Jordi Évole: "Durante los últimos años, todos fuimos un poco Pau"

Desde el estreno en cines de la película documental "Eso que tú me das", el pasado 30 de septiembre, más de 100.000 espectadores han visto esta última entrevista que el propio Donés pidió al periodista, que era a la vez su amigo

08.10.2020 | 20:56
Pau Donés en 2017, presentando su gira y libro "50 palos".

El periodista Jordi Évole destaca que el músico Pau Donés, visibilizó su enfermedad sin ningún tipo de pudor y decidió contarla "de principio a fin", haciendo que en sus últimos años de vida todos fuéramos "un poco Pau".
Desde el estreno en cines de la película documental "Eso que tú me das", el pasado 30 de septiembre, más de 100.000 espectadores han visto esta última entrevista que el propio Donés pidió a Évole, que era a la vez su amigo.

El guionista de televisión ha sido el invitado este jueves al ciclo de la Universidad de Zaragoza La Buena Estrella, coordinado por el escritor y periodista Luis Alegre, a quien ha agradecido que tras ver el largometraje -que no estaba pensado que llegara a los cines- le dijera: "Esto tiene que tener un recorrido, no tengas miedo".

No lo tuvo y el público ha respondido. Como ha reconocido Évole en un encuentro con los medios de comunicación antes de recibir a un público reducido, se genera una conexión muy curiosa entre el público y el cantante.

"Incluso gente a la que no le gustaba Jarabe de Palo, le gustaba Pau: la verdad que transmitía y ese punto de no tener miedo", ha comentado el director de este documental, que fue grabado pocos días antes de que Donés falleciera, después de convivir durante 5 años con el cáncer de colon.

Fue el propio músico quien propuso esta conversación y, como confiesa Évole, "no hay manual de instrucciones para afrontar una charla que te pide un amigo que se está muriendo".
"Pau y yo habíamos llorado ya mucho antes, sobre todo, en la llamada en la que me dice que le quedaba poquito de vida. Fue difícil pero liberador, toda la emoción salió allí y eso hizo que llegáramos llorados a la charla", señala el entrevistador, quien agrega que gracias a eso todo fuese "muy sereno".

"Uno de los mensajes que más nos llegan es: Pensaba que iba a estar toda la película llorando y, al contrario, me he reído y me ha reconfortado", traslada el director del largometraje que se presentó en el Festival de Cine de Málaga.
Para él, el momento de lucidez en el que estaba Pau es "extraordinario": "Estaba brillante. Dice frases en las que te dan ganas de tomar apuntes".

Responde a cosas "tan sencillas"como el por qué tenemos miedo, algo que "en algún momento de la vida nos planteamos" y más todavía, en este contexto de pandemia, en el que "la muerte se ha sentido mucho en este país".
Figuras como la de Pau Donés, pero también la del futbolista y comentarista Michael Robinson o la de la actriz Rosa María Sardà, han demostrado, en palabras de Évole, que "en este país tan polarizado, se han muerto una serie de gente en los que no había línea divisoria". Un punto en el que "se ha muerto uno de los nuestros".

En el caso de la "experiencia irrepetible" de "Eso que tú me das", señala que la mayoría de los espectadores acude a las salas por el "boca a oreja", gracias a las recomendaciones de familiares y amigos en un contexto en el que se buscan mensajes positivos.

Porque a pesar del momento en el que fue rodado, Donés invita a fijarse en esas "pequeñas cosas que, a veces, en nuestro día a día, la rueda nos impide ver".
"Al final hablas con alguien que ya se ha salido de esa rueda. Nosotros, al fin y al cabo, no podemos salir. Pero Pau ya estaba fuera, y estaba en un lugar privilegiado", confiesa el director, quien agrega que "ojalá pudiéramos salir antes" y no en el momento de tener "la muerte pisando los talones".

Además, Évole reconoce parte del éxito de esta cinta de 65 minutos en "la falta de artificios", que ha sumado mucha verdad a la historia.
"Está grabado en día y medio y creo que esa desnudez ha jugado a favor. Solo aparece una canción al final, y porque la canta Pau. Son solo dos tipos hablando, plano contra plano", concluye.