Todos los sindicatos de la sanidad pública vasca convocan tres días de huelga

La jornada de protestas en el sistema sanitario de Álava será el 29 de octubre

14.10.2020 | 12:14
Concentración de trabajadores de Osakidetza para pedir más personal y contrataciones de calidad.

Vitoria – Un escenario de conflictividad social. Ese es el panorama que se va a instalar durante las próximas semanas en el sistema sanitario vasco. Los sindicatos, todos con presencia en el sector, anunciaron ayer la convocatoria de tres jornadas de huelga en la sanidad pública vasca, una en cada territorio histórico. En Álava, esa jornada tendrá lugar el 29 de octubre en los centros de trabajo de Gasteiz y en los del resto de las cuadrillas. El resto de convocatorias llegarán el 5 de noviembre en Gipuzkoa; y el 12 de noviembre en Bizkaia.

El escenario se presumía con antelación. Ayer, las centrales lo confirmaron en una rueda de prensa que se celebró en la capital vizcaína. En ella, los sindicatos Satse, ELA, LAB, SME, CCOO, UGT, ESK, SAE y Utese dieron a conocer las tres jornadas de huelga en Osakidetza.

A través de una nota de prensa remitida a DIARIO DE NOTICIAS DE ÁLAVA, los convocantes explicaron que "los graves problemas estructurales que vive hoy la sanidad pública de nuestro país nos llevaron, allá por el mes de junio, a poner en marcha una dinámica de movilizaciones que culminaron el pasado día 3 de octubre con una manifestación multitudinaria en Bilbao. Las movilizaciones han contado con un amplio respaldo tanto por parte de la plantilla, como de la ciudadanía en general".

En la misma línea, las centrales, que representan a la mayoría de los trabajadores de Osakidetza, indicaron que "nos hallamos ante problemas estructurales y de calado, que vienen de lejos y que Osakidetza no ha tenido ninguna voluntad de solucionar en estos últimos años. Buen ejemplo de ello es lo que sucede en la atención primaria. Los trabajadores salieron a la calle de manera masiva el año pasado y secundaron tres jornadas de huelga para exigir soluciones a la situación extrema que soportan a diario. Un año después, ha quedado en evidencia que, más allá de la buenas palabras, el Gobierno Vasco no ha puesto en marcha soluciones a esas graves deficiencias".

No tardó el Departamento de Salud en contestar al argumentario sindical. A través de un comunicado remitido a esta redacción solicitó a los sindicatos que "se ajusten a la verdad a la hora de realizar sus afirmaciones. Desde el departamento no se entiende la convocatoria de huelga en este preciso momento en el que se están desarrollando reuniones bilaterales para poder escuchar y compartir las necesidades planteadas por los sindicatos. El Departamento de Salud aboga por la vía del entendimiento y no por la de la confrontación. Recordamos que el departamento mantiene la mano tendida al diálogo, única manera de llegar a acuerdos".

Pese a esas palabras, la apuesta sindical por la huelga no atiende a la postura oficial, que rechaza de facto. De hecho, las centrales insisten en que la inversión en sanidad pública en el ámbito de la CAV está por debajo de la media europea y su evolución ha sido descendente en los últimos años. En la misma línea, los convocantes creen que "esa desinversión ha tenido, sin lugar a dudas, un papel fundamental en la grave situación que vive nuestra sanidad pública, que es especialmente palpable en atención primaria, pero también está presente en el resto de ámbitos como los hospitales y en la red de salud mental: escasez de medios humanos y materiales, sobrecarga sistemática de trabajo, altas tasas de temporalidad, agotamiento físico y emocional, recortes de derechos laborales, privatización de servicios, desprotección 0 descuido de la salud laboral".

Contestación de Salud Dadas las circunstancias, portavoces autorizados del Departamento vasco de Salud quisieron salir al paso de las declaraciones sindicales para rechazarlas por completo. "Es rotundamente falso que en Osakidetza haya recortes de recursos humanos y materiales", indicaron. Para contextualizar su versión, desde el Ejecutivo autonómico aseguraron que "el Departamento de Salud es el departamento con mayor dotación económica del Gobierno Vasco con un tercio del presupuesto global. En total: 3.941 millones de euros". Aparte, los citados portavoces indicaron que "el presupuesto del Departamento de Salud creció un 3,3% del 2018 al 2019 y el de este año aumentó en un 3,7% respecto al anterior" y que "Osakidetza destina más de 69 millones de euros a inversores ligadas a la modernización y actualización del sistema. El gasto sanitario público por persona es de 1.801 euros, el más alto del Estado junto a Navarra".

En el mismo comunicado de respuesta al órdago sindical, el Departamento de Salud aseguró que "el 68% de presupuesto de Osakidetza se destina a personal, una cifra que ha aumentado en los últimos años. ? A principios de este año se aprobó la mayor ampliación de plantilla estructural de la historia Osakidetza con 953 plazas de nueva creación. La plantilla estructural de Osakidetza se encuentra en 27.906 profesionales y este año ha llegado a superar los 39.000. Salud reconoce que el Departamento de Salud ha adquirido el compromiso de ofertar 4.000 plazas para esta legislatura".

Pese a esas consideraciones, el comunicado sindical pide a la dirección del Departamento de Salud la adopción de una partida presupuestaria para la sanidad pública que se equipare a la media de la UE, destinando un 25% a la atención primaria. También solicitan el aumento de la plantilla, con la incorporación a la plantilla estructural y la consolidación de trabajadores eventuales que estabilicen la plantilla y eviten la fuga de profesionales formados por Osakidetza con dinero público. También inciden en la necesidad de la reversión de todos los recortes y de los servicios privatizados y medidas para garantizar la salud y la seguridad de la plantilla, tanto ante el coronavirus, como en su labor diaria.

Detalles

Convocatoria. Todos los sindicatos con representación en el sistema sanitario público vasco han convocado tres días de huelga en los centros de trabajo de la CAV.

Fechas. Cada jornada de protesta tendrá lugar en un territorio histórico. En Álava, se desarrollará el 29 de octubre. El 5 de noviembre las protestas se trasladarán a Gipuzkoa y el 12 de ese mes, a Bizkaia.

Reclamación. Las centrales sindicales reclaman mayor inversión en personal y en equipamientos hasta alcanzar los estándares europeos.

Salud. Desde el Departamento de Salud se desmienten los postulados sindicales y se asegura que no existen recortes en recursos humanos y materiales.

Postulados

Sindicatos"Esa desinversión ha tenido, sin lugar a dudas, un papel fundamental en la grave situación que vive nuestra sanidad pública, que es especialmente palpable en atención primaria"

El comunicado de las centrales sindicales hace especial hincapié en la situación que atraviesan los profesionales de los centros de salud de la CAV.

Departamento de Salud"Es rotundamente falso que en Osakidetza haya recortes de recursos humanos y materiales"

Portavoces autorizados del Departamento vasco de Salud remitieron un comunicado a los medios de comunicación en el que desmintieron a los sindicatos.

Una cifra

27.906

La plantilla estructural de Osakidetza se encuentra en 27.906 profesionales y este año ha llegado a superar los 39.000. Salud reconoce que el Departamento de Salud ha adquirido el compromiso de ofertar 4.000 plazas para esta legislatura".