En el Principal

El Festival de Teatro recibe a Lorca, Nuria Espert y Lluís Pasqual

El Principal, sin entradas desde hace días, acoge hoy el montaje 'Romancero gitano'

17.10.2020 | 00:49
La actriz, en una imagen promocional de la obra. Foto: Cedida

Vitoria – Está la cuadragésimo quinta edición del Festival Internacional de Teatro de Gasteiz en uno de sus fines de semana con más actividad. Desde ayer y hasta el lunes, el centro cívico Iparralde se ha convertido en escenario de la sección Off Lokal, en la que se están presentando cuatro nuevas producciones de otras tantas compañías locales. Hoy, mientras tanto, el Principal se reencontrará con Nuria Espert y al igual que pasa con las obras mencionadas, no queda ni una sola entrada desde hace días. Y mañana, también en las tablas de San Prudencio, se abrirá el ciclo para el público familiar junto a la compañía Marie de Jongh. En este caso, todavía quedan huecos disponibles.

Eso sí, está claro que el protagonismo de estas jornadas intensas está puesto en la actriz, en una intérprete fundamental y referencial que, por fortuna, ha declarado en más de una ocasión que no tiene ninguna intención de jubilarse. A Vitoria regresa con Romancero gitano, obra con la que ya lleva girando un tiempo y que, en realidad, tenía que haber estado en la ciudad el pasado 11 de junio, aunque el covid-19, como con otras tantas cosas, se encargó de que los planes no saliesen como estaban diseñados por la Red de Teatros.

Por fortuna, como está ocurriendo con otras propuestas, se han podido cuadrar fechas para que Espert cumpla con aquel compromiso, en este caso dentro de la programación del veterano festival, que tantas veces ha visitado. A él vuelve con una propuesta en la que comparte plantel de nombres con Federico García Lorca y Lluís Pascual. "Me siento una privilegiada por viajar de nuevo con Federico y de la mano de Lluís, que le ama y le conoce como yo o mejor que yo", decía la actriz a finales del año pasado al Grupo Noticias en una entrevista antes de su paso por Pamplona. "Es la primera vez que en un escenario hablo de mí y de mis sentimientos personales. De Nuria. Aquí, cuento cómo me conecté con los primeros versos de Federico y ahí es donde aparece mi historia contada por mí y eso ya encarrila la visión particularísima de cada uno de los poemas y la teatralización de cada uno de los poemas. Toda la vida he creído que de cada uno de los poemas del Romancerogitano podía salir una obra como Bernarda o como Bodas de sangre, y así los represento".

El montaje toma como pretexto no solo el libro, sino también una conferencia ofrecida por Lorca en 1935 sobre él. Con estas bases, Pascual y Espert proponen un acercamiento muy personal a la obra del granadino y sus universos.