Momento para levantarse

El Alavés busca una victoria que le permita afrontar el final de temporada con calma

04.07.2020 | 01:19
Joselu intenta reincorporarse a la jugada durante un lance del partido de ida contra el Valladolid en Mendizorroza, en el que el Alavés se alzó con la victoria por tres goles a cero.

Vitoria – El Deportivo Alavés se medirá hoy en el José Zorrilla a las 19.30 horas al Real Valladolid, en el que posiblemente sea el choque más importante de lo que va de temporada para el conjunto babazorro. La mala racha de los gasteiztarras, que parecían tener la salvación encaminada a mitad de temporada, los ha llevado a la situación límite en la que se encuentran actualmente. Para los hombres de Garitano es esencial al menos puntuar hoy ante un rival directo como el Valladolid, ya que después les espera un final de temporada de infarto contra Real Madrid, Getafe, Betis y Barcelona.

El cuadro de Mendizorroza llega a este partido clave en peor momento anímico y de forma que sus rivales. En su último encuentro, contra el Granada, los futbolistas se mostraron impotentes, bajaron la cabeza tras encajar el segundo gol y en ningún momento mostraron capacidad de reacción. El propio Asier Garitano admitió que el equipo está bajo de moral y en él reside la responsabilidad de conseguir reactivarlo esta tarde.

De hecho, la plantilla recibió un toque de atención de Josean Querejeta durante la celebración del campeonato de liga del Baskonia. El máximo accionista del club no está contento con el rendimiento del equipo tras el confinamiento y piensa que hay calidad de sobra para estar más arriba. Habrá que ver si sus declaraciones sirven a los jugadores para ponerse las pilas o si los someten a una presión aún mayor.

UN MURO ENFRENTE El Alavés parece haber perdido por completo la solvencia defensiva que tantos puntos le supuso hasta que se paralizó la temporada. En los seis últimos partidos ha encajado trece goles, una media de más de dos goles concedidos por partido y una losa enorme para un conjunto al que le cuesta crear ocasiones de gol.

Totalmente distinto es el caso del cuadro pucelano, que ha sido un muro toda la temporada y cuya defensa está siendo todavía más sólida desde la reanudación del campeonato. Es evidente que Sergio García ha hecho un gran trabajo con su equipo, que no ha sufrido grandes cambios respecto a la pasada temporada. Los jugadores se conocen bien, son conscientes de sus limitaciones y cometen pocos errores.

Desde la vuelta del fútbol, ningún equipo ha logrado marcarle más de un gol al Valladolid, que ha cosechado una victoria, cuatro empates y una única derrota por 1-0 contra el Atlético de Madrid. Siete puntos frente a los tres del Deportivo Alavés, que pudieron haber sido dos más si Ünal no hubiera fallado un penalti en el minuto 97 la pasada jornada. Gran culpa de la solidez defensiva blanquivioleta la tiene Salisu, un joven central con grandes cualidades físicas que está cuajando una meritoria temporada y que tiene prácticamente cerrado su fichaje por el Rennes francés para la próxima contienda.

DUDAS EN EL ONCE Seguro que Garitano no acabó contento con el rendimiento frente al Granada y hoy veremos cambios en el once titular. Roberto volverá a partir de inicio ante la ausencia de Pacheco. Puede que Ely y Martín entren por Magallán y Ximo Navarro, mientras que Fejsa es una opción para aportar solidez defensiva a la medular.

El estado físico de Manu García, desaparecido desde la reanudación liguera, es toda una incógnita. Edgar, Burke y Borja Sainz podrían volver al once, bien para relegar a Aleix Vidal o Luis Rioja, bien para dar descanso a alguno de los dos delanteros. El técnico habrá pensado el once a conciencia, ya que el resutado de hoy puede marcar su futuro en la entidad gasteiztarra.