Va a colocarse extensiones de pestañas y el perro de su estilista le arranca el párpado

Kelsey Salmon, una joven de Georgia, Estados Unidos, se ha hecho viral en Tik Tok tras publicar unos videos contando su peor experiencia durante un tratamiento de pestañas

14.06.2021 | 17:00
Estado del párpado de la joven tras la cirugía reconstructiva

Kelsey Salmon, una joven de 23 años de Georgia, quería lucir perfecta para el viaje a Hawái que tenía preparado el día de su cumpleaños. Para ello, decidió hacerse un tratamiento de extensión de pestañas, pero como su estilista habitual no tenía cita, decidió buscar otro centro de belleza donde realizarse el tratamiento.

Este en sí mismo fue bien, pero pronto se convertiría en "su peor experiencia durante un tratamiento de pestañas", como relata en una serie de vídeos publicados en su cuenta de TikTok, que han alcanzado los ocho millones de visitas.
 

@kelseysalmon

 

? original sound - kelsey salmon ??


La joven acudió al apartamento de la estilista, que tenía una cama en medio de la sala de estar para realizar los tratamientos. Mientras le colocaban las extensiones estuvo jugando con el perro del estilista, un chihuahua.

El resultado pintaba bien, pero sin embargo, el perro y ella se quedaron mirándose el uno al otro y este acabó por abalanzarse y atacarla sin que Salmon pudiera hacer nada. El animal le arrancó el párpado, que cayó al suelo, con las nuevas pestañas recién colocadas.

Kelsey vio sangre pero no sabía qué estaba pasando hasta que la estilista lo recogió del suelo y le dijo "que se le había caído el párpado". La joven comenzó a llorar y la técnico de pestañas le entregó una manta sucia para detener la hemorragia mientras llamaba a la ambulancia. Salmon llamó a su madre para que se encontraran en el hospital.

No obstante, la pesadilla todavía no había terminado, pues tras siete horas de espera, les informaron de que no había ningún cirujano en aquel hospital que pudiera restaurar su párpado. Los paramédicos metieron el párpado en hielo pero las enfermeras insistieron en que no se podía hacer nada para salvar el ojo de la joven. Finalmente, Salmon y su madre se fueron a otro hospital, en el que, tras otras cinco horas de espera, entró en el quirófano para que le volvieran a coser el párpado en su sitio.

Contra todo pronóstico, durante la cirugía, que tuvo lugar el pasado 29 de mayo, los médicos lograron arreglar el párpado de Kelsey. En una revisión tres días después, los médicos corroboraron que la joven se recupera favorablemente, pero su ojo podría tardar hasta un año en volver a la normalidad. Durante los días posteriores a la operación, Salmon se ha estado aplicando una pomada y gotas antibióticas cuatro veces al día para mantener la zona hidratada y evitar que se infecte.

Si bien la joven tuvo que pasar el día de su cumpleaños en la cama de un hospital, finalmente pudo viajar a Hawái sin problemas, salvo por el hecho de que todo el mundo la miraba.

Actualmente, Kelsey está intentando ponerse en contacto con la estilista para reclamar una indemnización, pero esta la ha bloqueado en redes sociales. Tras otro drama médico sucedido hace años, Salmon solo quiere recuperar los 20.000 dólares que el accidente ha cosatado a su familia.

Con respecto al perro, actualmente se encuentra en cuarentena y se está debatiendo si sacrificar al animal o no para que no suponga un peligro en el futuro.
noticias de noticiasdealava