El tranvía al sur sopla la primera vela

La pandemia y las restricciones han lastrado las buenas previsiones de usuarios que se esperaban para la ampliación

15.02.2021 | 01:15
Parada de Ekialdea, en la calle Florida, con las nuevas unidades de siete módulos del tranvía en el ramal sur. Foto: J. Muñoz

La presencia del tranvía por las calles del sur y la zona universitaria cumple su primer año. El sábado 15 de febrero de 2020, se convirtió en realidad la primera ampliación del metro ligero de Gasteiz después de una docena de años de exitoso funcionamiento en los otros dos ramales de Ibaiondo y Abetxuko. No ha sido un aniversario del tranvía a pleno rendimiento debido al azote del coronavirus y la aplicación del confinamiento de la población, apenas un mes después de entrar en funcionamiento. Este hecho incidió de manera directa en un desplome en sus cifras de pasajeros, durante los meses en los que la actividad se paralizó, y los convoyes completaron casi vacíos los trayectos.

Tampoco el estreno pudo desarrollarse según los planes previstos. La convocatoria para las fallidas elecciones autonómicas del 5 de abril, canceladas también por la pandemia, impidió que pudiera llevarse a cabo el viaje inaugural con la comitiva de autoridades en su interior. Únicamente los trayectos gratuitos durante esa jornada y la presencia de un grupo musical en la parada de Domingo Martínez de Aragón fueron la señal de celebración por el estreno del ramal al sur y la zona universitaria.

El arranque de esa ampliación fue prometedor con unos datos de 11.167 usuarios en sus siete primeros días de circulación, entre el 17 al 23 de febrero, en una cifra que llegó a superar incluso las previsiones que manejaba Euskotren. El horizonte del gusano verde se situó más allá del tope del apeadero de la calle Angulema y se ampliaron sus dominios hacia paradas en la calle Florida, a la altura del centro Ekialdea, las de Hegoalde y la Universidad, como punto final de recorrido. En esa primera semana de uso, con los únicos datos disponibles que a lo largo de este año se han tenido, revelaron la importancia de la parada de Hegoalde como la de mayor demanda, con 4.298 viajeros. Por detrás se quedaron las de Ekialdea y Universidad, ambas con 3.346 usuarios. Estas buenas cifras en la primera semana de trayectos invitaba a pensar en que se lograría doblegar con holgura la barrera de los 9 millones de usuarios en el tranvía de Gasteiz, después de haber alcanzado los 8,3 en el año 2019. Sin embargo la declaración del estado de alarma resquebrajó esas previsiones, que se habrá quedado muy por debajo de los ocho millones de viajeros transportados el pasado año.

La estructura de los tres ramales y la conexión para llegada al campus universitario se reparte de manera que los convoyes que inician el recorrido en Ibaiondo completan todo el trazado hasta el punto final en la Universidad. En el caso de los viajeros que desde Abetxuko quieren acceder al sur, deben hacer en la parada de Ekialdea, en la calle Florida, el transbordo de una unidad a otra para alcanzar la zona de Adurza y la Universidad.

El proceso de construcción tuvo que afrontar la complicación añadida de hacer atravesar los convoyes por el puente de Las Trianas. El porcentaje de inclinación de la rampa no fue obstáculo que lograra frenar su avance y tan solo hubo que ensanchar unos metros, hacia la calle Fuente de la Salud, la plataforma del puente para dar cabida al nuevo actor de la circulación. Al mismo tiempo se aprovechó también para crear un carril bici paralelo a la trama de las vías, que hace posible conectar la calle Los Herrán con la pista roja ya existente en Nieves Cano y el sur de Gasteiz. De esta manera, el tranvía inicia en Angulema su recorrido de 1,4 kilómetros. Avanza por la calle Florida para girar a la derecha y enfilar la subida por el puente. Se adentra después por la calle Castro Urdiales para avanzar hacia Nieves Cano. En esta arteria se decidió que la trama fuera de una única vía y no doble para no congestionar más la calle y dejar huecos de estacionamiento a los vecinos. Una vez que negocia el viraje a izquierdas a la calle Martínez de Aragón, la vía vuelve a desdoblarse en el punto final del recorrido.

Los datos

Ampliación a Adurza. El tramo que ahora cumple su primer año en servicio consta de 1,4 kilómetros. Arranca en la calle Angulema y avanza por Florida, puente de Las Trianas, calle Castro Urdiales, Nieves Cano y termina en Martínez de Aragón. Cuenta con tres paradas como son Ekialdea, Hegoalde y Universidad.

Extensión a Salburua. El pasado mes de junio se iniciaron los trabajos para la futura implantación del metro ligero, que conectará el centro con el gran barrio del este de la ciudad. El trazado de 2,5 kilómetros arrancará en la parada de Ekialdea, en la calle Florida, y subirá hacia Los Astrónomos. Tras el giro a la izquierda, en la intersección con avenida Budapest, se interna en Paseo la Ilíada. Al llegar a Bulevar de Salburua, gira de nuevo a la izquierda, para discurrir hasta la parada final en avenida 8 de Marzo.