Raúl García Carnero Jugador del Valladolid y exalbiazul
Deportes

"Mi etapa en Vitoria me marcó mucho y fue muy doloroso irme"

04.02.2021 | 00:57
Raúl García Carnero

Raúl García defendió la camiseta del Deportivo Alavés entre 2014 y 2017 disfrutando del ascenso a Primera y de una etapa "muy especial".

Desde entonces ha pasado por Leganés, Girona, Getafe y Valladolid pero no olvida un club y una ciudad que le han dejado una profunda huella. En Gasteiz nació su primer hijo y a un mes escaso de que llegue al mundo la segunda –"se llamará Ada y va a ser un poco lío porque va a coincidir más o menos con mi segunda operación"– el futbolista gallego reconoce abiertamente el vínculo especial que le une al Glorioso.

¿Continúa manteniendo el contacto con la gente de Vitoria?

–Sobre todo con Manu. Ahora con las redes sociales y demás estás al tanto de todo el mundo y suelo hablar con él de vez en cuando. Con Edgar, con Pacheco... nos vamos poniendo al día.

¿Qué supuso para usted su paso por el Alavés?

–Me marcó muchísimo tanto a nivel de club como de ciudad. Hicimos muchísimas amistades que a día de hoy mantenemos y de hecho dentro de unos meses tenemos una boda ahí. Nuestro hijo nació en Vitoria y le tenemos muchísimo cariño. Cuando nos fuimos fue doloroso, nos costó hacer ese cambio pero sabíamos que en el fútbol pueden pasar estas cosas. Ahora nos quedamos con todo ese cariño que le tenemos y que seguirá ahí. Continuaremos yendo de visita siempre que podamos y recordaremos con los amigos una época que la verdad es que fue muy especial.

Desde que salió de Vitoria ha pasado por cuatro equipos. ¿Qué tal se lleva a nivel familiar la vida de trotamundos del fútbol?

–Cuando eres más joven y no tienes hijos es todo más fácil, te mueves con menos problemas. Ahora para hacer una mudanza necesito dos trailers. Y sobre todo que quieres ya una estabilidad. El niño va al cole, hace amigos... y los cambios cuestan un poco más y a veces son palos duros. Yo me intento centrar en lo deportivo y lo que le digo a mi familia es que la familia la hacemos nosotros donde estemos y hay que seguir para adelante.

¿Cómo es tener de presidente a una leyenda como Ronaldo?

–La verdad es que cuando llegué el día que iba a conocerlo estaba nervioso y todo. Yo pensaba que sería la cara del club pero que igual no estaría demasiado por aquí pero la verdad es que me ha sorprendido porque viene muchísimo. Está siempre en los partidos de casa, en el vestuario, hablando con nosotros como cualquier persona normal. Y es cierto que te sorprende mucho. Tengo que comprar alguna camiseta para llevármela firmada de recuerdo. Hay que aprovechar porque estas oportunidades no se tienen siempre. La verdad es que es una persona muy normal, muy cercana a nosotros y puedes hablar con él de cualquier cosa.

"Tengo que pedirle al presidente que me firme alguna camiseta para llevarme de recuerdo, ocasiones así no se tienen siempre"