“La huelga de monitores es un chantaje inaceptable e injusto”

El alcalde Urtaran carga contra la movilización de este colectivo por los perjuicios que genera a la ciudadanía

05.09.2020 | 00:37
Concentración de los socorristas a las puertas de Mendizorroza el pasado mes de agosto. Foto: Jorge Muñoz

VITORIA – Al cumplirse ayer la cuarta jornada de huelga indefinida que mantienen los trabajadores de las actividades deportivas de Álava, el alcalde, Gorka Urtaran, cargó con dureza contra el colectivo por esta movilización y los efectos que provoca entre los gasteiztarras. "es un chantaje inaceptable que me parece injusto", explotó en una de las respuestas ofrecidas durante su rueda de prensa habitual de cada viernes. Tras ese primer calificativo tildó a los trabajadores en huelga de "muy poco solidarios con Vitoria", para remarcar a continuación la ausencia de motivos para haber derivado la protesta hacia una huelga indefinida. "No hay motivo suficiente para esta huelga", espetó con rotundidad y un creciente grado de enojo a medida que profundizaba en las respuestas a este tema.

Reiteró la imposibilidad de que el Ayuntamiento pueda entablar algún tipo de negociación para encauzar el conflicto al no tratarse de trabajadores dependientes directamente de la institución municipal. "Es una cuestión a resolver entre los trabajadores y la empresa. Más allá de escuchar no vamos a hacer nada. Incidió en lo "injusto" que se viene sucediendo desde mediados de agosto y las consecuencias que están pagando los vitorianos que tratan de disfrutar de los complejos de piscinas. Se refirió a las jornadas de paros intermitentes en las que hubo que desalojar Mendizorroza y Gamarra las horas en las que se desarrollaban sus primeros paros.

Admitió que la pandemia ha llevado a "reducir entre un 20% y 22% la programación de cursos" y su firme decisión de "no modificar un ápice la misma para no poner en riesgo la salud de los vitorianos", espetó.

trabajadores de rocódromos Al tiempo que Urtaran se refería al colectivo en huelga, los monitores desarrollaban su protesta en la Virgen Blanca. A ella se unen desde ayer los trabajadores de los rocódromos municipales. También informaron mediante un comunicado que el jueves a mediodía los tres sindicatos de los trabajadores acudieron a la sede municipal a solicitar la celebración de una reunión. "No hemos recibido respuesta alguna, evidenciando su nula voluntad de solucionar el conflicto", especificaron. Hoy a mediodía habrá una manifestación desde la Virgen Blanca.

"No se va a modificar la programación para poner en riesgo la salud de la ciudadanía"

GORKA URTARAN

Alcalde de Gasteiz