Salida

Rafa Navarro podría acabar en Polonia

El Górnik Zabrze se interesa por la cesión del lateral derecho andaluz, sin opciones en Vitoria

20.02.2020 | 01:12
Rafa Navarro durante un entrenamiento de pretemporada.

vitoria – Pese a que el mercado de fichajes invernal bajó el telón el pasado 31 de enero en España, no sucede lo mismo en todas las competiciones europeas. Una circunstancia que puede tener un efecto beneficioso para el Deportivo Alavés y uno de sus integrantes. Y es que Rafa Navarro, inédito en la escuadra albiazul en toda la temporada y sin opción alguna de entrar en los planes de Asier Garitano para lo que resta de campaña, se ha convertido en objeto de interés para uno de los equipos de la liga polaco. Un torneo que mantiene la puerta abierta a las incorporaciones hasta el próximo 2 de marzo.

La entidad que ha puesto sus ojos en el lateral derecho andaluz es el Górnik Zabrze, el club más laureado del país centroeuropeo con catorce títulos de liga en su palmarés pero que en estos momentos no atraviesa precisamente por su mejor momento. De hecho, ocupa el duodécimo puesto en la tabla clasificatoria con 27 puntos conseguidos en 22 encuentros y únicamente cuatro de ventaja sobre las posiciones de descenso.

La escuadra polaca necesita reforzar el flanco diestro de su retaguardia tras perder al serbio Boris Sekulic, que ha fichado recientemente por el Chicago Fire de la MLS estadounidense. Como consecuencia únicamente cuenta en la plantilla para cubrir esa posición con un joven e inexperto canterano y un futbolista islandés que no entraba en los planes del cuerpo técnico.

Por ello, los responsables del club rastrean el mercado en busca de un refuerzo de garantías que palíe ese déficit. En este escenario la figura de Rafa Navarro es una de las que con más fuerza aparece en escena. Incorporado por el Deportivo Alavés hace dos veranos procedente del Betis, no ha llegado a debutar todavía con la elástica babazorra. El pasado ejercicio estuvo cedido en el Sochaux francés, donde sí gozó de una participación importante. De hecho participó en 25 choques oficiales anotando un gol y repartiendo una asistencia en los más de 2.000 minutos que estuvo sobre el césped.

Tras finalizar abruptamente la relación entre la entidad gala y El Glorioso, el sevillano regresó el pasado verano a VItoria con el objetivo de ganarse un hueco en los esquemas de Asier Garitano. Algo que no consiguió. Pero ni durante la pretemporada ni en el recién concluido mercado invernal consiguió encontrar acomodo en otro destino. Aunque hubo varios equipos interesados en hacerse con sus servicios, el principal problema fue siempre su elevado contrato.

Precisamente el mismo obstáculo que está impidiendo cerrar por ahora su salida camino de Polonia. El Górnik Zabrze no está dispuesto a asumir íntegramente la alta ficha de Navarro y pretende que el Alavés se haga cargo de parte de ella, algo a lo que de momento no accede el club del Paseo de Cervantes. Las negociaciones, no obstante, se mantienen abiertas.

Noticias relacionadas

noticias de noticiasdealava