¿Qué hay detrás del pulso entre la Unión Europea y Bielorrusia?

Alrededor de 2.000 mirantes se agolpan en la frontera entre Bielorrusia y Polonia

12.11.2021 | 13:09
La ONU y la Cruz Roja llevan ayuda a los migrantes

La tensión entre la Unión Europea (UE) y Bielorrusia aumenta cada día tras la llegada el lunes de unas 2.000 personas desde Minsk a la frontera polaca, un pulso que el autoritario líder bielorruso, Alexandr Lukashenko, echa a los Veintisiete y que tiene a los migrantes como las grandes víctimas.

Estas son las claves de esta crisis:

¿QUÉ HA OCURRIDO?

El pasado lunes una gran columna de migrantes procedentes de Oriente Medio, mayoritariamente kurdos de Irak y Siria, llegó a la frontera de Bielorrusia con Polonia. En imágenes divulgadas se podía ver a efectivos de las fuerzas de seguridad bielorrusas acompañando a lo que resultarían ser unos 2.000 migrantes, según Minsk.

Desde entonces han erigido precarios campamentos con madera y tiendas de campaña en la frontera en medio de bajas temperaturas nocturnas, que intentan combatir con hogueras, y falta de alimentos. Entre los migrantes hay muchos niños y también mujeres embarazadas.

El jueves llegó a la frontera la primera operación humanitaria efectuada con ayuda de la Cruz Roja bielorrusia y la ONU.

Desde ese enclave, cerca de la región bielorrusa de Grodno, vestidos muchos con ropa de abrigo, intentan cortar el alambre de espino y cruzar a la UE, pero en el otro lado de la frontera se topan con 15.000 efectivos de Polonia.

¿CÓMO HAN LLEGADO A LA FRONTERA?


A través de lo que se conoce como la ruta bielorrusa. Llegan en vuelos desde Oriente Medio y de países del Golfo operados por distintas aerolíneas, como por ejemplo de Turquía. Bielorrusia afirma que llegan de manera legal con visados de turistas. Pero ONG consultadas por EFE afirman que se trata de una operación organizada desde Minsk.

Según la abogada bielorrusa Aliona Chéjovich, experta en inmigración, las autoridades bielorrusas "fueron quienes lanzaron hace varios meses una campaña publicitaria" en la que Bielorrusia figuraba como el país de tránsito hacia la UE.

En dicha campaña participarían y se beneficiarían las agencias turísticas y los turoperadores que dependen de la Administración presidencial.

¿POR QUÉ LUKASHENKO NO LO IMPIDE?


El origen está en las sanciones de Occidente contra el régimen del presidente bielorruso. La UE desconoce el resultado del elecciones presidenciales de agosto de 2020, en las que Lukashenko se atribuyó más del 80 % de los votos y que la oposición y Occidente consideran fraudulentas.

La represión -que incluían denuncias de torturas- fue la respuesta de Minsk a las mayores protestas opositoras y ciudadanas en la historia de Bielorrusia.

Las sanciones se endurecieron después de que en mayo pasado el régimen bielorruso forzó el aterrizaje de un vuelo de la aerolínea de bajo coste Ryanair que cubría la ruta Atenas-Vilna con el argumento de que había un aviso de bomba que resultó ser falso. Ese desvío del avión permitió al Gobierno bielorruso detener al periodista al periodista opositor Román Protasevich y a su pareja, la ciudadana rusa Sofía Sapega.

Lukashenko afirmó a continuación que no estaba obligado a proteger a la UE del flujo de migrantes cuando el bloque comunitario ha impuesto sanciones que impactan en la economía del país.

"Nos están asfixiando y ¿nosotros debemos protegerles? Escuchen, ¿eso no es ingenuo? Ingenuamente, esto ya es una locura", dijo en julio, admitiendo por primera vez que no iba a hacer nada para parar el flujo.

¿ES POLONIA EL ÚNICO PAÍS AFECTADO?


No, desde la pasada primavera se han multiplicado los intentos de entrada ilegal en Letonia, Lituania y Polonia desde Bielorrusia. Solo que en esta ocasión la llegada ha sido de golpe masiva.

¿CUÁL ES LA REACCIÓN DE POLONIA?


Polonia ha reforzado la frontera con Bielorrusia con 15.000 efectivos entre Guardia Fronteriza, policías y reservistas. Se mantiene vigente el estado de emergencia en los casi 200 municipios fronterizos con Bielorrusia y ha prohibido totalmente el acceso de civiles a las zonas más conflictivas.

Varsovia, junto a toda la UE, considera la crisis no una crisis migratoria sino política y acusa a Lukashenko de tráfico de personas y de librar una guerra híbrida contra la UE para desestabilizar el club comunitario.

Polonia no se ha mostrado transparente hasta la fecha sobre la situación en su frontera con Bielorrusia, a la que impide el acceso, ni ha aceptado la ayuda de Frontex ni otras agencias europeas.

¿Y DE LOS PAÍSES BÁLTICOS?


El primer ministro lituano, Gabrielius Landsbergis, pedirá a la ONU que presione a Bielorrusia para abrir un corredor humanitario que permita el retorno a casa de los migrantes congregados en la frontera con Lituania y Polonia. Quiere que la ONU supervise que los migrantes que estén dispuestos a regresar a sus países de origen desde las zonas fronterizas puedan hacerlo de forma segura. Para ello se habilitaría el aeropuerto de Grodno, una ciudad en el oeste de Bielorrusia cercana a las fronteras con Polonia y Lituania.

¿QUÉ MEDIDAS TOMA LA UE PARA RESPONDER A MINSK?


La UE ha mostrado su apoyo a Polonia, Lituania y Letonia. La agencia europea de fronteras Frontex está ayudando a Polonia en las devoluciones de migrantes irregulares a Irak, si bien no hay un despliegue físico en Polonia.

El martes la UE decidió suspender parcialmente la aplicación del acuerdo de facilitación de visados entre la UE y Bielorrusia, algo que afectará a los funcionarios de Bielorrusia.

Actualmente la UE prepara el quinto paquete de sanciones contra el régimen de Lukashenko, que incluyen explorar medidas restrictivas contra el régimen y la aerolínea estatal bielorrusa Belavia, sino también contra aerolíneas de terceros países que participen "activamente en el tráfico de personas".

Para tratar de desactivar la crisis desde la raíz, el vicepresidente comunitario, Margaritis Schinas, inició el jueves en Emiratos Árabes una gira que le llevará a distintos países de origen y tránsito para abordar con las autoridades nacionales la manera de frenar los flujos de migrantes irregulares. Hoy se encuentra en Líbano y a continuación viajará a otros países, aún por confirmar.

noticias de noticiasdealava