Un puzle para Machín

La expulsión de Jota y la lesión de Ximo Navarro obligan a Machín a reconstruir el once para que no se note la baja de dos jugadores difíciles de sustituir

06.11.2020 | 02:27
Rioja marcó contra el Barça y podría repetir el domingo como titular. Foto: Iñigo Foronda

Vitoria Pablo Machín no podrá contar mañana con dos de los futbolistas que han sido imprescindibles en sus alineaciones en las últimas jornadas. Jota Peleteiro, expulsado el pasado sábado en el encuentro contra el Barcelona por doble amarilla y Ximo Navarro, lesionado, no viajarán a Valencia para enfrentarse al Levante el domingo. Encontrar un sustituto al defensa parece una labor más sencilla, ya que Machín tiene la posibilidad de introducir a un lateral derecho como Martin Aguirregabiria o Tomás Tavares o un central como Rodrigo Ely.

Encontrar un recambio para Jota, sin embargo, será mucho más difícil, ya que la plantilla no cuenta actualmente con ningún futbolista de sus características. De hecho, la elección del sustituto de Ximo Navarro determinará quién ocupa el lugar de Peleteiro en el once titular.

Es difícil encontrar entre los hombres de Machín alguien que pueda cumplir la labor de Jota. Nadie tiene su manejo de balón, visión de juego y capacidad para asociarse con los delanteros. Si el soriano opta por repetir el 4-2-3-1 utilizado contra el Barcelona, se notaría mucho la ausencia de gallego.

En la mediapunta debería jugar un futbolista que no esté acostumbrado a esa posición, como podría ser el caso de Borja Sainz, que esta temporada se ha desempleado como segundo delantero en alguna ocasión, o Lucas Pérez, uno de los jugadores más dotados técnicamente del equipo, que debería retrasar su posición para participar en la creación y sacrificarse en tareas defensivas. Burgui es el que está más acostumbrado al carril del diez, pero no entra en los planes de Machín. También podría jugar en ese puesto Tomás Pina, que reforzaría el aspecto defensivo pero el equipo perdería verticalidad.

Por ello, lo más viable para el Alavés es volver al esquema 3-5-2 o 4-4-2, los más utilizados por el entrenador en lo que va de temporada. En el caso de optar por un 3-5-2, Rodrigo Ely sería el elegido para ocupar el lugar de Ximo Navarro en la línea de tres centrales, previsiblemente con Édgar Méndez y Rubén Duarte en las bandas. Lo malo es que sería más difícil emplear el sistema mixto en el que el equipo defiende con un 4-4-2 y ataca con un 3-5-2.

Esa táctica de Machín aprovecha la versatilidad de Duarte, que ataca como carrilero y defiende como lateral, y Ximo, que ataca como central y defiende como lateral. La menor agilidad de Ely lo convierte en menos apto para defender en el puesto de lateral, por lo que Méndez debería sacrificarse más en labores de contención. Otra opción interesante sería colocar a Martin o Tavares en el carril derecho, a Rioja o Javi López en el izquierdo, y Duarte de central.

En el centro del campo, hasta la llegada de Jota jugaron Tomás Pina, Pere Pons y Rodrigo Battaglia, pero Pons tampoco está disponible por lesión, lo que limita las opciones de Machín en el caso de querer utilizar un esquema de tres centrales. Al igual que en el caso del 4-2-3-1, Tomás Pina podría adelantar su posición y dejar por detrás a Rodrigo Battaglia y Manu García, que todavía no ha sido titular esta temporada. La opción más agresiva es retrasar la posición de uno de los atacantes, ya sea Borja Sainz, Joselu o Lucas Pérez.

EL 4-4-2, LO MÁS VIABLE Ante la dificultad de encontrar un futbolista en la plantilla con las mismas características de Jota Peleteiro y la lesión de Pere Pons, lo más fácil es prescindir de la figura de mediapunta y apostar por el tradicional 4-4-2 con el que jugó el Glorioso la mayoría de los partidos del curso pasado.

En ese caso, Battaglia y Pina serían los dueños del centro del campo, mientras que Rioja, reforzado anímicamente tras su gol contra el Barcelona, y Méndez, jugarían en la posición de extremo. El sustituto de Ximo, por lo tanto, sería un lateral, ya sea Martin o Tavares, que acompañaría a Lejeune, Laguardia y Duarte en la línea de cuatro defensas.

En cualquier caso, el entrenador albiazul deberá darle muchas vueltas a la cabeza para encajar todas las piezas del puzle y encontrar un once titular que le permita puntuar contra el Levante. Son muchas las alternativas con las que cuenta, pero ninguna sirve para igualar lo que aporta en mediocentro gallego.

Era evidente que en algún momento de la temporada Machín tendría que encontrar una alternativa a Jota, pero seguramente no esperaba perderlo tan pronto. El ex del Aston Villa tendrá que medir mejor jugadas como la que provocó su expulsión contra el Barça si no quiere causarle más de un dolor de cabeza al técnico soriano.

Recambios para Jota

Luis Rioja. Está en buen estado anímico después de estrenarse como goleador contra el Barcelona. Jugaría por la banda izquierda en un 4-4-2 con Pina y Battaglia en la sala de máquinas.

Manu García. La opción más conservadora. Podría compartir centro del campo con Tomás Pina y Rodrigo Battaglia en un 3-5-2 en el que Pina sería el hombre más adelantado y cumpliría la función de Jota.

Un delantero. A falta de un futbolista con las características de Jota, Machín podría situar de mediapunta a un atacante como Joselu, Lucas Pérez o Borja Sainz sacrificando consistencia defensiva en favor de mayor mordiente.