Retorno a la normalidad

Vitoria vuelve a la barra

Euskadi pone fin a 418 días de emergencia sanitaria eliminando la prohibición de consumir en barra, los límites de horarios y aforos en bares y restaurantes

07.10.2021 | 11:26

Hoy es el primer día en que Euskadi abraza con ilusión y optimismo la vuelta progresiva a la normalidad de la era pre pandemia. El fin de la emergencia sanitaria pone fin a la mayoría de restricciones vigentes hasta ayer en la comunidad autónoma para combatir la expansión del covid-19 y reducir la presión hospitalaria. Los primeros en celebrar las nuevas medidas en vigor han sido los hosteleros de Vitoria, que entre emoción e incertidumbre esperan remontar después de que su sector ha sido uno de los más castigados por la pandemia "Ya era hora de que nos tocara a nosotros, que empezáramos a funcionar con medio normalidad. La gente está con muchas ganas de pedir en barra, hay muchos clientes que no son de terraza, que son de tomar algo, de charlar de pie, de venir con su cuadrilla. Son hábitos que tenemos nosotros aquí en el País Vasco" comenta Javier Castresana, del Victoria Cafe.

Las principales medidas preventivas frente al covid-19 desaparecen, pero aún se mantiene la obligatoriedad de usar mascarillas en interiores -salvo en el momento de la ingesta de alimentos y bebidas- y también en exteriores cuando no pueda mantenerse la distancia de seguridad. Jokin Okiñena, que regenta el bar la Unión comenta que "estábamos deseando que llegara este momento pero con un poco de incertidumbre a ver cómo va actuar la gente. La verdad es que la barra es un punto importante a la hora de facturar y la normalidad de tomar algo rápido en la barra se ha echado de menos".

Hoy es el primer día en que los hosteleros levantan las persianas de sus negocios con el optimismo de que su situación económica mejore después de año y medio de limitaciones. Mientras Carlos Calzado, encargado del bar Mallory sirve un café en la barra, comenta que "las nuevas medidas vienen como Dios. Ahora estamos entrando en octubre, ya no es como en verano que hace bueno, lo normal es que haga frío y llueva y estás muy limitado si no tienes terraza. Pudiendo consumir en la barra volvemos a lo que éramos antes, es lo más importante para todos los hosteleros. Lo de la mascarilla es más secundario".


Responsabilidad social

Aunque los datos y la evolución durante las últimas semanas han  dejado indicadores positivos y el 90% de la población vasca está vacunada con una doble dosis, algunos alaveses seguirán tomando sus propias medidas preventivas hasta ver cómo evoluciona este nuevo panorama. Mientras tanto, en la terraza de un bar, Sandra Fraile, pescadera de un local del centro de la ciudad, pide responsabilidad frente al virus "me parece bien el levantamiento de las restricciones porque vamos avanzando, pero creo que no somos conscientes de que la podemos cagar rápidamente. Hubiese sido mejor quitar todo más progresivamente, yo conozco gente que no está vacunada de mi edad, entonces, como no sabes quién está a tu lado da un poco de miedo. Aún siento mucha inseguridad".




Sin embargo, hay quienes desean empezar de nuevo a disfrutar de su vida social, apoyados en el panorama favorable que marcan las cifras. En la terraza de un bar, un grupo de amigos está compartiendo unos pinchos y uno de ellos, Raúl García, cuenta que le parece bien que estas medidas entren en vigor si se hace de manera segura "durante toda la pandemia nos hemos cuidado bastante porque mi familia está un poco delicada, ahora ya como los datos lo permiten y se van a levantar un poco las restricciones nos estamos moviendo un poco más, aún no hacemos vida normal. Pero a mi si ahora me sale una cena de amigos o de trabajo, voy a salir, ya que hasta ahora no lo he hecho".

No solo los alaveses aplauden el retorno de la normalidad en los comercios y el ocio nocturno, los turistas están contentos de poder disfrutar más de la cultura y de los diferentes establecimientos turísticos de la provincia. Es el caso de Adrilenzo Cassoma, residente hace 3 años en Vitoria, que enseñaba las calles céntricas de la ciudad a su grupo de amigos extranjeros que llevan tres semanas de turismo por Gasteiz, que "creo que las medidas llegan en buena hora, es momento de volver a la normalidad. Yo no soy muy de salir de fiesta, pero esto es parte del día a día, sino la gente se queda un poco mal."



Más afluencia en las calles

Las grandes esperanzas del sector se suman a otras disposiciones anunciadas el martes por el Lehendakari Iñigo Urkulli tras la reunión con el LABI, que permiten abrazar una normalidad que movilice a los vitorianos a la calle. Entre ellas, la apertura de las piscinas municipales a partir de este sábado, el aumento del aforo al 100%  de las gradas de los estadios de fútbol y el 80% en recintos cerrados de más de 5.000 espectadores o la apertura de las discotecas y el resto de locales de ocio nocturno sin limitación de horarios.

noticias de noticiasdealava