El Gobierno Vasco anuncia 2.538 nuevas plazas para empleados públicos

Los sindicatos ven insuficiente las propuestas del Ejecutivo vasco

15.12.2020 | 00:44
Aspirantes de una OPE realizando un examen. Foto: Iker Azurmendi

Gasteiz – El Gobierno Vasco anunció ayer la aprobación de 2.538 nuevas plazas para la convocatoria de empleo destinada a empleados públicos, que "se añadirían a las 1.500 ya comprometidas". En una reunión de la Mesa General de la Función Pública, la primera desde la formación del nuevo Gobierno Vasco, mantenida ayer por la tarde con los sindicatos en Vitoria, el Ejecutivo anunció la aprobación de Ofertas de Empleo con 836 plazas para Educación, 700 para la Ertzaintza y 1.002 para Osakidetza, según ha informado en una nota.

Explicó que se ha abierto un nuevo periodo de negociación con los sindicatos de la Función Pública (ELA, LAB, CCOO y UGT) para "impulsar el empleo público", tratar sobre un nuevo programa de jubilación parcial del personal laboral fijo vinculado al contrato relevo para 2021, e iniciar la negociación sobre las retribuciones del personal de la Administración Pública.

En respectivas notas, los sindicatos consideraron que las propuestas hechas por el Ejecutivo no resuelven los "graves problemas" en la función pública vasca.

El Gobierno indicó que la reunión sirvió para abordar las cuestiones básicas con las que se encuentra en este momento el empleo público, entre ellas, "cómo abordar el reto de la reducción de la temporalidad". La representación del Gobierno trasladó a las centrales sindicales su apuesta por seguir "impulsando el empleo público de calidad" y les anunció un próximo acuerdo de Consejo de Gobierno que aprobará la Oferta Púlica de Empleo (OPE) del año 2020.

El viceconsejero de Función Pública, José María Armentia, planteó las líneas maestras del proyecto de Ley de Presupuestos en lo referente a las retribuciones en la Administración vasca y destacó la necesidad la necesidad de establecer un "marco de certidumbre retributiva para todos los empleados públicos", especialmente en el actual contexto.

En la reunión, ELA pidió al Gobierno Vasco que "deje de hacer propuestas que no resuelvan el grave problema que sufre el empleo público y dé los pasos necesarios para acabar con la lacra de la temporalidad". Señáñçp que las propuestas hechas por el Gobierno Vasco ya eran "conocidas" y consideró que "continúan por la senda de los recortes y la nula voluntad negociadora mostrada por el Gobierno en estos últimos años". ELA presentó una propuesta para consolidar los puestos de "40.000" empleados públicos.

UGT exigió al Ejecutivo que las ofertas públicas de empleo se lleven a cabo "con las máximas garantías" y que "se consolide el empleo temporal, garantizando los derechos del personal interino", a la vez que ha reclamado jubilaciones parciales para rejuvenecer plantillas. Sobre las retribuciones, UGT indicó que el Gobierno Vasco quiere negociar la subida salarial de 0,9 que el Gobierno central ha aprobado para empleados públicos.

LAB, por su parte, consideró tras la reunión que el Gobierno Vasco "mantendrá cuatro años más de recortes, imposición y propaganda en lo que respecta a los empleados públicos". Indicó que el Gobierno se ha limitado a informar de las intenciones de las Ofertas Públicas de Empleo, ya conocidas, y estimó que el plan de jubilación parcial para el personal laboral fijo expresan una "clara intención de continuar con los recortes".