Anoeta, testigo de alegrías y desencantos

Desde su vuelta a Primera, el Alavés ha cosechado tres derrotas y una sola victoria

17.02.2021 | 23:23
Desde su vuelta a Primera, el Alavés ha cosechado tres derrotas y una sola victoria

VITORIA – El Deportivo Alavés y la Real Sociedad no son, precisamente, dos extraños. Ambos se han cruzado en diferentes ocasiones del pasado y si por algo se han caracterizado esos encuentros, ha sido por lo perjudicado que ha salido el equipo perdedor.

Para no llevarse a equívocos, hay que matizar que la relación entre los aficionados de ambos clubes y entre sus directivas es muy buena. Sin embargo, hay varios puntos en la historia de albiazules y txuri-urdines en los que, seguramente, uno de los dos ha pronunciado palabras malsonantes sobre el otro –y al contrario–.

Así, de primeras, se les puede venir a la cabeza aquella temporada en la que el Glorioso descendió a Segunda División después de que el Espanyol le remontara a la Real o, en contraposición, esas dos campañas en la División de Plata en las que los gasteiztarras, luchando por su permanencia, se llevaron el derbi de Mendizorrotza complicando así la pugna por el ascenso de los donostiarras.

Sin embargo, ha pasado más de una década desde entonces y cualquier rifirrafe del pasado está más que olvidado. En la actualidad, ambas entidades están en la máxima categoría y, salvo en este último año de covid-19, la fiesta que rodea a cada derbi muestra la verdadera belleza del fútbol.

En cuanto a lo puramente deportivo, desde que el Alavés volvió a la máxima categoría sus visitas a Anoeta no han sido demasiado positivas. El registro es de tres derrotas y una victoria, pero esta última se produjo con el Pitu Abelardo en el banquillo, que también dirigirá a la escuadra albiazul este fin de semana.

Aquel día, los gasteiztarras, que se encontraban en puestos de Europa League, vencieron por 0-1 con un gol de Jonathan Calleri y, además, asestaron el golpe definitivo al proyecto realista de un viejo conocido como Asier Garitano, que fue despedido pocos días después. Fue el último partido de 2019 y el Alavés acabó esa primera vuelta con el mejor registro de su historia en mitad de temporada (32 puntos).

Finalmente, la última visita del Glorioso a Anoeta tuvo lugar con el propio entrenador de Bergara en la recta inicial de la pasada campaña. Los albiazules cayeron por un inapelable 3-0 en un partido en el que la Real Sociedad fue muy superior y en el que marcaron Oyarzabal –en dos ocasiones– y el escurridizo Portu.

Respecto a la actual temporada, el choque de la primera vuelta acabó con un soporífero 0-0. En esta ocasión ambos equipos necesitan los puntos del derbi para satisfacer sus respectivos objetivos y todo hace indicar que el ritmo del partido será muy diferente. Salvo sorpresa, la Real, siempre con una propuesta atractiva y deseosa de mantenerse en puestos de Europa League, tomará la iniciativa del juego ante un Alavés obligado a no dejar espacios y buscar el contragolpe mediante rápidas transiciones.

Bajo la batuta de Abelardo, un gol de Calleri sentenció a Asier Garitano al frente del banquillo donostiarra en la temporada 2018-19