9 diputados y 3 senadores dejan Ciudadanos tras la moción frustrada en Murcia y sus efectos en Madrid

Desde el partido de Inés Arrimadas sugieren que todas las bajas se deben a la operación del PP para captar a cargos a Cs

18.03.2021 | 23:44
La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas

Dos diputados del Congreso, siete diputados autonómicos --en Murcia, Madrid y la Comunidad Valenciana-- y tres senadores han abandonado o han sido expulsados de Ciudadanos tras la operación frustrada para impulsar una moción de censura contra el PP en la Región de Murcia y la convocatoria de elecciones anticipadas en la Comunidad de Madrid por parte de Isabel Díaz Ayuso (PP), que ha dejado a Cs fuera del Gobierno autonómico.

La inesperada decisión de Ciudadanos de aliarse con el PSOE para presentar sendas mociones de censura en la Región de Murcia y en el Ayuntamiento de la capital el pasado miércoles contra su hasta ahora socio de gobierno generó estupor entre cargos y afiliados del partido.

Una sensación que se extendió cuando, el viernes pasado, el presidente del Ejecutivo regional murciano, Fernando López-Miras, anunció un pacto con tres de los seis diputados de Ciudadanos en la Asamblea, que han votado en contra de la moción de censura a cambio de formar parte del Gobierno.

Los primeros en salir de Cs fueron esos tres diputados --Isabel Franco, Valle Miguélez y Francisco Álvarez--, expulsados del partido el sábado pasado y a los que se considera tránsfugas.

La marcha de Fran Hervías al PP

Pero el abandono que más efectos negativos e incontrolables está teniendo para el partido liderado por Inés Arrimadas es el de Fran Hervías, que el sábado comunicó que renunciaba a su escaño en el Senado y dejaba Ciudadanos para entrar en el PP. En su carta de dimisión, argumentó que Cs ha "abandonado los valores y principios liberales para convertirse en una muleta más del sanchismo".

Hervías, que siempre ha discrepado de la estrategia de Arrimadas de pactar con el PSOE de Pedro Sánchez, fue el secretario de Organización en la etapa de Albert Rivera, impulsó la implantación territorial del partido y conserva una amplia red de contactos con la que podría ayudar a los 'populares' a captar a cargos de Ciudadanos. De hecho, eso es precisamente lo que está haciendo, según han publicado varios medios.

Aunque desde Cs se intentó tranquilizar al PP apostando por mantener los gobiernos de coalición que comparten en lugares como Andalucía, Castilla y León y el Ayuntamiento de Madrid, en el partido liberal seguía habiendo malestar interno por la inestabilidad generada.

Tras las peticiones de varios dirigentes para que se diesen explicaciones, Arrimadas reunió a la Ejecutiva de Ciudadanos el lunes. Allí, Carlos Cuadrado y José María Espejo dejaron sus funciones como vicesecretarios del partido y se amplió el Comité Permanente con nuevos miembros.

Goteo de bajas tras el abandono de Toni Cantó

Tras cinco horas de debate, se buscó una imagen de unidad de toda la Ejecutiva para reivindicar el proyecto de centro y liberal de Ciudadanos y rechazar las maniobras del PP, pero quedó empañada por Toni Cantó, portavoz en las Cortes Valencianas, que, tras exigir la dimisión de todo el Comité Permanente, salió de la reunión y dijo que dejaba sus cargos en Cs y su escaño.

Desde entonces, el goteo de salidas en Ciudadanos ha continuado. Así, el martes se supo que dos diputados de la Asamblea de Madrid, Marta Marbán y Sergio Brabezo, que era el portavoz adjunto de Cs en la Cámara, se daban de baja como afiliados.

Este último se va ante "la deriva insensata" de la formación naranja que, según ha dicho, puede hacer que la Comunidad de Madrid acabe gobernada por Más Madrid y Unidas Podemos. "Ya no reconozco al partido político al que me afilié con tanta ilusión porque Arrimadas ayer cerró esta crisis en falso y sin ninguna autocrítica", ha manifestado.

Además, Brabezo y Marbán han asegurado que ellos y sus compañeros en la Asamblea fueron instados por la dirección de Cs a firmar una moción de censura contra Díaz Ayuso, algo que ha sido desmentido por la dirección nacional del partido.

El motivo por el que Marbán no quiere seguir en Ciudadanos es porque ya no se identifica con lo que esta pasando en el partido y "lo que no se comprende no se defiende", según ha afirmado. Tanto ella como Brabezo han rechazado que Aguado repita como cabeza de lista en las elecciones del 4 de mayo.

También el diputado de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid Enrique Martínez Cantero ha anunciado que deja la formación naranja por discrepancias con la dirección del partido y la forma de gestionar el Grupo Parlamentario.

Ciudadanos pierde diputados en el Congreso y senadores

Mientras tanto, el diputado en el Congreso por Sevilla Pablo Cambronero comunicaba su baja del partido y solicitaba a la Mesa de la Cámara integrarse en el Grupo Mixto.

Justificaba su decisión por el "giro hacia la izquierda" y la "deriva sanchista" que achaca a la dirección de Cs por estar haciendo lo contrario de lo que prometió antes de los comicios de noviembre de 2019, cuando su entonces presidente, Albert Rivera, afirmó que "jamás pactaría con el Sánchez socio de Podemos, ERC y Bildu".

Pero estas no fueron las únicas bajas que se produjeron el miércoles, ya que por la noche se sumaron las de los senadores Emilio Argüeso y Ruth Goñi, que en ambos casos se han quedado con sus escaños aunque ya no forman parte de Cs.

Goñi ha dejado de ser militante porque considera que Arrimadas y el resto de la cúpula del partido se han "abrazado al sanchismo" y han incurrido en "transfuguismo" al "defraudar" a quienes votaron a Ciudadanos con la idea de que no pactaría con el PSOE de Sánchez, con el cual Cs ha alcanzado importantes acuerdos durante el último año.

En cuanto a Argüeso, el miércoles se le abrió un procedimiento de expulsión del partido por haber ofrecido "prebendas a cargos y afiliados" para que lo abandonaran y pasaran a ser "tránsfugas" y por hacer manifestaciones públicas en canales de comunicación del Senado con la intención infligir un "daño relevante" a Ciudadanos. Después, él mismo acabó cancelando su afiliación.

Además, este jueves se ha conocido una nueva salida en el grupo de Cs en el Congreso, la de la diputada por Alicante Marta Martín, portavoz en la Comisión de Educación. En un mensaje en Twitter, ha afirmado que renuncia a su acta y espera que los que se quedan en la formación naranja cumplan en "compromiso" de que su escaño "no sirva jamás para dar alas ni al nacionalismo ni a la corrupción".

El PP abre las puertas a gente de Ciudadanos

A lo largo de la última semana ha habido otros cargos públicos y orgánicos de Ciudadanos en distintos lugares que han dejado el partido, concejales en Ayuntamientos pequeños y personas que ocupaban cargos en comités territoriales de la formación. También hay personas que no formaban parte de Cs desde hacía tiempo y que ahora se han unido al PP.

El día en que se registraron las mociones de censura en Murcia, el Partido Popular visualizó formalmente su ruptura con Inés Arrimadas y lanzó una OPA a los dirigentes y votantes de Ciudadanos de toda España. "Hoy abrimos las puertas del PP a los simpatizantes de Cs que se han sentido huérfanos y defraudados", declaró el secretario general del PP, Teodoro García Egea.

Desde entonces se ha desarrollado un trasvase de cargos de Cs al PP y, aunque 'Génova' no ofrece nombres de las personas que están llamando a su puerta, sí que está animando públicamente a "los activos" de Ciudadanos que "no están nada de acuerdo con la deriva" de Arrimadas a sumarse a sus filas.

Mientras, desde la dirección de Cs sugieren que todas las bajas que está sufriendo el partido se deben a la operación del PP para captar a cargos de la formación naranja a cambio de "cargos, dinero o poder". Sin embargo, no todos los que se han marchado lo han hecho para irse al PP, y algunos ni siquiera se sienten próximos a este partido.

noticias de noticiasdealava