El PNV ve agravada la crisis: “Había cantado línea y continúa hacia el bingo”

Esteban le recrimina que no se haya desmarcado del chat de los militares y que dedique una “frase oscura” al emérito

26.12.2020 | 00:26
Aitor Esteban. Foto: Efe

Vitoria – El PNV no se ha destacado nunca por entrar en el debate sobre la jefatura del Estado español u opinar si debe ser una monarquía o una república, pero sí tiene claro que, mientras opere la Casa Real, debe ser transparente. Y, en ese sentido, había pedido una manifestación clara al rey español sobre los negocios de su padre, y también que se desmarcara con claridad de los chats y cartas de militares que se pronuncian en un tono inquietante en contra del Gobierno español del PSOE y Unidas Podemos. Es un asunto que preocupa al PNV y que ya está teniendo réplicas entre los militares en activo, no solo entre los retirados. Pero el rey no se ha pronunciado en ninguno de los dos sentidos.

El portavoz del PNV en el Congreso de los Diputados, Aitor Esteban, compareció ayer en Sabin Etxea para recordar que él había pedido a Felipe VI que no pasara de puntillas por estos asuntos, y cree que, "simplemente, ni ha pasado", aunque le correspondía hacerlo porque ostenta la jefatura del Estado y debe aclarar si ha sido honesta en su desempeño, y es también el responsable máximo del Ejército, al menos formalmente. Sobre los negocios del rey emérito Juan Carlos I, criticó que se haya decantado por una "frase oscura" que todo el mundo debe interpretar. "Si se necesitan interpretaciones, malo", zanjó. Se preguntó qué hubiera pasado y si los análisis hubieran sido tan laudatorios si la frase la pronunciaran Pedro Sánchez, Pablo Casado o cualquier partido acusado de corrupción. Además, criticó que "en menos de 40 segundos no se puede abordar lo que ha pasado en 40 años de monarquía". Sobre la polémica en el Ejército, recordó que algunas cartas lo interpelaban directamente a él como rey, y se preguntó si no tiene nada que decir. Por todo ello, concluyó que "no ha abordado los temas con transparencia ni claridad". Opinó que es normal que la monarquía haya sido cuestionada como institución, y cree que, con esta actitud, "la institución ha cantado línea, un aviso, pero tras este discurso continúa hacia el bingo". "Había necesidad de que concretara y se mojara, y no lo ha hecho", concluyó.

Los partidos vascos reaccionaron ayer al discurso del rey, entre la crítica (PNV, EH Bildu y Podemos Euskadi) y el respaldo. El diputado vasco de Unidas Podemos Roberto Uriarte vio "hueco" el discurso, y que lo que interesa es "lo que dejó de decir" el rey y lo que publicó The Telegraph, que no solo su padre, sino él mismo, estarían implicados en las comisiones de Arabia Saudí. EH Bildu criticó por boca de la diputada Mertxe Aizpurua que se refugiara en la pandemia y que su discurso fuera más clarificador por lo que no dijo. También afeó que no hablara sobre Euskadi o Catalunya. Desde el PP, Laura Garrido vio un discurso de esperanza, y los socialistas vascos se sumaron a la reacción del PSOE que valora el compromiso con los valores éticos.