Crisis sanitaria

La Diputación aplaza la presentación de los Presupuestos

González apela a la "prudencia" por el incierto escenario y promete "atender" las necesidades surgidas

10.11.2020 | 12:54
Ramiro González, diputado general de Álava, en una comisión de las Juntas Generales.

VITORIA - La Diputación Foral de Álava ha aplazado la presentación de su proyecto presupuestario para 2021 debido al incierto escenario económico que se deriva de esta segunda ola de la pandemia y, especialmente, de las últimas restricciones aprobadas en Euskadi. "Hemos decidido esperar a tener más despejado y más claro el escenario", ha anunciado este martes el diputado general, Ramiro González, antes de avanzar que su ejecutivo revisará el borrador de Cuentas que ya tenía preparado e iba a aprobar esta misma semana.

El máximo responsable foral ha apelado a la "prudencia" y el "rigor" y ha adelantado que el gobierno foral mirará a la evolución de la crisis sanitaria durante estos próximos días a la hora de rehacer el proyecto. "En pocas semanas vamos a tener más datos. Vamos a ver si la curva se estabiliza, vamos a ver cómo evoluciona la pandemia y cómo afecta esta nueva situación y estas nuevas restricciones a los sectores afectados por las mismas", ha enfatizado. Uno de ellos es el hostelero, que este pasado sábado salió a las calles de las tres capitales vascas para pedir más ayudas, según ha destacado el propio diputado general.

González ha estimado que el nuevo proyecto estará listo "en unas semanas" y "recogerá y atenderá las nuevas necesidades surgidas" antes de ser aprobado por su Consejo de gobierno y remitido posteriormente a las Juntas Generales. "Al final se trata de que el presupuesto de 2021 atienda a las necesidades reales y más acuciantes de alaveses y alavesas, de quienes más directamente están siendo afectados por esta pandemia", ha remarcado. González ha recordado que este mismo año el Presupuesto foral ha tenido que ser rehecho sobre la marcha debido a la afección que la pandemia tuvo sobre el territorio a partir de marzo, cuando se decretó el primer confinamiento.

González ha reconocido que esta última tanda de restricciones "afecta y agrava" la situación de sectores de la economía que "ya estaban tocados" y que, en sus palabras, temen además sufrir "secuelas definitivas". Sectores que, ha asegurado, "demandan ayuda que desde luego hay que abordar por parte de las instituciones". "Y en ello estamos. Surgen nuevas necesidades que vamos a tener que atender", ha prometido González.

El diputado general ha asumido que las últimas medidas aprobadas por Lakua son "duras y difíciles", aunque a su juicio "necesarias" y adoptadas "con la esperanza de que sean suficientes para evitar otras medidas más duras". "Tenemos que emplearnos a fondo para cortocircuitar los contagios con todas las fórmulas posibles, y eso es lo que persiguen estas medidas", ha defendido.