Sostenibilidad

Las empresas de producción solar empiezan a mover ficha en Álava

Compañías del sector tratan de alquilar grandes superficies de terreno para implantar parques solares

13.06.2021 | 01:03
El parque solar Ekian ubicado en Arasur. Foto: P.J.P.

Laguardia – La empresa Solaria ha confirmado a DIARIO NOTICIAS DE ÁLAVA que está gestionando el alquiler de diversos terrenos, tanto cerca de Vitoria como en otros lugares del territorio histórico, para tratar de desarrollar instalaciones fotovoltaicas. Para realizar esas gestiones cuenta con un delegado que es la persona que negocia con los propietarios su alquiler, ya que Solaria no compra terrenos, solo los alquila. Concretamente, desde la eléctrica se confirmaba a DNA que la propuesta es un alquiler por 26 años ampliables a dos prórrogas de cinco años cada una –36 años en total–, si no existe denuncia por ninguna de las dos partes. En cuanto al precio, la empresa no ha facilitado ese dato, pero según otras fuentes rondaría los 1.500 euros por año y hectárea.

Una de las propuestas que barajan es en la zona de Arratzua-Ubarrundía, en las localidades de Durana, Arzubiaga y Mendibil, donde han surgido voces contrarias a la forma en que se está realizando la actividad por parte de la empresa. Precisamente, este pasado viernes, en las Juntas Generales de Álava, tanto el presidente de UAGA, Javier Torre, como uno de los agricultores de Durana afectados, Ricardo Fernández de Arróyabe, denunciaron presiones, tanto a los propietarios de los terrenos como a las administraciones locales, para lograr esos arrendamientos.

En aquella zona, la intención de Solaria es instalar dos plantas solares sobre una superficie de 200 hectáreas, para producir 50 megavatios al año cada una. Como argumento favorable, aseguran que durante la construcción se crearían unos 600 puestos de trabajo, aunque posteriormente, en labores de mantenimiento, sería muchos menos.

No sería el único proyecto de Solaria en Álava, según afirma la propia empresa, aunque no adelantan en qué otras localidades se están realizado gestiones, que podrían ir en la zona de Valles Alaveses y en Agurain. Para esa otra localidad, Agurain, hay otra empresa hablando con propietarios de terrenos. New Circle Energy planea un parque más pequeño, de unas 40 o 50 hectáreas.

En cualquier caso, esos movimientos son de empresas privadas, según confirman en la consejería de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente del Gobierno Vasco. Oficialmente, ni al Ejecutivo autónomo ni a la Diputación Foral ha llegado ningún proyecto concreto. Y, de hecho, quien tiene la competencia en esa materia, el Gobierno Vasco, no ha hecho públicos los criterios para el establecimiento de ese tipo de instalaciones excepto en dos casos: el parque solar de Arasur, ya construido, y el proyecto de Ekienea, en Lacorzana.

Hay otros, de carácter pequeño, que ya están funcionando, unos para vender la energía el mejor postor y otros para suministro propio. En el Valle de Arana hay uno de iniciativa municipal, otro en Lasierra, creado al amparo de una comunidad energética, figura que comienza a extenderse, pues en Oion se habla de una iniciativa de esas características, de una hectárea, para dar servicio a 500 hogares. Si la gente se apunta y va bien se ampliará a más hectáreas de terreno. En Navaridas se ha desarrollado otra iniciativa de placas solares de 33 kilovatios. Otra pequeña iniciativa se lleva a cabo en Antoñana, para abastecer al centro social, y el alumbrado público y centro social de Real Valle de Laminoria también se suministrará de esta forma, al igual que lo harán las instalaciones de alumbrado solar público en Sarria (Zuia) y Zalduondo.

La cuestión es que son numerosos los proyectos pequeños que se están poniendo en marcha, principalmente en los tejados de edificios públicos, gracias a subvenciones de la Diputación Foral para la promoción de energías alternativas. Un total de 18 municipios y juntas administrativas han recibido subvenciones para implementar 19 proyectos orientados al ahorro energético, la promoción de nuevas energías y, finalmente, la mitigación del cambio climático.

Pero se trata de pequeñas instalaciones. Las de mayor superficie son las que todavía no han comenzado a mover la documentación pertinente, aunque hace unas semanas una iniciativa presentada en Juntas Generales de Álava detallaba que un empresario en representación de la empresa fotovoltaica Aldeamayor 2 ha suscrito un contrato de arrendamiento por 30 años de 4 parcelas con un total de 25 hectáreas propiedad del pueblo de Comunión. Y no sería el único caso, ya que se han ofertado contratos similares a otros pueblos de la zona suroriental del territorio.

Arratzua-Ubarrundia. Una de las propuestas que barajan es en la zona de Arratzua-Ubarrundía, en los municipios de Durana, Arzubiaga y Mendibil, donde han surgido voces contrarias a la forma en que se está realizando la actividad por parte de la empresa Solaria.

Agurain. En Agurain hay otra empresa tratando de negociar con propietarios de terrenos. Se trata de New Circle Energy, que planea un parque más pequeño, de unas 40-50 hectáreas de extensión.

noticias de noticiasdealava