La propuesta de reforma de la Ley de Denominaciones pasa el primer filtro

La iniciativa del Grupo Vasco en el Congreso para que se puedan crear denominaciones dentro de una denominación fue admitida a trámite por la Mesa y se podría debatir en el Pleno a partir de febrero

11.11.2020 | 10:46
Foto oficial del Pleno Rioja 2017

VITORIA. La polémica propuesta realizada en el Congreso de los Diputados por el Grupo Nacionalistas Vascos para promover una reforma legislativa que facilite a creación de denominaciones dentro de una denominación, como es el caso del Rioja, se podría debatir en el próximo período de sesiones, a partir del mes de febrero.

Fuentes del propio Grupo de la Cámara legislativa han confirmado a Diario de Noticias de Álava que la Mesa del Congreso admitió a trámite la proposición de Ley impulsada por el Partido Nacionalista Vasco en el Congreso de los Diputados para modificar la Ley 6/2015, de Denominaciones de Origen e Indicaciones Geográficas Protegidas de ámbito territorial supraautonómico el pasado 2 de septiembre.

Asimismo, en aquella fecha se le dio un plazo al gobierno central para que fijase su criterio sobre esta propuesta, si así lo consideraba el Ejecutivo central, hasta el 13 de octubre. Las mismas fuentes parlamentarias del PNV confirmaron que no se había producido ninguna reacción, lo que quiere decir que el gobierno no tiene inconveniente en que se tramite la proposición, sin que ello suponga acuerdo o desacuerdo, y se llevará al Pleno cuando el trabajo parlamentario lo permita.

Y es que en esa Cámara los grupos tienen asignadas cuotas para presentar iniciativas al Pleno y concretamente las proposiciones de ley del Grupo Nacionalistas Vascos están ya comprometidas en este periodo se sesiones, por lo que se baraja su tramitación a partir del mes de febrero, que es el siguiente período, según las previsiones de este Grupo.

Denominaciones dentro de la denominación

La proposición de ley presentada por el Grupo parlamentario Vasco en el Congreso de los Diputados explica que alguna de las actuales DOP (Denominaciones de Origen Protegidas) supraautonómicas del sector vitivinícola contemplan una clasificación de Zonas o unidades geográficas menores para las que, sin embargo, no ha habido traslación jurídica alguna respecto a órganos propios de gestión de la Zona. Este es el objetivo de la propuesta del Grupo Vasco: incorporar en la normativa vigente las posibilidades que el derecho de la UE ofrece para la creación de entidades de gestión de estas Zonas o unidades geográficas menores dotándolas de una adecuada estructura jurídica y organizativa.

Para ello, de acuerdo con la Proposición de Ley de EAJ-PNV, estos órganos asumirán las funciones imprescindibles para llevar a cabo su labor de gestión con las mismas condiciones, finalidades y objetivos que las DOP pero con un ámbito geográfico menor, con los objetivos de agilización, eficacia y cercanía. Bajo esa premisa se propone, por tanto, la posibilidad de creación de Consejos Reguladores de Zona geográfica sin que ello suponga desvinculación con la DOP bajo la que se amparan y manteniéndose unidos al Consejo Regulador de la misma.

La iniciativa parlamentaria concreta que "con esta proposición se atribuye a las entidades de gestión de la denominación de origen de Zona geográfica la titularidad de una serie de competencias propias de dichas entidades; competencias que en dicha Zona no serán ejercidas por el Consejo Regulador de la DOP sino por esta nueva entidad con personalidad jurídica propia que, sin embargo, se coordinará con el Consejo Regulador de la DOP, dándose cauce de recurso de alzada ante este, para reconducir, en su caso, a la unidad de la DOP las decisiones gestoras del Consejo Regulador de Zona", señala la exposición de motivos de la Proposición de Ley.

Asimismo, la iniciativa establece que "la creación de Consejos Reguladores de Zona geográfica no alterará la composición de los Consejos Reguladores de las correspondientes DOP".

En todo caso, y de acuerdo con la propuesta de reforma presentada, el Consejo Regulador de Zona geográfica podrá crearse cuando en la Zona geográfica interesada un número de operadores inscrito en la DOP igual o superior al 60% así lo soliciten.

Junto a la creación de esos órganos, la iniciativa del Grupo Vasco propone "modificar el marco de ejercicio de las facultades administrativas de control, inspección y sanción de las DOP de ámbito territorial supraautónomico relativas a terrenos e instalaciones situados en el territorio de cada CC.AA". Así, y siguiendo el modelo existente de Parques Nacionales supraautonómicos, las Comunidades Autónomas ejercerán sus competencias de control, inspección y sanción respecto a aquellos terrenos e instalaciones, y también podrán establecer los instrumentos de cooperación que estimen pertinentes para una mejor gestión de sus ámbitos territoriales.

Reacciones encontradas

Radicalmente en contra de la iniciativa el Consejo Regulador de la Denominación Rioja hizo público un comunicado denunciando que "dicha proposición afecta directamente al modelo, normativa y funcionamiento actuales de la DOCa Rioja", y fue calificada como "un intento de escisión e independencia llevado a cabo mediante una artificiosa vía de derecho y una expropiación política".

En un documento interno de siete puntos, el Consejo Regulador de la DOCa Rioja anunciaba su firme intención de utilizar todos los recursos a su alcance para "abortar" lo que a su juicio es una iniciativa "para crear de facto una nueva Denominación de Origen, instrumentada extrapolando una posible mención en el etiquetado de un área geográfica menor (Rioja Alavesa) y planteando un modelo de gestión independiente con ejercicio de las facultades de control, inspección y sanción por parte del Gobierno Vasco".

En el ámbito de La Rioja también se manifestaron de la misma manera el gobierno riojano y algunas organizaciones de productores y elaboradores.

A favor de la iniciativa, como lo viene manteniendo desde antes de su elección como máximo representante foral, el Diputado General, Ramiro Gonzáles, reiteraba este verano, en plena vendimia, su respaldo para crear un organismo específico para Rioja Alavesa, y atribuir al Gobierno Vasco las facultades de control, inspección y sanción vitivinícola, "la propuesta de Álava es clara: es necesaria una diferenciación de los vinos de Rioja Alavesa. Y ese es el camino que debemos seguir, calidad y diferenciación. Y es una buena idea establecer una diferenciación dentro del conjunto del Rioja sin perder la seña de identidad de Rioja, que para nosotros es muy importante".

Desde la presidencia del ABB, José Antonio Suso manifestaba que "estamos intentando desarrollar políticas de diálogo dentro de la Denominación ofreciendo alternativas que mejoren al sector. Y como partido nos sentimos legitimados a presentar estas propuestas buscando un consenso lejos de la confrontación".

En el mismo tono se pronunciaba la consejera Arantxa Tapia, también en una visita a la vendimia, señalando que "como Gobierno vasco defenderemos siempre que Rioja Alavesa tenga su lugar y que sea reconocida por la calidad de sus vinos", confirmando que "es una de las cosas que llevamos tiempo hablando". Y es que para el gobierno vasco ya existe un modelo, "se trata de impulsar algo similar a lo que se hace en Burdeos, con diferentes denominaciones dentro de una denominación», aclaraba la consejera.