Las moratorias de la banca por el covid ascienden a 1,35 millones

Abarcan a las hipotecarias y no hipotecarias y el saldo pendiente de amortización es de unos 52.087 millones

03.10.2020 | 00:03

madrid – Las entidades financieras españolas han concedido más de 1,35 millones de moratorias hipotecarias y no hipotecarias a los afectados por la crisis del coronavirus, con un saldo vivo pendiente de amortización de más de 52.087 millones de euros, según los datos publicados ayer por el Banco de España.

La información incluye tanto las moratorias hipotecarias y las de préstamos sin garantía hipotecaria que aprobó el Gobierno en su plan de medidas para mitigar el impacto de la covid-19, como los acuerdos de moratorias sectoriales de crédito alcanzados entre los bancos y sus clientes a través de las patronales financieras como medida complementaria a las moratorias legislativas del Ejecutivo. Tras terminar el plazo para solicitar estas medidas, los datos al cierre de septiembre muestran que los españoles afectados por el covid-19 han presentado 1,5 millones de peticiones de moratoria.

En cuanto a las moratorias hipotecarias del Gobierno, al cierre de septiembre se habían recibido 273.751 solicitudes, de las que se ha dado curso a 228.966, cuyo saldo vivo pendiente de amortización es de 20.900 millones de euros. También se han registrado 446.153 peticiones en el marco de la moratoria legislativa de los contratos de crédito sin garantía hipotecaria, de las que se han tramitado 396.772, con un saldo pendiente de amortización de los préstamos suspendidos de 2.900 millones de euros.

flexibilidad El mayor volumen de moratorias solicitadas y concedidas se ha enmarcado en el acuerdo sectorial de la banca, cuyas condiciones eran más flexibles que las de los programas del Gobierno, con 787.352 solicitudes, de las que se han tramitado 728.504, con un saldo pendiente de amortización de los préstamos suspendidos situado en 28.687 millones de euros.

Más del 70% de los deudores beneficiarios y avalistas de los tres tipos de moratoria son asalariados, mientras que el desglose en los trabajadores autónomos muestra que los principales beneficiarios de moratoria son comercio, hostelería y otros servicios, seguidos de actividades profesionales, científicas y técnicas, transporte y construcción (estos sectores aglutinan casi el 80% del total de moratorias para autónomos a las que se ha dado curso).