Videojuegos para la revolución industrial

09.01.2022 | 00:37
Imagen de un simulador de realidad virtual de Virtualware para el entrenamiento de maniobras en subestaciones eléctricas. Foto: DNA

Empresas vascas como Virtualware o Ludus se especializan en programas de realidad virtual para aprender el manejo de herramientas complejas o ensayar tareas peligrosas

la revolución 4.0 que vive la industria hunde las raíces en años de trabajo a nivel tecnológico. Una labor de cocina que requiere de inversión, materiales y maquinaria punteros pero también de personal capacitado para realizar tareas superespecializadas. Y en ese eslabón formativo la realidad virtual juega ya un papel fundamental. Cada vez más empresas utilizan herramientas asociadas a esta tecnología que permiten aprender a hacer trabajos complejos o peligrosos en un entorno simulado calcado al real. Una especie de videojuego de gran utilidad tanto desde el punto de vista de la seguridad como de la optimización de costes.

Y Euskadi, como región industrial, es cuna de sistemas pioneros de este tipo que ya son referentes a nivel internacional. Virtualware, con sede en Basauri y camino de cumplir dos décadas de andadura, ha sido nombrada recientemente empresa más innovadora del mundo en el sector de la realidad virtual. La firma vasca no ha parado de crecer desde su creación en 2004 por tres ingenieros de la Universidad de Deusto y es ya un gigante con presencia en multitud de sectores como la energía, el ferroviario o la sanidad.

Especializada en tecnologías inmersivas e interactivas (que imitan una experiencia real), Virtualware está sabiendo aprovechar la llegada de la realidad virtual a la industria y suma ya medio millar de proyectos en casi una treintena de países. Entre sus clientes están Adif, Iberdrola o Mediapro, pero también otras empresas de corte estrictamente industrial como Guardian, Vicrila o Alstom. Eso en el ámbito más cercano, ya que Virtualware tiene presencia también en México, Estados Unidos, Reino Unido o Canadá y desarrolla proyectos para multinacionales como Bayer o Jaguar Land Rover.

centrales nucleares El último hito de la firma vasca ha sido incorporar su tecnología de realidad virtual a las simulaciones de una tarea tan crítica como el movimiento de combustible de los reactores nucleares del gigante General Electric Hitachi, con sede en Wilmington, en Carolina del Norte (EE.UU.). A través de la tecnología Viroo, la joya de la corona de la compañía vizcaína, se recrean espacios muy similares a los reales en los que se entrena de forma segura a los equipos de personas encargados de manipular el combustible de reactores nucleares, un proceso sumamente delicado.

Esa es la esencia de las soluciones que ofrece la empresa de Basauri, poder anticiparse a situaciones complejas o que pueden generar riesgos. No se trata solo de evitar accidentes, también de aprovechar mejor los recursos, ahorrar costes y mejorar la competitividad.

Virtualware ha duplicado sus ventas en 2021 hasta casi 5 millones de euros y prevé realizar nuevas contrataciones en esta primera mitad de 2022 para ampliar una plantilla que en estos momentos está formada por algo más de 50 personas. El objetivo para estos dos próximos años es seguir ampliando horizontes en el sector industrial de la mano de las salas Viroo (en estos momentos cuenta con una veintena de salas de este tipo repartidas en el mundo).

Unos años más joven pero también con gran proyección, la empresa bilbaína Ludus Global aprovecha la realidad virtual para mejorar la seguridad en las empresas, y de hecho ofrece sus servicios también a centros formativos y de prevención. Con sede en Bilbao, fue creada también por estudiantes de la Universidad de Deusto hace diez años y hoy en día tiene oficinas, además de en la capital vizcaína, en Madrid, con 35 personas en plantilla.

Además, gracias a la buena acogida que ha tenido la tecnología asociada a la realidad virtual en América Latina, Ludus realiza proyectos en México, Chile, Perú, Colombia, Argentina y Ecuador, con una rápida expansión.

Entre sus productos más solicitados están los programas para detectar riesgos en una planta industrial como pueden ser el atropello por carretilla, atrapamientos o caídas de distinto nivel. También hay sistemas de realidad virtual específicos para trabajos en altura, el manejo de puente-grúa o la extinción de incendios.

el futuro está en la industria La firma bilbaína Binary Soul condensa esa transición vital desde el mundo del videojuego entendido como un ocio hacia el mundo de la empresa. Suyo fue por ejemplo el primer videojuego 3D sobre la mitología vasca, Sorginen Kondaira, al que se puede jugar también en euskera, pero ahora los grandes objetivos sobre todo por una cuestión de rentabilidad y volumen de negocio están en la industria.

En este ámbito Binary Soul ha desarrollado un innovador sistema para la formación y capacitación de trabajadores, GTS (Gamified Training System) que ya se ha puesto en escena en firmas vascas como Tubacex, CIE Automotive o Siemens Gamesa.

Gestionet, ubicada en Erandio, es otra de las pioneras en traspasar las herramientas de los videojuegos al campo profesional. Está especializada en simuladores empresariales y ahora mismo está centrada en el desarrollo de soluciones para la economía verde y la lucha contra el cambio climático.

Son ejemplos de cómo la tecnología ligada a los videojuegos puede hacer mucho más fácil la vida a empresas y trabajadores. Euskadi cuenta con un buen puñado de estudios de desarrollo de videojuegos, en torno a una veintena, todos con plantillas cortas pero muy jóvenes y altamente especializadas.

Pero es el salto a la fábrica el que asegura la expansión y, con ella, el futuro. El argot recoge de hecho el término gamificación para referirse a ese proceso de utilización de los recursos de los videojuegos para formar trabajadores, en especial en el ámbito de la industria 4.0.

algunas empresas

Virtualware. Con sede en Basauri, cuenta con una plantilla de 50 personas. Uno de los líderes a nivel mundial en realidad virtual, acaba de ser nombrada empresa más innovadora en este campo. Con su tecnología Viroo está inmersa en un proyecto para dotar de más seguridad al manejo de combustible de los reactores nucleares de GE Hitachi.

Ludus Global. La empresa bilbaína está especializada en programas de realidad virtual para mejorar la seguridad laboral en diversos sectores, principalmente en la industria.

Binary Soul. Otra firma bilbaína que ha desarrollado un sistema de formación de trabajadores con este mismo germen en el mundo del videojuego y que ha sido utilizado ya en Tubacex o CIE Automotive.

Gestionet. La firma de Erandio desarrolla simuladores enfocados a la economía verde y la lucha contra el cambio climático.

noticias de noticiasdealava