Carreteras

Obras de mejora en la iluminación y seguridad del túnel peña María

El Ministerio de Transportes destina 350.600 euros

25.11.2021 | 00:07
Entrada a Peña María en dirección a la capital alavesa.

El objetivo es su adecuación a los requisitos normativos de señalización, equipamiento y las salidas de emergencia del corredor

El Ministerio de Transportes va a acometer las obras de mejora en el túnel de Peña María en la autovía A-1, en el enclave de Trebiño, que se van a concentrar en aspectos referidos a la seguridad y la iluminación de la instalación. El importe de estas labores asciende a 350.601,51 euros y en breve se va a proceder a publicar el correspondiente anuncio en las páginas del Boletín Oficial del Estado (BOE) para proceder adjudicar el contrato.

Esta actuación responde a la necesidad de adaptar los túneles de la red de carreteras del Estado a la normativa vigente en los términos de equipamientos e instalaciones de seguridad, que el desarrollo actual de las infraestructuras de transporte exige, como son la señalización o iluminación.

La legislación que regula esos aspectos es el Real Decreto 635/2006, de 26 de mayo, sobre requisitos mínimos de seguridad en los túneles de carreteras del Estado. Se trata de la transposición de la directiva europea de 2004, sobre requisitos mínimos de seguridad para túneles de la red transeuropea de carreteras.

"Atención especial"

Ese decreto del año 2006 estipula que los túneles de carretera, por sus singulares características, "merecen una atención especial porque cualquier incidencia grave que les afecte puede provocar alarma social, dadas las circunstancias concurrentes y específicas del lugar", remarca el texto.

Regula las diferentes normas a aplicar en cada túnel y, en el caso concreto de Peña María, al tener una longitud igual o menor que 500 metros y mayor que 200 concreta todo lo concernido a salidas de emergencia, iluminación normal, detectores de CO2, opacímetros, puestos de emergencia, señalización de salidas y semáforos exteriores.

Este tramo de 9,1 kilómetros de la antigua N-1, que conecta Álava con la meseta castellana, también conocido como la Legua del Rey, fue inaugurado en diciembre de 2006 en su configuración actual. Una inversión de 56 millones de euros permitió construir una autovía para superar los antiguos carriles repletos de curvas que cruzaban La Puebla de Arganzón.

noticias de noticiasdealava