Una maratón en solitario contra la ataxia telangiectasia

El corredor de Amurrio Abel Fernández afrontará el 5 de julio un recorrido de 42 kilómetros

29.06.2020 | 00:37
Abel Fernández, en la cima del monte Babio en Ayala, ataviado con la camiseta de Aefat.

amurrio – Lleva más de 70 maratones a sus espaldas, disfrazado de Spiderman, pero el próximo domingo 5 de julio cumplirá el sueño de correr una maratón en su Valle de Ayala, aunque en solitario y, como siempre acostumbra, para recaudar fondos por una buena causa. Se trata del vecino de Amurrio, conocido por el apodo de SpiderAbel, Abel Fernández Mendivil, que en esta ocasión se ha volcado con Aefat. Es la asociación que agrupa en el Estado a las familias con niños y jóvenes con ataxia telangiectasia. Una enfermedad rara y neurodegenerativa que aún no tiene cura ni tratamiento, y que afecta a dos chicos en Euskadi, ambos en Álava, y a unos 30 en España.

"Contactó con nosotros a través de una red social hace unos años, para colaborar corriendo con nuestro equipo Zurich Aefat en los maratones, empujando las sillas de nuestros afectados. Y ha acabado siendo como de la familia, implicado con nosotros al máximo dentro y fuera de las carreras. Es una gran persona", dice de SpiderAbel el presidente de Aefat, Patxi Villén.

De hecho, Abel Fernández es miembro de asociaciones como Montes Solidarios y, durante el confinamiento, ha sido uno de los 100 voluntarios que, coordinados desde el Ayuntamiento de Amurrio, han prestado servicios a la población más vulnerable al contagio, llevándoles las compras o los medicamentos; sin olvidar que también formó parte de la kalejira que cada tarde, del 9 al 29 de abril, animó a los habitantes para hacer más llevadero el confinamiento. Sin embargo, lo que terceros califican como ser solidario para él no es más que "la forma que tengo de motivarme para afrontar los retos deportivos que me impongo en la vida", reconoce quien, a buen seguro, no flaqueará en ninguno de los 42 kilómetros del recorrido diseñado, precisamente, pensando en los niños a los que se ha propuesto ayudar.

investigación parada "La pandemia provocada por el covid-19 ha causado también efectos secundarios que apenas se perciben. Maratones y eventos solidarios cancelados o pospuestos que ponen en peligro la recaudación de fondos para la investigación de enfermedades raras como ésta, además de su efecto en la calidad de vida de los afectados, ya que son grupo de riesgo", señala. Y es que esta enfermedad, degenerativa a nivel físico, provoca que los niños tengan que usar silla de ruedas hacia los nueve años y que necesiten cada vez más ayuda para sus actividades básicas. La inmunodeficiencia y su propensión a complicaciones respiratorias dificultan también su día a día, pero, como destaca Villén "se mantienen intactas sus ganas de vivir, de viajar, de tener amigos, de ser felices...".

De hecho, Abel no descarta que "en los últimos kilómetros, ya de vuelta en Amurrio, me acompañe algún afectado, así como compañeros del club de atletismo Oinkariak, aunque no queremos ser mucha gente. Toca ser prudentes, que el bicho sigue ahí", subraya. Quienes sí le acompañarán en el reto, aunque en bicicleta e indicándole la dirección a seguir, serán Kepa Vallejo en representación de las familias de Aefat y el presidente de Oinkariak, Pablo Mas, autor del recorrido. "No me lo ha puesto fácil para nada. Es un itinerario exigente, con mucho sube y baja y cambio de pavimento, pero no hay dolor", asegura Fernández.

En concreto, el recorrido pasará por Murga, Luiaondo, Respalditza, Zuaza, Menagarai, Kexana e Izoria, con salida y meta en Amurrio. El reto se podrá seguir en directo por las redes sociales de Aefat y los que quieran apoyar al corredor y su causa podrán donar directamente a través de las cuentas de Facebook e Instagram de la asociación, o mediante la cuenta ES85 3035 0228 9622 8009 9996.

Este reto solidario cuenta también con la colaboración del Ayuntamiento de Amurrio y su servicio de Protección Civil –con la ayuda de sus compañeros de Alonsotegi–, el Ayuntamiento de Ayala y la empresa Izalde Audiovisuales, que se encargará de retransmitir el evento. También se han organizado dos concursos para animar a la participación del público desde sus casas y en la zona. Por un lado, se premiará con un detalle a la mejor foto que se capte de SpiderAbel durante su recorrido del 5 de julio y, por otro, la persona que más se acerque sin pasarse al tiempo que tardará el corredor en culminar la maratón se llevará un lote de productos configurado con donaciones a la causa. "Fondo para completar el reto tengo, para hacer buen tiempo, ya no tanto", concluye, dando una importante pista a las personas que participen.

información La información completa se publicará en la web de Aefat (www.aefat.es) que, cabe recordar, está financiando un proyecto de investigación en la clínica Universidad de Navarra que podría dar con una terapia para los afectados de ataxia telangiectasia. En este sentido, la recaudación que logre SpiderAbel en la primera maratón solidaria Valle de Ayala será más que bien recibida, teniendo en cuenta que el equipo Zurich Aefat ha visto aplazada su participación en diversas maratones este año Barcelona, Donostia y Málaga, que la carrera Aefat Málaga de septiembre ha sido cancelada y que aún está pendiente de decidir si sigue adelante o no el festival solidario Aitzina Folk que se celebra en noviembre y diciembre en Vitoria. También se han cancelado otros eventos como fiestas de final de curso, bodas o eventos deportivos y culturales que iban a realizar una donación al colectivo. Ésta también estará presente en la plaza Juan Urrutia de Amurrio el día de la maratón, con un puesto informativo y de recogida de donativos. "También venderán camisetas o los calcetines solidarios de San Fermín que hicimos el año pasado", sentencia Fernández.