitió tener el partido a su favor (55-46). Viento a favor. Parecía que ya estaba casi todo hecho y ya era cuestión de rematar al rival.




Pues no. De nuevo apareció la peor versión del Baskonia. Desconocido. Únicamente seis puntos en esos últimos diez minutos le acabaron condenando a la derrota. Los pupilos de Ivanovic fueron incapaces de anotar una canasta en juego en los últimos 8 minutos.

Una canasta de Enoch en los primeros compases, más otra de Tadas Sedekerskis tras genial asistencia de Giedraitis fueron los únicos puntos en juego en esos diez minutos finales. Puntos que llegaron por cierto en los dos primeros minutos del cuarto. En los últimos ocho, sequía total. Un tiro libre de Enoch mediado el periodo y otro de Costello ya con el partido en sus últimos segundos fue el paupérrimo balance del Baskonia en este último cuarto.



Fallos y más fallos. En este último cuarto, el Baskonia falló sus nueve triples. La puntería mostrada hasta entonces desapareció de golpe y plumazo. Y es que en los tres primeros cuartos, los pupilos de Ivanovic había logrado un más que notable 40% de acierto desde la línea de 6,75 metros gracias a sus 8 aciertos de 20 intentos.

Siendo esto preocupante, más aún lo es lo poco que fue capaz de tirar el Baskonia en esos diez minutos finales, ya que a esos nueve tiros triples fallados hay que añadir tan sólo dos aciertos en otros seis lanzamientos de dos, un pobre (33%). Ahogados por la defensa del Tenerife.

noticias de noticiasdealava