El Consistorio ve con buenos ojos este proyecto

Ensanche XIX propone reverdecer una veintena de manzanas del centro

El objetivo del colectivo vecinal es revitalizar y ajardinar  estos patios interiores del ensanche vitoriano para disfrute de vecinos y comercios - Es necesaria la cooperación ciudadana

09.09.2020 | 00:44
Imagen de la manzana del antiguo frontón vitoriano, que posee un núcleo, razonablemente libre, a la cota más baja que permite estructurar el diseño de los jardines, posibilitando plantaciones vegetales que minimicen el efecto de isla de calor durante el verano. Foto: Josu Chavarri

Vitoria – En pleno confinamiento, a más de un vecino del Ensanche vitoriano le vino a la cabeza por qué razón esos patios interiores que dan a alguna de sus ventanas estaban tan infrautilizados, aparte de en decadencia, debido al inevitable paso del tiempo. Sin ir más lejos, algo parecido es lo que le sucedió a Rosa Murguía Quincoces y eso que desde su piso, en la calle San Antonio, a la altura del conocido PerretxiCo de Merino, no le da a la manzana del antiguo frontón vitoriano.

Y, pese a ello, no dejaba de pensar en la reunión convocada para el pasado 4 de marzo, promovida por la asociación vecinal Ensanche XIX de la que es miembro, para dar a conocer este proyecto, que sería el piloto de otro más ambicioso, denominado Plan Florida 2020, con la idea de revitalizar los paisajes interiores de una veintena de manzanas de esta zona de la capital, al estar, por lo general, muy degradadas, y de las que podrían beneficiarse vecinos, comerciantes y bajeras. Tal era el caso del espacio del antiguo frontón vitoriano. "Elegimos esa manzana como la más adecuada para realizar ese plan piloto, pero el problema que tenemos es que los patios son privados. A la edil de Espacio Público, Amaia Barredo, le pareció fantástico este proyecto y están dispuestos a apoyarlo, siempre y cuando tenga el apoyo de los vecinos, comerciantes y de locales bajos", explica Murguía.

Es por eso que ese día de marzo se invitó a conocer dicho plan piloto a todas esas partes implicadas que daban a la manzana del antiguo frontón vitoriano (General Álava números 2, 4, 6, 8 y 10, calle Dato 12, 14, 16, 18 y 20, San Prudencio 5, 7, 9 y 11 y San Antonio 1, 3, 5, 7 9, 11, 13 y 15) para analizar la posibilidad de promover jardines privados en su interior y de constituir unas comunidades de custodia, a modo de auzolanak, para la conservación de los mismos.

Así, entre otras posibilidades que los miembros de Ensanche XIX, entre los que además de vecinos y comerciantes también figuran empresarios, han ideado para este patio de la manzana está la idea se revegetar terrazas y cubiertas planas con macetero y riego automático, también la de plantar árboles de "gran porte" en las zonas que lo permiten y otros de menor tamaño en maceteros con riego, además de tapizar mediante enredaderas sus muros medianeros. Aparte, no descartan crear unos premios a las comunidades que mejor conserven estos patios, tal y como sucede, por ejemplo, en Córdoba, con un festival que se ha convertido en todo un polo de atracción turística desde su creación.

El derribo del abedul La idea para lanzar este Plan de Florida 2020 entre los miembros de la asociación Ensanche XIX, que además de por vecinos, está formada por comerciantes y empresarios, tuvo un antecedente claro: la caída del último árbol que tenía un patio cerca de El Caminante, ocurrida el 6 de agosto de 2018, cuando se taló un "abedul fuerte y hermoso", de unos 20 metros, que era también el refugio de los pajarillos del entorno, "para adecuar al máximo un local de la planta baja".

Desde ese momento, el colectivo vecinal quiso empezar a imaginar que en el futuro habría "unos patios de manzana con paisajes muy mejorados. Patios que alberguen en su interior mucha actividad económica y comercial. En los que, además, frente a las áridas cubiertas de fibrocemento, prosperen las cubiertas verdes y ajardinadas. Unos patios frescos, tranquilos y silenciosos, con árboles y vida, con fachadas interiores bien pintadas, hasta las más humildes".

De hecho, esta iniciativa, como detalla Murguía, pretendía profundizar en las experiencias green similares que ya existían al respecto, como el jardín secreto del agua, al lado del Parlamento Vasco y situado sobre unos garajes, o en los caños medievales, del Casco Viejo.

El revulsivo para apostar decididamente por ella fue el aniversario de el parque de La Florida, en pleno centro de Vitoria, un buen acontecimiento para impulsar este plan de recuperación del paisaje interior de los patios de manzana. "Si hace 200 años los encargados de diseñar Vitoria idearon este parque de La Florida, en este siglo XXI las manzanas del ensanche se merecen ser también verdes mediante su revegetación, con la mejora y ajardinamiento de sus espacios interiores", añade Murguía, cuyo deseo, al igual que el resto de los miembros de la agrupación vecinal que representa, es que "ojalá tuviéramos unos patios interiores mejores, pero están abandonados y nos hemos acostumbrado a ello".

Sin embargo, se puede lograr que en ellos haya "parques que alberguen mucha actividad interior", diseñando la plantación de árboles, la sombra inteligente como respuesta al efecto isla de calor, las cubiertas y terrazas verdes, la infiltración de la lluvia en el subsuelo, la laminación del efecto de las tormentas, el hábitat para pájaros, etc. Y diseñando también formas de esponsorización y custodia para la conservación de los espacios revegetados.

Como añade Murguía, estos proyectos paisajísticos también reportarían ventajas tanto para residentes, por la posibilidad de disfrutar de ellos, como para negocios, al ligar el nombre de su empresa a este proyecto verde que ya se lleva con éxito en otras partes de Europa.

Pero, para ello, es necesario, como apela, "que trabajemos todos juntos". Por esta razón, invitan a vecinos y comercios, dejando abierta la colaboración a otros agentes públicos y privados –mediante, por ejemplo, la esponsorización de empresas de este proyecto– a cooperar en él. Una idea que puede extenderse a otras partes del ensanche, con diferentes posibilidades entre unas y otras, y al resto de Vitoria. "Todos los interesados en revitalizarlos se pueden poner en contacto a través del email de la asociación info@ensanchexix.org, donde pueden dar ideas y plantear sus dudas", concluye.
 

AL DETALLE

Plan Florida 2020. La asociación vecinal de Vitoria Ensanche XIX desea revitalizar el paisaje de una veintena de manzanas interiores del ensanche diseñando la plantación de árboles, la sombra inteligente como respuesta al efecto isla de calor, las cubiertas y terrazas verdes, la infiltración de la lluvia en el subsuelo, la laminación del efecto de las tormentas, el hábitat para pájaros, etc. Para la conservación de estos espacios revegetados se plantea lograr su esponsorización y crear comunidades de custodia, a modo de auzolan.

Proyecto piloto. Se ha escogido la manzana del antiguo frontón vitoriano como piloto del Plan Florida 2020.

Cooperación. Para hacer realidad este proyecto, es necesaria la implicación de vecinos, comercios, bajos y hasta de la colaboración público-privada. Todos los interesados se pueden poner en contacto a través del email de la asociación: 'info@ensanchexix.org'.

LA FRASE: ROSA MURGUÍA 
"EN ESTE SIGLO XXI LAS MANZANAS INTERIORES DEL ENSANCHE DE VITORIA SE MERECEN SER TAMBIÉN VERDES MEDIANTE SU REVEGETACIÓN"

La miembro de la junta directiva de la agrupación Ensanche XIX lamenta el estado de abandono de muchas de estas manzanas interiores y llama a todos a interesarse por este proyecto.

 

 

Noticias relacionadas