Sitúan a Fernández Díaz al tanto del espionaje pero creía que era legal

Francisco Martínez dice que el exministro conocía la operación de Villarejo contra Bárcenas

29.10.2020 | 23:35
El exministro del Interior Jorge Fernández Díaz en una sesión en el Congreso. Foto: Efe

madrid – La expectativa perdió fuelle. El ex secretario de Estado de Seguridad y ex número 2 de Interior Francisco Martínez afirmó ayer ante el juez de la Audiencia Nacional Manuel García-Castellón que el que fuera ministro del Interior Jorge Fernández Díaz estaba al tanto de la operación Kitchen, pero creía que era legal. De hecho, apuntó que sabía más que él –"sabía más que yo"– del asunto puesto que le llegaba información de comisarios y mandos con los que despachaba directamente. Asimismo, según fuentes presentes en la declaración, Martínez añadió que Fernández Díaz le preguntó por Sergio Rios, el chófer del extesorero del PP Luis Bárcenas, quien era además confidente en la operación Kitchen. El ministro le pidió que se interesase por el asunto, si bien no aclaró cómo le llegó esa información a Fernández Díaz.

La de Martínez, que fue citado en calidad de investigado, era una de las comparecencias más esperadas en el marco de la pieza Kitchen de la macrocausa Tándem. En ella se investiga la operación parapolicial que se organizó para espiar tanto al extesorero del PP como a su mujer Rosalía Iglesias y que fue sufragada con fondos reservados y al margen del control judicial. El objetivo era sustraer a Bárcenas la información sensible del partido que tuviera en su poder para así poder ocultársela a la justicia, concretamente al juzgado indagaba la trama Gürtel.

Durante su comparecencia, que se alargó durante aproximadamente tres horas y media, Martínez explicó al juez que, siguiendo el mandato del ministro, preguntó por Ríos al entonces director Adjunto de la Policía (DAO) Eugenio Pino. El ex secretario de Estado de Seguridad defendió durante el interrogatorio que esa operación parapolicial no ocurrió como tal, sino que se trataba de una actuación "legal" para buscar información de tipo económico y financiero. También defendió la legalidad de los seguimientos, y subrayó que él mismo dio órdenes a sus mandos policiales para que la información relevante recabada en la misma se pusiera a disposición del juez.

Acta notarial Durante el interrogatorio el juez preguntó a Martínez por su decisión de levantar acta ante notario de los mensajes relacionados con la operación que intercambió con el exministro. Martínez explicó que lo hizo porque se sintió dolido por las declaraciones que este hizo diciendo que desconocía esa operación Kitchen. Pero, a la par, subrayó que el hecho de que el exministro manifestase que no sabía nada de ese operativo, algo que ha reiterado que es falso, no significa que las actuaciones fueran ilegales.

También resaltó que alguno de los mensajes sobre la operación que dejó registrados ante notario no eran todos del exministro, sino que este le envió algunos que a su vez le fueron reenviados a Fernández Díaz por otra persona. Además de dichos mensajes, en la causa constan conversaciones suyas en las que aseguraba que, si a él lo llamaban a declarar, después tendría que hacerlo el exministro y "probablemente" Mariano Rajoy.

Tras su comparecencia, Martínez abandonó la Audiencia Nacional en compañía de sus abogados. Esta era la tercera vez que era citado por el titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 desde enero, si bien en las dos anteriores ocasiones no declaró argumentando que la pieza estaba bajo secreto de sumario.

Tras la declaración de Francisco Martínez, hoy llega el turno del exministro Jorge Férnandez Díaz, quien ahora deberá corroborar o negar ante el juez lo afirmado por el que fuera su mano derecha en el Ministerio del Interior.

"Sabía más que yo [Fernández Díaz] porque le llegaba información de comisarios y mandos "

Francisco martínez

Ex secretario de Estado de Seguridad