TOLOSALDEA

Todo lo que buscas está muy cerca, en Tolosaldea

La comarca de Tolosaldea encierra todo un plantel de atractivos que conjugan historia, naturaleza y gastronomía con productos de gran valor como las alubias, las guindillas de Ibarra y sus afamados chocolates. Incluso sorprende con un museo de confitería. Es, además, centro internacional del títere, con espacio para el arte en la iglesia de Santa María, un gran ejemplo del gótico vasco. En su entorno acoge enclaves que conservan intacta la esencia rural.

03.07.2020 | 14:17
Todo lo que buscas está muy cerca, en Tolosaldea

Dónde comer

Sabores propios. Las alubias de Tolosa con guindillas de Ibarra y todos sus sacramentos son un manjar a disfrutar en cualquier ostatu o restaurante de la comarca. Imprescindible para los amantes de la carne es también una buena chuleta en los asadores tolosarras. Otro must es una gilda en el municipio que da nombre al ingrediente más picante de este pintxo tan tradicional, la guindilla de Ibarra. Con todo, el producto de temporada es la estrella tanto del mercado de Tolosa como de los restaurantes y bares de pintxos, que los sirven en raciones y elaboraciones más innovadoras.

Para no perderse

Museo Topic. En Tolosaldea no hay que perderse la visita al Museo Topic, Centro Internacional del Títere de Tolosa, un referente a nivel europeo que sorprende por su originalidad, innovación e imaginación a todo aquel que lo visita. Grandes y pequeños salen siemprecon una sonrisa.

Valiosas 'argizaiolas'. La iglesia San Bartolomé de Amezketa guarda un gran tesoro, las argizaiolas. Es una tradición mantenida hasta nuestros tiempos, que ha desaparecido en la mayoría de los templos de Euskal Herria. Cada familia tiene un asiento sobre la tumba de sus antepasados y la argizaiola es una tabla de madera tallada con una vela enroscada.

Entrada a Aralar. Muy aconsejable el paseo accesible de Abaltzisketa a Larraitz, entrada al Parque Natural de Aralar, al pie del monte Txindoki, hogar de la diosa Mari. Hay un juego de orientación, recorridos de senderismo, un bosque de aventuras, parque infantil, y un paseo agradable de 3 km para disfrutar del paisaje de este maravilloso Parque Natural.


Un completo plan de fin de semana

El sábado, de compras. El sábado por la mañana es día de compras en Tolosa. La primera visita conduce al mercado de productores locales del Zerkausi, donde ver y adquirir verduras recién recogidas de la huerta, quesos de pastor, Idiazabal, azul, de cabra€ La siguiente cita es en la Plaza verdura, donde las flores, plantas y plantones adquieren una hermosura especial por el propio espacio, conocido como Plaza cristales en referencia a su tejado. En el corazón del casco histórico de Tolosa, el pequeño comercio de gran calidad inunda las calles. El icono cultural del municipio es una boina Elósegui fabricada en Tolosa, que se ha ido actualizando y ofrece versiones modernas de todos los colores, ideal como souvenir. Recuerdos de viaje, en este caso gastronómicos, muy especiales por tradición y vínculo con la historia local son también las tejas y cigarrillos de Tolosa de la pastelería Eceiza o los gorrotxas de Rafa Gorrotxategi.

El domingo, naturaleza. El domingo invita a salir a la naturaleza y a adentrarse en los pequeños pueblos cercanos a la capital de la comarca, Tolosa. En torno al Macizo de Hernio se encuentran Alkiza y Asteasu. En Alkiza hay varios recorridos y un centro de interpretación de Hernio-Gazume, declarada zona de especial conservación. Por su parte, los amantes del arte pueden conocer el Museo de escultura al aire libre Urmara, de Koldobika Jauregi.En cuanto a Asteasu, se puede seguir el Camino del Lagarto, basado en la obra Obabakoak del escritor Bernardo Atxaga, cuya inspiración fue este municipio, su pueblo natal. En dirección a Vitoria-Gasteiz por la salida de Alegia espera el Gigante de Altzo. Joaquín Miguel Eleicegui, nacido en el caserío Ipintza, sufrió gigantismo y su vida de película inspiró el largometraje Handia, nominado a los Oscar. Allí, el paisaje de verdes prados salpicados por caseríos enmarca la visita. Retomando la carretera hacia Amezketa despunta el Txindoki, el pico más alto del Parque Natural de Aralar.

Dónde dormir

Variedad. Tolosaldea ofrece alojamiento para todo tipo de planes, pero siempre con un trato cercano y personalizado. Desde agroturismos y casas rurales donde reina la paz y se respira aire puro hasta hoteles de diseño para los gustos más exquisitos o apartamentos para quienes prefieren montárselo a su manera, pasando por albergues para los que viajan en grupo.