Notarías

Más divorcios que bodas ante notario

Las notarías vascas han escriturado 1.716 separaciones y divorcios frente a 1.534 casamientos desde los primeros enlaces de 2015

03.05.2021 | 01:06
Primera boda oficiada en un colegio notarial en 2015 en Madrid. Foto: Manuel Charlon/Efe

Las notarías vascas han escriturado más separaciones y divorcios (1.716) que enlaces matrimoniales (1.534) desde que en 2015 asumieron la competencia de celebrar bodas. "Es la tendencia en la sociedad y así se refleja en las notarías, creo que también en los juzgados", opina Luis Troyano de Loma-Ossorio, notario en Agurain.

No obstante, los casamientos notariales ganan espacio a medida que los ciudadanos saben que pueden desposarse en el despacho de un notario. Las principales razones que llevan a las parejas a decantarse por una notaría y no por el juzgado están en el asesoramiento y la agilidad.

"Buscan un asesoramiento completo sobre el régimen matrimonial, tanto en su vertiente económica como sucesoria. Además, los trámites suelen ser más rápidos", sostiene. "Por ejemplo, un acta de declaración de herederos colaterales se realiza, aproximadamente en un mes, mientras que en los juzgados se pude retrasar seis o siete meses", ejemplifica.

Frecuentes demoras en unos registros civiles colapsados que han dejado de ser un obstáculo para obtener la documentación necesaria para casarse.

Desde el pasado viernes, con la entrada en vigor el 30 de abril de una reforma del Código Civil y de la Ley de Registro Civil, los notarios ya pueden autorizar los expedientes previos a la celebración del matrimonio, un trámite con un coste mínimo de 30 euros. De esta forma, las tres mil notarías del Estado están habilitadas para tramitar el expediente matrimonial necesario para llegar al enlace, al igual que los 131 notarios repartidos por Euskadi (17 en Álava, 68 en Bizkaia y 46 en Gipuzkoa).

A partir de ahora, las parejas que quieran casarse tienen la opción de acudir a las 17 notarías alavesas para que en ellas se tramite el acta previa matrimonial. La novedad llega tarde, seis años después de que el matrimonio se pueda firmar ante notario, pero supone una ventaja para los ciudadanos, en términos de tiempo y burocracia, según el Colegio de Notarios.

 

Ventajas

"Es bueno porque refuerza nuestro papel ante la sociedad y también ventajoso para los ciudadanos. Aunque la reforma importante fue en 2015, fecha en la que asumimos muchas competencias nuevas, este nuevo paso es un ejemplo más de que se está abriendo el abanico. Imagino que notaremos la carga de trabajo de forma progresiva, a medida que las personas sepan que este acta se puede realizar ante notario, como ocurrió con las bodas", indica Troyano de Loma.

El papel de los notarios, como funcionarios públicos y autoridad reconocida, consiste en comprobar que los futuros esposos tienen capacidad para contraer matrimonio. Es decir, que no existen impedimentos, como ser menores de edad (salvo los emancipados), estar ya casados con otras personas o parentesco entre quienes se van a desposar.

Asimismo, deben asegurarse de que no se trata de un matrimonio simulado o fraudulento para obtener la nacionalidad, un permiso de trabajo o pensiones públicas, por ejemplo. Y, además, determinar el régimen económico aplicable al matrimonio y la vecindad civil de los cónyuges. Una vez obtenido el expediente, la pareja puede elegir si celebrar sus nupcias en la misma notaría, en un juzgado, en un ayuntamiento o en la iglesia.

Esta reforma, por lo tanto, refuerza la consideración del notario como autoridad, según el Colegio, que ya fue puesta de manifiesto con la entrada en vigor de la Ley de Jurisdicción Voluntaria, en julio de 2015, de la que deriva la medida.

bodas y separaciones


Una reforma que también ha cambiado costumbres. De hecho, desde su entrada en vigor, los notarios vascos han casado a 1.534 parejas y han tramitado 1.716 divorcios y separaciones.

La evolución ha sido tal que los casamientos ante notario aumentaron de 12 en 2015 a 232 en 2016, y de 232 a 362 de 2016 a 2017. Después, dicho incremento se ha mantenido de forma más paulatina hasta llegar la pandemia del coronavirus, que ha reducido de forma notable los enlaces matrimoniales. Así, el pasado año, se escrituraron 175 frente a los 376 de 2019, antes del covid.

"Esta diferencia tan marcada viene motivada porque las bodas se han pospuesto por el coronavirus y se siguen retrasando, a la espera de poder celebrar el enlace en unas condiciones más o menos normales", argumenta el notario.

Los divorcios y separaciones, en cambio, han aumentado. Así, se escrituraron ante notario 356 en 2020, tres más que el ejercicio anterior, un 2019 aún libre de covid, y la cifra más alta desde 2015. Y en lo que va de año 2021 ya se han oficializado 68 separaciones y divorcios por 25 bodas, según los datos facilitados por el Colegio vasco de Notarios.

Antes de casarse en una notaría, para obtener el expediente matrimonial, hay que acudir al colegio notarial, que informa a los consortes sobre los requisitos a cumplir y remite el caso al notario que corresponda a la pareja, en función del domicilio de al menos uno de los esposos. Los divorcios y separaciones ante notario, por su parte, "siempre" tienen que ser de mutuo acuerdo y sin hijos dependientes a cargo de los cónyuges, explica Troyano de Loma.

En el Estado, durante los primeros años de vigor de la ley, los matrimonios ante notario pasaron de 5.593 en 2016 a 10.782 en 2020.

A tenor de dichos datos, se prevé que la carga de trabajo también vaya a más en las notarías con la realización de expedientes matrimoniales, al igual que ha ido sucediendo con todas las nuevas competencias que ha ido asumiendo el notariado, prevé el Consejo General del Notariado. Informa este órgano de que la reforma que acaba de entrar en vigor también permite a los notarios casar a parejas en peligro de muerte.

evolución

Matrimonios ante notario en Euskadi. 1.534 desde el año 2015 que lo permite la ley. Los registrados son:

12 en 2015

232 en 2016

362 en 2017

352 en 2018

376 en 2019

175 en 2020

25 en lo que va de 2021

Separaciones o divorcios ante notario en Euskadi. 1.716 desde el año 2015 que lo permite la ley. Los registrados son:

68 en 2015

242 en 2016

301 en 2017

328 en 2018

353 en 2019

356 en 2020

68 en lo que va de 2021.

ha dicho

luis troyano de loma "es una mejora buena, que refuerza nuestro papel ante la sociedad"

Indica el notario de Agurain.

 

"quienes se casan ante notario buscan un asesoramiento completo sobre el régimen matrimonial y más agilidad en los trámites"

Sostiene Luis Troyano de Loma, sobre todo, en lo relativo al régimen económico y sucesorio.

datos

17

Notarías hay en Álava, 68 en Bizkaia y 46 en Gipuzkoa. En total, 131 en Euskadi y 3.000 en el Estado.

 

30

Euros es el precio mínimo del expediente previo necesario antes del enlace, que desde el viernes pueden tramitar los notarios gracias a la entrada en vigor de una reforma de la normativa de 2015, que dio luz verde a las bodas en notarías.

noticias de noticiasdealava