Alerta mundial por el coronavirus

Salud intensifica la búsqueda del origen de los contagios registrados en Euskadi

El lehendakari anuncia encuentros con agentes económicos para tomar medidas que minimicen las afecciones

06.03.2020 | 01:35
Una periodista informa a las puertas del Hospital de Basurto. Foto: Efe

vitoria – La consejera de Salud del Gobierno Vasco, Nekane Murga, informó ayer de que los nuevos casos de coronavirus registrados en Euskadi no proceden de una línea de transmisión identificada, lo que va a exigir un esfuerzo a los epidemiólogos para determinar el origen de los contagios. De hecho, se va a reforzar su plantilla con 12 personas: 6 esta semana y 6 la próxima. Los contagios en la CAV son ya 27, es decir 6 más que el miércoles, y de ellos 11 están hospitalizados, con 3 enfermos con un cuadro "de mayor gravedad", de los cuales 1 está en la UCI. No hay ningún menos entre los afectados.

La consejera compareció ayer ante los periodistas tras la reunión de la Mesa Interdepartamental para afrontar de manera coordinada la actuación del Gobierno Vasco ante el coronavirus, que presidió el lehendakari, Iñigo Urkullu. Murga, que inició su intervención dando el pésame a los familiares del hombre fallecido el miércoles con el virus –el primero en Euskadi–, precisó que los positivos son 20 en Araba (4 más que ayer), 5 en Bizkaia (2 más) y otros 2 en Gipuzkoa (sin cambios). Hay por tanto "varias líneas de investigación abiertas" que conciernen a varios infectados, entre ellos la paciente cero, una médico de Txagorritxu cuyo modo de contagio aún no se ha determinado.

Euskadi se mantiene en la fase de "contención" del virus y no prevé nuevas medidas preventivas y, aunque la consejera rehusó "aventurar" posibles escenarios futuros, aseguró que si es necesario se podrán en marcha otras actuaciones. Por el momento, y siguiendo las recomendaciones del Gobierno español, el partido de la Euroliga de baloncesto entre el Baskonia y el Milán se disputará sin público el día 25, la fecha prevista del choque, si no cambian las circunstancias, explicó Murga.

La consejera no quiso precisar cuántas personas están en aislamiento por haber tenido contacto con algún positivo –el miércoles eran 250–, pero sí señaló que la mayoría de los profesionales sanitarios en cuarentena (el miércoles eran un centenar) trabajan en Araba, donde la asistencia está "garantizada" mediante la reorganización del servicio. En el resto de hospitales vascos en los que ha habido casos de Covid-19 se ha identificado a las personas que han tenido contacto con los infectados y se les está haciendo un seguimiento por si desarrollaran síntomas. Para reducir el riesgo de contagio en estos centros se han limitado las visitas y la estancia en los pasillos y se han suspendido las prácticas de estudiantes, aunque los pacientes afectados "no necesitan zonas de aislamiento específico".

En todo caso, el número de sanitarios de los hospitales de Bizkaia que han podido tener contacto con algún positivo no es comparable a Txagorritxu, aunque si fuera necesario se podrían reforzar los hospitales vizcaínos desde otros centros porque Osakidetza "trabaja en red". El de Basurto, donde estuvo ingresado un hombre con varias patologías que después dio positivo en Covid-19, cerró desde hoy su cafetería y el comedor para empleados para evitar grupos de personas e impedir contagios, además de adoptar otras medidas higiénicas de contención del coronavirus.

La consejera volvió a hacer hincapié en la necesidad de extremar las medidas en las residencias de mayores, ya que son un colectivo especialmente vulnerable junto con los enfermos crónicos. De hecho en un centro de mayores de Gasteiz se ha identificado a una persona infectada –que se contagió cuando estuvo ingresada en Txagorritxu– por lo que "se han tomado las medidas necesarias", es decir identificar a los posibles contactos y hacerles seguimiento. El Departamento de Salud ha incrementado las recomendaciones para prevenir contagios y aconseja mantener una distancia mínima de un metro –lo "ideal" es metro y medio– con personas con síntomas, no tocar la cara de otras personas, especialmente la nariz y las mucosas, e intensificar la limpieza de superficies en contacto con las manos.

Mundo empresarial El lehendakari, Iñigo Urkullu, llamó ayer a la "serenidad" de los ciudadanos ante la expansión del coronavirus en Euskadi, y anunció que el Gobierno Vasco se reunirá la próxima semana con agentes económicos para analizar la puesta en marcha de medidas destinadas a "minimizar" los efectos del Covid-19.

Urkullu, que participó en un encuentro sobre mujeres y empresa en Miñano (Araba), pidió a los vascos que "confíen" en la labor que desarrolla Osakidetza para hacer frente al coronavirus. El lehendakari insistió en la necesidad de "serenidad" y aseguró que el Gobierno autonómico y el Servicio Vasco de Salud-Osakidetza están "volcados" en dar una respuesta adecuada a esta situación. "Estamos poniendo todos los medios profesionales y asistenciales adisposición de la ciudadanía; y nos estamos ocupando también del resto de ámbitos de afección", manifestó.

En este contexto, Urkullu anunció que el Gobierno Vasco se reunirá la próxima semana con agentes económicos para analizar la situación, con el fin de poner en marcha "las medidas que en cada momento se consideren necesarias". El objetivo, explicó, es "minimizar" los efectos de la expansión del coronavirus "en la vida cotidiana de las personas".

Por su parte, la consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras, Arantxa Tapia, señaló ayer que en este momento sería "una exageración" cerrar empresas por el coronavirus. "El consejo es que las personas con problemas respiratorios se queden en casa, pero por eso no hay que cerrar una empresa", aseguró Tapia en una entrevista en ETB difundida en la web de su departamento. La consejera remarcó que en este momento el escenario es de contención e indicó que en todo momento se siguen las indicaciones que marca el Departamento de Salud.

También el Gobierno español precisó ayer que todas las indicaciones sobre la evolución del coronavirus y las medidas a adoptar para afrontar la enfermedad las emite el Ministerio de Sanidad. Esta aclaración se produjo después de la polémica suscitada por una guía difundida por el Ministerio de Trabajo y Economía Social que dirige Yolanda Díaz, de Unidas Podemos, sobre la actuación en el ámbito laboral en relación con el coronavirus. Tapia también explicó que la próxima semana va a mantener dos reuniones: con las Cámaras de Comercio y la Patronal por un lado para escuchar su posición y analizar la situación, y por otro con los clústers. La consejera quiere conocer los problemas que tienen con los proveedores, porque las provisiones se están acabando y hay que analizar si se pueden buscar otros proveedores.

En corto

Epidemiólogos

Aumento. La plantilla de epidemiólogos se reforzará con doce personas para intentar aclarar el origen de los contagios de coronavirus en Euskadi.

27 contagios

En la CAV. En la Comunidad Autónoma Vasca ayer eran 27 las personas a las que se ha detectado el Covid-19

11

Hospitalizados. Once personas permanecían ayer hospitalizadas, tres de ellas con un cuadro "de mayor gravedad", de los cuales una está en la UCI. No hay ningún menor.

Territorios

Más en Araba. Los casos detectados son 20 en Araba, cinco en Bizkaia y dos en Gipuzkoa.

Aislamiento

Sin precisar. Murga no precisó ayer el número de personas en aislamiento; el miércoles se dio la cifra de 250.