Sonidos que suman

Le Coup acoge el próximo día 11 un concierto benéfico en apoyo y homenaje al músico e ingeniero Mike Baldwin

04.01.2020 | 06:22
Changua, con Mike Baldwin, en uno de sus últimos conciertos, el pasado mes de julio en el Extitxu.

Vitoria - "Quiero que, ante todo, sea una noche feliz y darle un homenaje a Mike. Lo está pasando tan mal que ver allí a su compañeros, a sus amigos, a la gente tocando, va a ser algo muy especial". Es, ante todo, el deseo que impulsa lo que el próximo sábado 11 ocurrirá en la sala Le Coup, donde se ha preparado un concierto solidario con el saxofonista Mike Baldwin. Una cita con la que, también, recaudar dinero con el que poder ayudar a su familia de cara a afrontar los gastos que está generando la rehabilitación del ictus que padeció el pasado 20 de julio.

En el escenario de la calle Beato Tomás de Zumárraga, el encuentro con el público se producirá a partir de las 20.30 horas, estando las entradas solidarias a la venta por un precio único de 5 euros. Está prevista la actuación de Changua, el grupo en el que milita el también ingeniero, así como la celebración de una jam session en la que podrán participar todos los músicos que estén presentes y quieran "tocar lo que les salga del corazón", describe María Cilleros, esposa del intérprete. Entre unas actuaciones y otras, además, se procederá al sorteo de la rifa montada para la ocasión, aunque los mil boletos habilitados se agotaron en apenas quince días. Eso sí, para quienes no puedan acudir pero deseen colaborar, se ha habilitado una Fila 0 a través de Laboral Kutxa (ES55 3035 0435 11 4351011856).

Como recuerda Cilleros, el pasado mes de julio, tras tocar con Changua en el Extitxu y el Dublín dentro de la programación paralela del Festival de Jazz de Vitoria, el músico británico pasó unos días en los que no se encontraba bien hasta que el 20 de ese mismo mes se produjo el ictus. "Los médicos todavía no saben decirnos las causas. Es una persona de 51 años, deportista, con una alimentación sana y equilibrada, que tiene buenos hábitos y no se sabe muy bien qué es lo que motivó aquello". Pero lo cierto es que sucedió, dejando paralizada la parte derecha del cuerpo de Mike, que perdió el habla. Tras dos estancias en la UCI y 26 días en Santiago, Osakidetza derivó al músico al centro Aita Menni de Mondragón, un hospital especializado en daño cerebral.

Tres meses después recibió el alta. "Osakidetza te da eso durante unos meses, pero luego te deja, por así decirlo, un poco solo. Le han ofrecido, y de hecho va, a rehabilitación tres veces por semana a Santiago, pero es una rehabilitación un tanto simple y estos casos necesitan especialistas en este tipo de daños". Ahora acude a una clínica en Vitoria, Neufis, que tiene fisioterapia especializada. "Esta enfermedad es a muy largo plazo, no es cuestión de estar fenomenal en tres meses. Es una rehabilitación muy larga. Una familia normal puede asumir estos gastos unos meses. Pero claro, a largo plazo es imposible" y de ahí la apuesta por obtener recursos a través de este concierto. "No quiero pedir por pedir, sino devolverle algo a quienes nos ayuden".

Así que toda colaboración es poca para ayudar a este "músico hasta la médula", un intérprete que lleva más de dos décadas residiendo en Álava y que es bien conocido por los habituales de la escena del territorio. Toca sumar y sumarse.

noticias de noticiasdealava