Los agujeros negros 'cantan', aunque no podamos escucharlos directamente

La NASA ha presentado una grabación con las sonorizaciones captadas en el agujero negro del centro del cúmulo de galaxias Perseo

07.05.2022 | 17:37
Fotografía astronómica del cumulo de galaxias Perseo con su agujero negro en el centro.

Todos conocemos esa pregunta-paradoja que plantea que si un árbol hace o no ruido al caer en el bosque y no hay nadie para escucharlo. Pues por lo visto sí y la NASA sabe cómo oírlo, incluso dando un salto en el vacío, en sentido literal, del universo y poniendo el oído en el agujero negro del centro del cúmulo de galaxias Perseo.

De hecho, esta agencia espacial estadounidense ha dado a conocer un vídeo en el que se puede escuchar la sonorización realizada sobre este agujero negro.

Una sonorización es la traducción a sonidos de los datos astronómicos captados en el universo. En este caso se trata de los que ha obtenido el satélite-observatorio espacial de rayos x Chandra. Con las sonificaciones, los astrónomos han solventado el problema que supone escuchar unas ondas no pueden viajar por el vacío.


La idea general de que no hay sonido en el espacio se origina en el hecho de que la mayor parte del espacio es esencialmente un vacío, que no proporciona un medio para que las ondas de sonido se propaguen. Pero un cúmulo de galaxias tiene grandes cantidades de gas que envuelven cientos o incluso miles de galaxias dentro de él, proporcionando de esta manera un medio para que viajen las ondas de sonido.

En el año 2003 se asoció este agujero negro de Perseo con el sonido. Esto se debe a que los astrónomos descubrieron que las ondas de presión enviadas por el agujero negro causaron ondas en el gas caliente del cúmulo que podrían traducirse en una nota, una que los humanos no pueden escuchar al ser unas 57 octavas por debajo del do medio.

Ahora, en esta nueva sonificación de Perseo, las ondas sonoras previamente identificadas por los astrónomos fueron extraídas y audibles por primera vez. Las ondas de sonido se extrajeron en direcciones radiales, es decir, hacia afuera desde el centro. Luego, las señales se resintetizaron en el rango del oído humano al aumentarlas en 57 y 58 octavas por encima de su tono real. Otra forma de expresar esto es que se escuchan 144 cuatrillones y 288 cuatrillones de veces más que su frecuencia original. (Un cuatrillón es 1.000.000.000.000.000.) La exploración similar a la de un radar alrededor de la imagen le permite escuchar las ondas emitidas en diferentes direcciones.

Además del cúmulo de galaxias de Perseo, se está lanzando una nueva sonificación de otro famoso agujero negro. Estudiado por científicos durante décadas, el agujero negro en Messier 87, o M87, ganó el estatus de celebridad en la ciencia después del primer lanzamiento del proyecto Event Horizon Telescope (EHT) en 2019. Esta nueva sonificación no presenta los datos de EHT, sino que parece en datos de otros telescopios que observaron M87 en escalas mucho más amplias aproximadamente al mismo tiempo.


La imagen en formato visual contiene tres paneles que son, de arriba a abajo, rayos X de Chandra, luz óptica del Telescopio Espacial Hubble de la NASA y ondas de radio del Atacama Large Millimeter Array en Chile. La región más brillante a la izquierda de la imagen es donde se encuentra el agujero negro, y la estructura de la parte superior derecha es un chorro producido por el agujero negro. El chorro es producido por el material que cae sobre el agujero negro.

La sonificación escanea la imagen de tres niveles de izquierda a derecha, con cada longitud de onda asignada a un rango diferente de tonos audibles. Las ondas de radio se asignan a los tonos más bajos, los datos ópticos a los tonos medios y los rayos X detectados por Chandra a los tonos más altos. La parte más brillante de la imagen corresponde a la parte más ruidosa de la sonificación, que es donde los astrónomos encuentran el agujero negro de 6.500 millones de masas solares que captó la EHT.

noticias de noticiasdealava