Solidaridad

Donar sangre para que el mundo siga latiendo

El 14 de junio se celebra el Día Mundial del Donante de Sangre

14.06.2021 | 00:33
Donar sangre para que el mundo siga latiendo

La transfusión de plasma hiperinmune está siendo un tratamiento efectivo contra el coronavirus

A pesar de todos los avances médicos y tecnológicos que existen, la sangre sólo se puede obtener de las donaciones altruistas que hacen los voluntarios que acuden a prestar su ayuda.

Por eso, el 14 de junio de cada año, se celebra el Día Mundial del Donante de Sangre, que tiene como objetivo concienciar a la población mundial sobre la importancia de disponer de productos sanguíneos para transfusiones o enfermedades crónicas y sobre su actual contribución a la recuperación de enfermos de covid-19.

Una donación de sangre convencional es un acto sencillo, nada doloroso, breve y seguro. Se utiliza material estéril de un solo uso y es asistido por profesionales especializados en todo momento.

Este generoso gesto que se lleva a cabo durante aproximadamente 30 minutos puede mejorar la salud de otras personas o incluso salvar sus vidas. Según el responsable de Médicos del Centro Vasco de Transfusiones en Álava, Ángel Sierra, "lamentablemente, la sangre por ahora no se puede fabricar y la única manera de obtenerla es a partir de donantes voluntarios y anónimos".

Las unidades de sangre donadas tienen una fecha de caducidad, por eso es tan importante que las personas acudan regularmente a donar. El doctor Sierra, comenta que de una unidad de sangre se elaboran tres componentes: por un lado las plaquetas –7 días aproximadamente–. Por otro lado, la unidad de concentrado de hematíes tiene una caducidad entre 30 y 45 días y la unidad de plasma se congela a -80 grados durante tres años.

DONACIÓN en LA CRISIS SANITARIA Ha sido un año difícil donde la pandemia ha desestabilizado todos los protocolos existentes hasta el momento. El miedo a poder contagiarse de covid-19 ha influido, según Sierra, "en la decisión de donar tanto por parte del donante que se ha retraído para acudir, como por nuestra parte que hemos tenido que delimitar de alguna manera, al implementar todas las medidas de seguridad, y eso ha sido un obstáculo para la agilidad de la donación".

Mikel Errenteria, llevaba dos años sin donar sangre por falta de tiempo. Pero a raíz del covid-19, manifiesta que se ha motivado porque le dijeron que "al haber pasado la enfermedad, necesitaban plasma que tuviera anticuerpos, y desde entonces lo hago cada mes".

donación por aféresis Con una donación de sangre convencional se pueden tratar tres tipos de enfermos gracias a la aféresis, un modelo especial de donación en el que al donante se le extraen de manera selectiva tres componentes sanguíneos (glóbulos rojos, plasma o plaquetas).

Esta práctica se realiza con la ayuda de una máquina que cuenta con un circuito cerrado, estéril y de un solo uso. Además, permite la obtención de componentes sanguíneos para pacientes con requerimientos especiales, –por ejemplo, sangre con Rh-nulo– conocida como sangre de oro.

Los derivados sanguíneos resultantes de la aféresis se utilizan para el tratamiento de diferentes enfermedades. El responsable médico en Álava explica algunos ejemplos de sus utilidades: los glóbulos rojos se destinan a enfermos que han presentado una hemorragia grave por causas quirúrgicas, accidentes de tráfico o por otras causas.

Las plaquetas van dirigidas, sobre todo, a pacientes oncológicos o enfermos con tratamientos de quimioterapia. Luego el plasma tiene dos utilidades al margen del covid-19, por un lado la transfusión, –sobre todo en trasplantados de hígado en los que se les transfunde grandes cantidades– y por otro, en grandes quemados.

Tal como lo explica la responsable de Promoción de la Asociación de Donantes de Sangre de Álava, Aiala Elorza, en el Centro Vasco de Transfusión los hematólogos saben qué tipo de pacientes hay en los hospitales de la red vasca. Posteriormente, miran las características de estos pacientes –los fenotipos de este grupo sanguíneo– e intentan buscar aquel producto que mejor se adecue a ese donante, que menos pueda alterar su propia sangre para así intentar evitar al máximo cualquier rechazo, cualquier efecto adverso, para que esta transfusión sea óptima.

dónde donar

En el Centro Vasco de Transfusión y Tejidos Humanos. Está ubicado en la cuarta planta del ambulatorio Olaguíbel, no es necesario pedir cita previa.

Unidad Móvil. Todos los días de 9.15 a 13.30 horas y de 16.15 a 20.30 horas.

Lunes 14 de junio: General Loma

Martes 15 de junio: HUA Consultas

Miércoles 16 de junio: Zabalgana (E. Leclerc).

Jueves 17 de junio: Bastiturri.

Viernes 18 de junio: Eusko Jaurlaritza (solo por la mañana).

PROCESO DE DONACIÓN

Primer paso: acercarse sin cita previa a cualquiera de los lugares dispuestos para ello. Allí hay que identificarse y rellenar un cuestionario –dependiendo de si es la primera vez que dona o es un donante habitual–.

Segundo paso: En una consulta médica, se hace una valoración médica para descartar cualquier problema de salud del donante o del futuro receptor de la donación. Se toma la tensión, una determinación de la hemoglobina y se hace una entrevista personal que recaba información médica y de hábitos de vida saludable.

Tercer paso: Se realiza el proceso de extracción de sangre –entre cinco y siete minutos–.

Cuarto paso: El paciente descansa durante unos minutos y bebe líquidos en la zona de refrigerio para recuperarse y si todo va bien, podrá marcharse sin ningún problema. En total, el proceso podría durar una media hora.

DONACIÓN DE PLASMA

317

Son los donantes activos de Plasma Covid que hay actualmente en Álava.

noticias de noticiasdealava