Día Internacional para la eliminación de la violencia contra la mujer

Álava multiplica por diez su ayuda en una década a las mujeres maltratadas

La red residencial de la Diputación ya ha acogido este año a 121 personas

25.11.2021 | 00:08
Mujeres manchan sus pies de rojo en un acto de protesta. Hoy, 25-N, día contra la violencia hacia las mujeres, sólo por el hecho de serlo, miles de personas van a salir a la calle para plantarse ante esta lacra social lejos aún de remitir, a tenor de los datos de víctimas. Foto: Alex Larretxi

El Servicio Hegoak ha aumentado un 74% su presupuesto en la última década
El presupuesto en atención a mujeres víctimas se ha cuadruplicado

Hoy, 25-N, día contra la violencia hacia las mujeres, sólo por el hecho de serlo, miles de personas van a salir a la calle para plantarse ante esta lacra social, lejos aún de remitir, a tenor de los datos de víctimas que arrojan las estadísticas. Álava no es ajena a esta demoledora realidad, que empuja a las instituciones a redoblar recursos para asistir a quienes sufren este maltrato, ya sea de forma directa (mujeres) o indirecta (hijos, hijas, familias...).

Sirvan como ejemplo de esta realidad tres datos. En lo que va de año, 121 víctimas de violencia de género han estado acogidas en la red residencial que la Diputación de Álava pone a su disposición: 50 mujeres, 70 niños, niñas o adolescentes a su cargo y una persona adulta, también a su cargo. El número de personas que ha necesitado atención psico-social especializada en el servicio foral Hegoak asciende a 1.103 de enero a octubre, cifra récord en Álava, el doble que hace una década. Y 221 mujeres han recibido atención socio-jurídica en este mismo recurso frente a las 151 del año 2012.

La red de recursos de acogida para mujeres víctimas es amplia en Álava. La Diputación ha multiplicado por diez las plazas residenciales a lo largo de la última década. Y ha cuadriplicado el presupuesto destinado a atender a mujeres víctimas de violencia machista: de 657.791 euros en 2013 a 2.342.180 euros consignados para 2022, según las cifras facilitadas por el departamento de Políticas Sociales.

en caso de emergencia

Así, el territorio disponía en 2012 de dos viviendas de acogida temporal, con diez plazas. En 2021, a las víctimas de la violencia machista se les acoge en tres tipos de centros.

En un primer momento se les recibe en el centro de acogida inmediata, más conocido como CAI, preparado para llegadas de emergencia, en cualquier momento del día y de la noche, los 365 días del año. Se trata de un recurso de alta intensidad, con atención continua las 24 horas del día. Es un espacio residencial de estancia durante el tiempo necesario para diagnosticar las necesidades de las víctimas, recibir los primeros auxilios psicológicos y apoyarles en la toma de decisiones, además de gestionar el acceso a los recursos y servicios idóneos para cada caso.

"A lo largo de 2021, desde la Diputación hemos dado respuesta a la demanda creciente y hemos realizado una adecuación de las instalaciones y ampliación de la capacidad, pasando de cinco unidades familiares atendidas simultáneamente a contar con hasta ocho unidades familiares", subraya la entidad foral. En lo que va de año, 62 víctimas de la violencia machista por la pareja mujeres, hijas, hijos han recibido apoyo intensivo en el CAI.

Sin embargo, hay casos en los que la acogida residencial debe continuar en el centro de media estancia (Carme), un recurso de intensidad y duración media. Cuenta con atención 24 horas del día y todas las acogidas son programadas. Este recurso se puso en marcha a principios del año pasado y tiene capacidad para recibir a cuatro unidades familiares de forma simultánea. En lo que va de año, se ha acogido ya a 36 personas, según datos de la Diputación alavesa.

estancia en pisos

En ocasiones, además, la acogida residencial a las víctimas de violencia de género se complementa con la estancia temporal en pisos. Son viviendas para una fase de vida en autonomía, que cuentan con servicio de intervención socio-educativa y psico-social. Con este servicio, el Instituto Foral de Bienestar Social (IFBS) da cobertura a los municipios alaveses de menos de diez mil habitantes. Actualmente lo constituyen tres pisos de titularidad foral y dos más con convenios con otros tantos ayuntamientos. En lo que va de año, 23 víctimas han estado acogidas en pisos.

Los servicios de atención especializada a las víctimas de la violencia contra las mujeres que presta la Diputación, a través del IFBS, se han ido adaptando y dando respuesta, desde su creación en los años 90, a la demanda de las víctimas. Para ello se ha ido incrementando tanto el presupuesto como los medios materiales, servicios y recursos y número de profesionales.

Así, la Diputación ha puesto en marcha más y mejores recursos, en especial en los últimos cinco años. En 2016 se extiende a Laguardia y Oion la atención psico-social especializada presencial a las víctimas de la violencia de género, que hasta aquel momento se prestaba únicamente en Vitoria y Laudio.
 

Trebiño, Llanada y Amurrio

En 2018, la Diputación comienza a prestar atención a las víctimas de violencia machista en el enclave de Trebiño, gracia al acuerdo con la diputación burgalesa. Asimismo, la Diputación asume ese mismo ejercicio la gestión de centro de acogida inmediata (CAI), que anteriormente gestionaba el Ayuntamiento de Gasteiz y lo integra en la red foral de centros de acogida. Igualmente, acerca la atención psicológica especializada presencial a la Llanada y Amurrio, además de ampliar el horario de la atención en Laudio, de dos a tres días a la semana.

En 2020, la Diputación pone en marcha el primer centro de media estancia en Álava, dirigido a víctimas de violencia de género, denominado Carme. Aloja a cuatro unidades familiares. El nuevo recurso complementa la red foral de atención en materia de violencia de género, integrada por recursos residenciales y otros servicios que atienden a las víctimas de violencia de género.

la experiencia de la pandemia

Ya en 2021, la Diputación alavesa sigue dando respuesta a esta demanda creciente adecuado las instalaciones y ampliando la capacidad del centro de acogida inmediata (CAI), pasando de cinco a ocho unidades familiares atendidas simultáneamente.

"La experiencia del confinamiento ha obligado a explorar nuevas vías de atención habiendo desarrollado las profesionales del servicio Hegoak la atención vía telefónica, que ha demostrado su eficacia y se está utilizando para las mujeres procedentes de núcleos rurales y para aquellas en mayor situación de vulnerabilidad por razones de edad o de salud", explica la institución foral.

Además, este año, se amplía la protección a las víctimas de violencia de género de Trebiño, que podrán hacer uso, si así lo necesitan, de más recursos especializados. Hasta el momento, las víctimas podían hacer uso del CAI, un recurso para situaciones de urgencia. A partir de la firma del nuevo convenio con la Diputación Provincial de Burgos, también pueden acceder en el centro residencial de media estancia.

El teléfono de información y atención a víctimas de violencia doméstica o por razón de sexo en Euskadi es: 900 840 111.

Cifras

2,3

Millones de euros. La Diputación ha multiplicado por diez las plazas residenciales a lo largo de la última década. Y ha cuadriplicado el presupuesto destinado a atender a mujeres víctimas de violencia machista: de 657.791 euros en 2013 a 2.342.180 euros consignados para 2022, según las cifras facilitadas por el departamento de Políticas Sociales.

74%

El servicio foral Hegoak de atención socio-jurídica y psico-social especializada en violencia de género ha aumentado un 74% su presupuesto en la última década. En lo que va de año, de enero a octubre, 1.103 víctimas de violencia de género han recibido atención psico-social.

1,4

Millones de euros. El presupuesto de la red de recursos de acogida se ha multiplicado por diez en la última década; se ha pasado de 147.055 euros de gasto en 2013 a 1.453.140 euros para 2022.

noticias de noticiasdealava