Los soberanistas critican el veto a la ley de amnistía

Rufián advierte a Sánchez de que “se la está jugando” al unirse a PP y Vox para impedir el debate en el Congreso

24.03.2021 | 00:21
El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, en el Congreso. Foto: Efe

madrid – El veto de la Mesa del Congreso a la proposición de ley que pide la amnistía para todos los encausados por el procés en Catalunya desde 2013, que no será ni siquiera debatida después de que el PSOE sumara sus votos a los del PP y Vox, cayó ayer como un jarro de agua fría entre los partidos independentistas, que la veían como un punto de partida para poder dar una solución política al conflicto catalán. ERC, JxCat y la CUP anunciaron la presentación inmediata de un recurso para que el órgano de gobierno de la Cámara Baja reconsidere su posición, y el portavoz republicano, Gabriel Rufián, advirtió de que "es una más. No voy a salir aquí todos los martes a decirle al PSOE que se la está jugando porque lo sabe".

En una rueda de prensa en la que se mostró especialmente crítico con el gabinete de Sánchez, Rufián recriminó al PSOE que haya vuelto a aliarse "con lo peor de la derecha y la ultraderecha en contra de una solución dialogada y política del conflicto catalán". A su juicio, no permitir ni siquiera el debate de esta ley supone una "terrible noticia para la democracia" y "un precedente peligroso" que evidencia que el Congreso está "yendo para atrás". Concluyó que, si la Mesa no atiende su recurso, recurrirán al Tribunal Constitucional.

De forma paralela, Òmnium Cultural anunció que activará la vía del "derecho de petición", con la recogida de miles de firmas el 10 de abril en toda Catalunya para poder volver a llevar al Congreso la ley de amnistía.

La Mesa del Congreso rechazó la admisión a trámite después de que los letrados de la Cámara expusieran un informe desfavorable para debatir esta ley alegando que iría contra el artículo 62 de la Constitución, según el cual corresponde al rey ejercer el derecho de gracia con respecto a la ley, que no podrá autorizar indultos generales. Asimismo, el Código Penal no contempla como causa de extinción de la responsabilidad criminal la amnistía, sino tan solo el indulto, que solo puede tramitarse y concederse de forma individual.

Frente a los votos del PSOE, PP y Vox para impedir el debate, Unidas Podemos se posicionó a favor, pese al criterio fijado por los servicios jurídicos, porque el Gobierno de coalición debe seguir "caminando por la vía del diálogo para mitigar" el conflicto catalán, dijo su portavoz, Pablo Echenique.

El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, puntualizó que la Constitución no prohíbe una ley de amnistía y explicó que, a diferencia de lo que ocurre con los indultos, la amnistía mantiene los antecedentes penales. Recordó además que muchos catedráticos afirman que no es inconstitucional y concluyó que, "en caso de duda, hay que dejar debatir la ley de amnistía en el Parlamento".

Desde el Govern catalán en funciones, su portavoz, Meritxell Budó, señaló que la decisión de la Mesa "es un indicativo más de que el PSOE no tiene ninguna voluntad real de afrontar desde la política lo que es un conflicto político" y reclamó un "cambio radical de actitud".

"El PSOE se ha vuelto a aliar con lo peor de la derecha y la ultraderecha"

Gabriel Rufián

Portavoz de ERC en el Congreso