Comisión

El diputado general subraya que el sector aeronáutico alavés "no se está muriendo"

Ramiro González pide evitar la destrucción de empleo en el sector aeronáutico del territorio

03.02.2021 | 11:41
Ramiro González y Pilar García de Salazar

El diputado general de Álava, Ramiro González, ha reclamado "agotar todas las vías de diálogo" y barajar toda las alternativas que "no conduzcan a la destrucción de empleo" en el sector aeronáutico alavés.

González ha hecho esta petición, consciente de la "compleja situación" a nivel mundial que afronta este sector, en el pleno de control de las Juntas Generales de Álava al ser interpelado por Elkarrekin Araba en torno a la destrucción de empleo en las empresas aeronáuticas alavesas, como es el caso de Aernnova, donde ya se han hecho efectivos 55 despidos.

A pesar de la difícil coyuntura económica, el diputado general de Álava ha asegurado que el sector aeronáutico en Álava "no se está muriendo" al ser muy innovador "con productos de muy alto nivel" y cuyo porvenir dependerá "del futuro del sector a nivel internacional".

González ha augurado "una verdadera pugna del sector entre estados" en la que va a ser importante el papel de Europa y de la compañía Airbus, ya que, al ser "el cliente de Álava", de su futuro dependen los puestos de trabajo del territorio.

Ha destacado el "importante apoyo" que está dando Francia con "la compra intensiva de naves" a Airbus y ha apelado a que "se concrete el plan de choque" anunciado este martes por la ministra de Industria, María Reyes Maroto, en el Senado.

Asimismo, ha anunciado "la creación de un aerofondo" del que va a participar el Gobierno Vasco y que se encuentra a la espera de concretar su contenido, el importe y la participación.

En ámbito local, la Diputación de Álava aplica medidas de apoyo indirecto al sector, dentro de su capacidad, con iniciativas de "apoyo fiscal, al empleo y la innovación".

González ha precisado que la paralización actual de los vuelos crea "muchas incertidumbres y dudas" sobre el sector, puesto que "la producción de aeronaves va a rebufo del tráfico aéreo" y, además, sin vuelos los aviones actuales prolongan "su vida útil".

Ha expuesto los "desesperanzadores" datos del sector, que redujo su actividad en "un 65 % en octubre" y ha explicado que la previsiones indican que los vuelos podrían recuperarse en 2024 con datos anteriores a la pandemia en el mejor de los escenarios. Si esto no ocurre, se calcula su recuperación para 2026.

El diputado general de Álava ha expresado también su "preocupación" por los trabajadores desempleados de Aernnova a quienes ha dejado "las puertas abiertas" de la Diputación.

El juntero de Elkarrekin Araba David Rodríguez ha solicitado al diputado general que "juegue un papel intenso ante el Gobierno Vasco" para defender los puestos de trabajo y evitar posibles deslocalizaciones de la empresa en un sector que aporta "1.400 puestos directos y unos 8.000 indirectos" a la provincia.

Rodríguez ha considerado que Aernnova se aprovecha de una situación de crisis coyuntural para "estructurar su plantilla" y ha puesto sobre la mesa los "7 millones de euros" de dinero público que la empresa ha recibido por parte del Gobierno Vasco.

Los trabajadores de Aernnova se han concentrado en el exterior de la Diputación alavesa durante el debate tras hacerse efectivos los 55 despidos y las 27 prejubilaciones y bajas incentivadas derivados del ERE de extinción que la empresa ha justificado por las "pérdidas históricas" que estaba teniendo.

El comité de empresa de la compañía aeronáutica Aernnova de Berantevilla (Álava) ha impugnado ante el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco el ERE de extinción con el objetivo de que sea considerado nulo.