Lakua está dispuesto a ampliar las ayudas a las pymes vascas

La línea de financiación de circulante podrá superar los 500 millones de euros previstos

07.04.2020 | 01:23
El lehendakari y el consejero de Hacienda se reunieron ayer con responsables de Elkargi. Foto: Irekia

donostia – El Gobierno Vasco está dispuesto a hacer todos los esfuerzos precisos para ayudar a las pymes y autónomos vascos en esta complicada coyuntura y, así, está estudiando ya ampliar la línea de financiación de circulante de 500 millones de euros activada hoy para apoyar a esa parte sustancial del tejido empresarial de Euskadi.

Esta medida de respaldo a la actividad económica ya ha recibido unas 7.000 peticiones –de ellas 705 de autónomos– por una cuantía de 1.230 millones de euros. Y se espera que la demanda siga en los próximos días superando claramente los 500 millones previstos de salida.

Una representación del Ejecutivo vasco liderada por el lehendakari, Iñigo Urkullu, y con la presencia del consejero de Hacienda, Pedro Azpiazu, se entrevistó ayer con los responsables de la sociedad de garantía recíproca Elkargi SGR para analizar la situación de la línea de financiación de circulante de 500 millones puesta en marcha.

Según el procedimiento previsto, el Gobierno Vasco en colaboración con Elkargi concederán el aval, la SGR analizará la idoneidad de cada operación y serán los bancos quienes entreguen el dinero en las mejores condiciones posibles. En concreto, a tipo de interés cero –pues estará subvencionado por el Gobierno Vasco– a devolver en cinco años con el primero de carencia y con unos gastos de formalización de menos del 0,4% anual.

Tras conocer que las solicitudes pueden llegar a triplicar las cuantías dispuestas de salida, Lakua se ha comprometido a estudiar de forma más pormenorizada las peticiones de las pymes y autónomos de necesidad de circulante, "de cara a poder contemplar de manera más adecuada una posible ampliación" de la cuantía de la línea de financiación. La reunión entre el Ejecutivo vasco y Elkargi se desarrolló tras la firma del consejero de Hacienda, Pedro Azpiazu, y las entidades financieras de la activación de la línea de financiación para apoyar a pymes, micropymes y personas autónomas.

Las entidades financieras que participan son Abanca, Bankia, Bankinter, BBVA, CaixaBank, Caja Rural de Navarra, FIARE, Laboral Kutxa, Sabadell, Bankoa, Kutxabank, Arquia y Banco Santander. Bancos y cajas que, según Lakua, "se vuelcan de lleno" en poder ayudar a mitigar junto al Gobierno Vasco los daños que ocasionará el covid-19 en el tejido empresarial vasco.

La cifra

500

millones de euros es el montante inicial de la línea de financiación de circulante puesta en marcha por el Gobierno Vasco para pymes vascas de menos de 50 millones de facturación y menos de 250 trabajadores. La cuantía máxima será de un millón de euros para pymes o de 100.000 euros para micropymes al 0% en 5 años más uno de carencia.

Destino. Reforzar la respuesta a los gastos fijos de las estructuras teniendo en cuenta las implicaciones de la firma en el conjunto de la actividad y su menor posibilidad de acceder a mercados de financiación mayoristas.