Al menos un bar de la popular calle ya no volverá a abrir

La hostelería de 'Kutxi' advierte de su "incierto" futuro y pide ayudas y un protocolo "claro"

El colectivo se siente “completamente desinformado” y “abandonado”

06.06.2020 | 01:11
Más de medio centenar de trabajadores de 'Kutxi' y calles aledañas, ayer, en la plaza Santa María. Foto: Jorge Muñoz

vitoria – Gasteiz avanzará este próximo lunes a la fase 3 de la desescalada y eso traerá de la mano una mayor flexibilidad para la hostelería, que podrá abrir sus persianas sin límite de aforo y con la posibilidad de servir en sus barras, aunque con la obligación de seguir garantizando la distancia de seguridad entre su clientela. El mapa de bares y restaurantes de la ciudad, en consecuencia, va a continuar ampliándose, pero la inquietud y la preocupación por la falta de información, de protocolos de seguridad y de ayudas económicas siguen marcando el día a día en este sector. Un nutrido grupo de profesionales de la hostelería de una de las calles más populares de toda la capital alavesa, Cuchillería, y también de algunas de sus aledañas, advirtieron ayer de todas las dificultades a las que se enfrentan en este contexto y exigieron una reunión "urgente" con el Ayuntamiento de Gasteiz para trasladarle las peticiones que consideran "necesarias para el funcionamiento y supervivencia" de sus puestos de trabajo. A día de hoy, al menos un bar de Kutxi ha decidido ya no volver a reabrir, aunque nadie garantiza que no vayan a ser más si no median soluciones. "En estas condiciones, el futuro es incierto para todas", subrayaron en un comunicado conjunto, al que hicieron lectura en la explanada de la plaza Santa María.

El colectivo denunció que los pocos locales que hasta la fecha han decidido abrir se han encontrado con "trabas burocráticas" ligadas a la posibilidad de ampliar sus veladores y también con sanciones económicas, "debidas, en mayor parte, a la desinformación" que padecen. "Somos un colectivo compuesto, mayormente, por autónomos , autónomas, trabajadores y trabajadoras de la cual vivimos cientos en nuestra calle y miles en la ciudad que nos sentimos desamparadas en estos momentos", recordaron. Los hosteleros remarcaron que, dado que quieren reanudar su actividad "con la máxima seguridad, como hemos hecho siempre", reclamaron "un protocolo claro que evite conflictos tanto con nuestros clientes como con la policía". Y pidieron, asimismo, un empujón económico para poder compensar todas las pérdidas acumuladas "después de más de dos meses y medio de cierre total". "Echamos enfalta medidas de ayuda económica que minimicen las perdidas", subrayaron.

eventos cancelados Pérdidas económicas que, según recordaron, van a incrementarse todavía más de aquí en adelante también por todo lo que los bares y restaurantes van a dejar de ingresar de los numerosos eventos que no se van a poder celebrar en la ciudad. "No nos olvidemos que, después de este cierre, vienen fechas en las cuales perderemos eventos claves para nuestros negocios como festivales, día de Santiago, fiestas de La Blanca, eventos deportivos y quién sabe si alguno más", enumeraron, antes de agradecer la "solidaridad" y la "comprensión" tanto del vecindario como de su clientela.

"Sin duda alguna", si algo ha "dolido" a la hostelería de Kutxi ha sido durante todo este tiempo, en palabras de sus representantes, "la pasividad mostrada por el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz". "La hostelería local está completamente desinformada y se siente abandonada por parte del Consistorio", aseguraron en su comunicado. Durante este tiempo, apuntaron, "no ha habido ningún contacto" desde el Consistorio de la capital alavesa "para preocuparse por la situación" que atraviesa este sector, a lo que ahora se ha sumado la citada falta de información y todas las dudas que rodean a la inminente reapertura de muchos. Carecen, también, de "información precisa sobre las normas de carácter sanitario" para trabajar "con la mayor eficacia y seguridad posibles".

Una inmensa mayoría de los bares de la zona decidieron cerrar sus puertas por última vez el viernes 13 de marzo, dos días antes de que entrase en vigor el estado de alarma que confinó a la población en sus casas. Según recordaron ayer en su texto conjunto, fue un cierre unilateral que buscó por encima de todo preservar tanto su salud como la de sus clientes y "un acto de responsabilidad social" en previsión del impacto negativo que lo contrario podría tener en el control de la pandemia.

"Aquel día nos fuimos a nuestras casas llenas de incertidumbre por la situación sanitaria que comenzaba a agravarse, cabizbajas por el futuro de nuestros trabajos y estupefactos por la torpeza e inacción de las instituciones de diferente ámbito. Fueron días duros", recordaron. Durante este tiempo, remarcaron, han vivido "con la convicción de haber hecho lo correcto en aquel momento", aunque afrontan ahora esta nueva etapa, insistieron, con el "miedo" a lo que deparará un futuro laboral que todavía a día de hoy "sigue siendo una incógnita".

al detalle

Rodeados de dudas. El mapa hostelero va a seguir ampliándose a partir del lunes con el pase a la fase 3, pero la inquietud y la preocupación por la falta de información, de protocolos de seguridad y de ayudas económicas siguen marcando el día a día en este sector.

Petición. Un nutrido grupo de hosteleros de Cuchillería y calles aledañas exigió ayer en este contexto una "reunión urgente" con el Ayuntamiento de Gasteiz.

han dicho

"ya ha caído algún compañero en la 'kutxi'. en estas condiciones, el futuro es incierto para todas"

"es necesario un protocolo claro que evite conflictos tanto con nuestros clientes como con la policía"

 

"sin duda alguna, lo que más nos ha dolido es la pasividad mostrada por el ayuntamiento"

Algunas de las reflexiones compartidas ayer por el colectivo en un comunicado conjunto.

la cifra

13

De marzo. Fecha en la que gran parte de los bares de 'Kutxi' cerraron.