Como todos, tiene ganas de que esto pase. Le esperan la carretera y los escenarios. Hay muchos proyectos que retomar. Pero la vida le ha entrenado para momentos como estos. Le sobra capacidad de resistencia. Y se nota.
La contraentrevista Aurora Beltrán.

“Ha habido un gran retroceso en libertad de expresión”

31.05.2021 | 00:12
“Ha habido un gran retroceso en libertad de expresión”

¿Tú también empiezas a ver la luz al final del túnel?

–Sí, pero si el resto de la gente también se apunta a verlo o, por lo menos, si son responsables para que los demás podamos verla.

¿Se te está haciendo largo?

–Si soy muy sincera, no, porque yo vengo entrenada de diálisis y de trasplante. Estoy acostumbrada al confinamiento.

Te hace falta poco para estar bien, incluso en estas circunstancias.

–Soy una tía muy feliciana. No me aburro nunca. Cuando vas haciendo canciones, no piden pan.

¿Qué te inspira la frase "De esto vamos a salir mejores"?

–Desconfié de esa frase desde el principio. Cuando pasan cosas de estas, los que son buena gente siguen siendo buena gente, pero los que son malos se vuelven peores.

¿Has compuesto alguna canción sobre la pandemia?

–No. Respeto a quien lo haya hecho, pero ahora no me apetece mirar hacia atrás y que esto se vaya a quedar plasmado.

Te ha interrumpido unos cuantos proyectos...

–Eso sí, pero como a cualquier otra persona. Y no solo en lo profesional, también en la vida.

Han tenido que ser raros los conciertos que sí has podido hacer.

–Cuando miras desde el escenario y ves a la gente con la carita tapada, te da congoja. Pero también te da alegría ver que, pese a todo, la gente ha hecho el esfuerzo de ir.

¿Cambiará algo sustancial en la música lo que hemos pasado?

–¿Tú crees que va a cambiar algo sustancial en la vida? Yo creo que la gente tenemos mala memoria. Creo que, en general, cuando esto escampe vamos a seguir parecido... de mal y de bien.

¿Te explicas que varios músicos hayan abanderado el negacionismo?

–Conozco algún caso, que también me sorprende, aunque la ocupación de las personas no tiene nada que ver. Hay hasta médicos negacionistas. Sí pasa que los que tienen más presencia en los medios de comunicación llegan a más personas.

Sigues en las redes sociales. ¿No has tenido tentación de abandonarlas?

–Yo lo que hago es que cuando me parece un vertedero, pues chapo y no voy, no miro. Yo las uso para anunciar conciertos, y ahora que no hay, retuiteo aquello con lo que me identifico.

¿Te sorprende el retroceso en libertad de expresión?

–Buf, es que yo creo que ahora hay más censura que hace mucho tiempo. Hay cosas de los 80 y los 90 que ahora recibirían hachazos.

No es lo único en lo que hemos retrocedido.

–Tenemos ahora mismo movimientos que yo sabía que existían, pero quizá estaban escondidos y se les están dando alas y se les está normalizando. Eso me asusta.

¿Y qué te parece la respuesta de los progresistas?

–Me recuerda una viñeta en la que había dos partidos de derechas diciendo "tenemos mucho en común" y al lado, dos partidos de izquierdas que decían "no tenemos nada en común". Yo siempre he pensado que en el caso de la izquierda tenemos que estar unidos. Luego ya puliremos.

A pesar de todo, ¿crees que hay motivos para la esperanza?

–Llámame utópica, pero yo siempre pienso que hay un motivo para la esperanza. Si no, ¿qué nos queda?

noticias de noticiasdealava