Estudian fórmulas para hacerlo

Baskonia y Alavés devolverán la parte del abono no disfrutado

Aficionados Los clubes estudian fórmulas para reembolsar los partidos que no tendrán público

28.04.2020 | 00:48
Josean Querejeta y Alfonso Fernández de Trocóniz en un acto conjunto de Baskonia y Alavés. Foto: DNA

Vitoria – Saski Baskonia y Deportivo Alavés anunciaron ayer que sus respectivos abonados se verán compensados económicamente por los partidos de sus equipos que ya no podrán disfrutar en directo. Sin anunciar todavía la fórmula que utilizarán, a través de una carta rubricada por sus respectivos presidentes, Josean Querejeta y Alfonso Fernández de Trocóniz, ambas entidades anunciaron oficialmente esa devolución futura a sus aficionados de la parte proporcional del abono que no van a poder disfrutar en el Buesa Arena o Mendizorroza si se retoman las competiciones a lo largo de las próximas semanas. Una medida que supone un menoscabo económico reseñable –en torno a medio millón de euros en el caso del club de baloncesto y alrededor del doble en el de fútbol–, pero que a nivel social se traduce en un espaldarazo destacado de cara a sus masas sociales. No en vano, en este tipo de contratos y al ser la pandemia causa de fuerza mayor, no existe obligación legal alguna de devolver las cantidades ya desembolsadas por los abonados.

"Queremos informaros que desde el club estamos ya trabajando en las diferentes fórmulas de devolución de la parte proporcional del abono correspondiente a los partidos no disputados en nuestro estadio durante el final de la campaña 2019-20, así como en la operativa de devolución. De la misma manera, aquellos seguidores que hubieran comprado sus entradas para cualquiera de los partidos restantes, también tendrán a su disposición diferentes opciones de devolución del importe de las entradas adquiridas. En el momento en que tengamos perfiladas todas las opciones de devolución tanto para abonados como para compradores de entradas, lo pondremos en tu conocimiento", anunciaba la carta.

De los 34 partidos que sumaban la fase regular de la Euroliga y de la ACB, en el Buesa Arena todavía quedaban por celebrarse ocho (Zaragoza, Bilbao, Milán, Valencia, Panathinaikos, Gran Canaria, Murcia y Barcelona), lo que supone el 23,5% del abono que será devuelto a los aficionados –esta temporada el club no ha ofrecido cifras oficiales, pero la pasada rondaba los diez mil abonados– con una fórmula que todavía está por definir, ya que tanto la competición nacional como la continental, si se puede volver a jugar, se desarrollarán en una sede única.

Si esa opción de retomar las competiciones deportivas profesionales se puede llevar a cabo, Mendizorroza acogerá partidos, pero serán a puerta cerrada. De los diecinueve compromisos ligueros que debían disputarse en el estadio del Paseo de Cervantes, todavía quedan pendientes cinco (Real Sociedad, Osasuna, Granada, Getafe y Barcelona), por lo que a los abonados albiazules –según la cifra oficial ofrecida al inicio del presente curso, por encima de los diecisiete mil– les correspondería la devolución de un 26% de su carné.

Además, tanto Baskonia como Alavés se encuentran trabajando en el escenario de la próxima temporada, cuya primera parte también se prevé será sin público.